Un rockcito para todos los roles / Rock, ¿una forma de vida o un estado de ánimo?

Un rockcito para todos los roles / Rock, ¿una forma de vida o un estado de ánimo?
Los Tick’s, de nueva cuenta, tocaron el domingo antepasado en la explanada de La Bufa, ante una asistencia muy respetable. Varios centenares de personas se dieron cita para escuchar rocanrol

Desde que el rock fue proscrito en México, el 11 de septiembre de 1971, ha sufrido infinidad de desaires, descalificaciones y una larga lista de cancelaciones; no obstante, la forma en que se permite todo tipo de facilidades para que se toque por doquier la cumbia, el norteño, el corrido, la guaracha y hasta el reguetón, el rock se ha mantenido en el gusto del público que hace algunos años estaba en un excelente nivel.

Cuando los asuntos monetarios y políticos son la base principal de la cultura de un pueblo, no hay poder humano que haga cambiar de opinión a la banda más comprometida con las vertientes del metal; sin embargo, los más aferrados rockers de cualquier subgénero del metal cambian de opinión por un puñado de directrices aterciopeladas y endulzan el café con besos, arrumacos y un trozo de pan con mermelada de piña, no importa que el gobierno en turno haya montado escenarios profesionales con excelentes avances tecnológicos para disfrutar de un buen tokín, un foro del tamaño del mundo donde quepa toda la banda, las mejores agrupaciones locales y la banda… brillando por su ausencia. Una inversión infructuosa, como tratando de ganar adeptos para el dieciocho, porque Zacatecas trabaja diferente, deslumbrante y, sin embargo, los tres centenares de rockeros que estuvieron presentes en la jornada del rock metal zacatecano disfrutaron al máximo, porque el rock no tiene cuestionamientos aunque no sea sustentable; aunque el rock sea como una utopía, sólo un estado de ánimo, el rock estará siempre allí, con la banda.

Esto hace suponer dos cosas: que el rockero desea hacer de las suyas donde haya gente que lo vea, que lo admire, que se hable de él por su andar, por su posición ante la vida y por gustar de la diversidad cultural, o definitivamente, por conocer las propuestas de los artistas que se presentaron en Plaza de Armas; muy respetables las dos posiciones y, en realidad, hubo quienes estuvieron con todo, apoyando la escena estatal en el Multiforo. Otros, le cayeron al domo de la Purísima para escuchar rock en sentido amplio; Simulador y Carrot Cake se discutieron en su campo de acción. También en la explanada de La Bufa se dejó ver alguna banda escuchando y disfrutando del rock sesentero de los masters Confidentes del rock y Los Tick’s. No sólo había veteranos de guerra, igual bailaban jóvenes y no tan jóvenes. Los Tick’s abrieron la velada con Camina, no corras, para ir desplegando un abanico de nostálgicas piezas de carácter sesentero, donde la candidez de la época salía a relucir en piezas como No hay amor, Es Lupe, Hermanita; el rocanrol a través del jerk, bule bule, a go gó y hasta yenka pusieron a bailar en seductores movimientos a algunas parejas que, al ritmo de La Bamba, Pólvora, Despeinada, Aviéntense todos, El Rey Criollo, tocaban los Tick’s, una agrupación que surge en 1967 con Chuy Espino en el requinto y coros, el profe Brígido Martínez en la batería, procedentes de Los Kirópteros y Los Gup Zak que vienen desde los inicios del sesenta; la cincuentenaria agrupación es complementada por Manuel Martínez en el bajo y Salvador de Alba en armonía y voz. Medio siglo en escena parece un suspiro, pero, para andar en el rol, se necesitan más que valor, vocación y ganas de interpretar la música que se lleva dentro. Por supuesto, ha participado en la agrupación infinidad de músicos donde destacan Tito Ortiz, José Antonio Vázquez “El Chicles”, Salvador Sánchez, Ángel Zamora, Benjamín Guerrero, Beto Orozco, Tacho Peralta, “El Chato” Valadez, Juan de Dios Rodríguez, quienes han dejado un enorme legado a las generaciones de rocanroleros zacatecanos. A estas fechas se hace menester realizar un merecido homenaje a Los Tick’s por sus primeros cincuenta años en escena. Ojalá el Instituto Municipal de Cultura de Guadalupe se dé a la tarea de organizar dicha empresa. Existimos varios ciudadanos que podemos colaborar para que esto se haga realidad.

Los Confidentes del Rock también hicieron acto de presencia el domingo antepasado en la explanada de La Bufa, ante una nutrida asistencia. Muy buen rocanrol esa noche

Otra agrupación muy aplaudida fue la de Los Confidentes del rock, que se dio vuelo con versiones a los clásicos de la época dorada, Sonámbulo, Aviéntense todos, La Bamba, Popotitos, Chica alborotada, La Plaga, El rock de la cárcel, Have you ever seen the rain -de Creedence- Clearwater revival, Let it be, Hey Jude y Don´t let me down -del cuarteto de Liverpool-, Imagine -de Lennon-, We Belong -de Richie Valenz- y Venus -de Shocking Blue-, excelentes interpretaciones a cargo de Pepe Orozco, en la guitarra y voz; Juan de Dios Rodríguez, en el bajo; Gustavo Rodríguez, en guitarra y coros; Ramón Alvarado, en la batería; Juan Javier Zúñiga, en los teclados, y E. Sánchez Barajas, en las voces.

Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ