Diputados locales: menos tiempo de trabajo y más para campañas políticas

Diputados locales: menos tiempo de trabajo y más para campañas políticas

Las fuerzas políticas se preparan para las elecciones del 2021, y en esas fuerzas políticas están los operadores esenciales, que (en muchos de los casos) son los diputados locales. El trabajo legislativo tiene adeudos importantes con el estado de Zacatecas, como el avance en los procesos de rendición de cuentas, la puesta en marcha de un verdadero presupuesto basado en resultados, el cambio radical de la normatividad municipal, el impulso de la participación y la incidencia ciudadana en las decisiones de gobierno, el reconocimiento jurídico de los derechos civiles de los zacatecanos, y un largo etcétera. Los diputados tienen tiempo para trabajar en comisiones y en la preparación de iniciativas todos los días, menos los martes y jueves. Además de periodos vacacionales jugosos. Por ese motivo extraña la propuesta del diputado Ferrer, y consentida por la mayoría de los legisladores desde la cabeza colectiva de la Legislatura. Al analizar la exposición de motivos queda claro que no saben cómo justificar dicha iniciativa: motivos vacíos y un texto de paja.

El argumento esencial es que requieren tiempo para preparar las iniciativas y ‘no improvisar’, pero al mismo tiempo, no reglamentan esos periodos extras de omisión de sesiones plenarias. Se supone que reducir los periodos ordinarios, es para trabajar en algo distinto de las actividades alrededor de las sesiones; sin embargo, no hacen un reglamento sobre esos tiempos: ¿qué tipo de trabajo harán?: ¿cuáles serán los productos, qué obligaciones y formas de verificación del trabajo tendría y, además, cuáles sanciones existirían en caso de incumplir con el trabajo? Nada. Quedó libre o abierto. Así las cosas, queda claro que no es tiempo para lo que manifiestan en los Motivos de la iniciativa, entonces, ¿para qué es? Por los destapes precipitados y los diversos anuncios de campañas de facto, es razonable pensar que el verdadero motivo de los diputados es contar con tiempo para dedicarse a dichas campañas y a los procesos políticos de la definición de candidaturas. Pero con salario completo, claro está.

En este contexto, es razonable también pensar que necesitarán dinero extra para operar en los eventos políticos mencionados. Para ello, hay varias opciones, y una de ellas es revivir con otro nombre las antiguas herramientas legislativas; pero pueden tomar con la Secretaria de Finanzas algunos acuerdos para tener, mediante ‘apoyos a la gestión’, recursos económicos extras para la operación política. Así, los legisladores estarán concentrados en las metas políticas rumbo al 2021. En este sentido caben las preguntas: ¿y su función legislativa? ¿Y su función de contrapeso al Ejecutivo? ¿Y el trabajo atrasado con diversas iniciativas en el congelador? Es evidente que en un tiempo sobre-politizado, las iniciativas más osadas serán detenidas o congeladas o rechazadas. En suma, mal augurio para la actividad legislativa de la 63 Legislatura, y bien por la diputada Alma Dávila que puso el dedo en la llaga al denunciar este mensaje político de Casandra.

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ