Modificación al Presupuesto, oportunidad de oro

Modificación al Presupuesto, oportunidad de oro

Nada es tan obstinado como un elegante consenso.
Margaret Hilda Thatcher.

Entre muchas otras características, el Estado comprende a los poderes federales, que juntos hacen el Supremo Poder de la Unión, de los Estados Unidos Mexicanos. Sus facultades las delimita la Constitución Nacional y en ella se intenta dar equilibrio y autonomía a cada uno de ellos.

De las acciones derivadas de las atribuciones y responsabilidades que haga y que tiene cada poder, se construye el gobierno, que ha de dirigir el poder ejecutivo. Hablando en plata, si esta idea la queremos romantizar, los Poderes de la Unión están perfectamente delimitados, para dar paso al buen funcionamiento del Estado Mexicano. Pero no es así, nunca lo ha sido, nuestro modelo depende más de la buena voluntad del Ejecutivo, y de la responsabilidad del legislativo y del judicial, que de las propias consecuencias por transgredirse entre sí; de tal suerte que como en la mayoría de los casos pasa, el ejecutivo propone y el mismo ejecutivo dispone. Dispone, a su vez de la buena voluntad o sumisión que tienen los integrantes de los otros dos poderes, en ocasiones, de quedar bien con el jefe del ejecutivo, porque si continuamos hablando en plata, es muy atractivo ser “cercano” del presidente por lo que pudiera pasar. Al final de cuentas, el sistema presidencialista en el que vivimos otorga facultades (algunas de ellas discrecionales) al que ahora despacha en palacio nacional. La propia integración de cada legislatura y de cada terna para ser ministro, las diseña el presidente en turno, igual que muchas otras decisiones que no debieran corresponderle ni a propuesta de terna, mientras no deje de existir subordinación.

La facultad más importante que tiene la Cámara de Diputados es la aprobación del presupuesto. En gran medida, es la razón de ser de la cámara baja, puesto que con la representación popular con la que se inviste cada diputado, se diseña el gasto que ha de ejercer el país durante el año. 2020 pasara sin duda a la historia por muchas razones y una de ellas porque el presidente ha declarado que mandará al Legislativo su propuesta de modificación al Presupuesto, toda vez que la ley le otorga esa facultad cuando se trate de una emergencia, la cual queda completamente justificada con la pandemia del COVID-19. Hasta ahí, todo bien, es urgente que el ejecutivo federal modifique el gasto y fue correcto que convocara a los estados del país a hacer lo mismo, valga la ocasión para felicitar al Gobernador del estado de Zacatecas y al Secretario de Finanzas Jorge Miranda, por haberse propuesto modificar en el la legislatura local el presupuesto, con el consenso de todos los y las diputados y diputadas de todos los partidos, dejando vigente el pacto democrático y de respeto a la autonomía, que no solo obliga la ley, sino que manifiesta la voluntad de construir acuerdos políticos que permitan gobernabilidad. Luego entonces, AMLO tiene una nueva oportunidad de construir un pacto federal en torno al nuevo presupuesto. Puede unir al país en uno de los peores escenarios para México y para su gobierno. Si saca por consenso, vía acuerdos y operación política las modificaciones sin utilizar la aplanadora de la mayoría encabezada por MORENA, muchos que no estamos de acuerdo en diversas decisiones, reconoceríamos la altura de miras y la pulcritud con la que se sacó una reforma de gran calado. De el presidente, se espera muchísimo más de lo que se esperaba de cualquiera de sus antecesores, incluido Fox. Debe dejar claro su compromiso con la democracia, con el equilibrio y autonomía de los poderes, más allá de que la ley (cuando no se trate de modificaciones mayores al 5% del presupuesto) y su mayoría en el congreso le den la posibilidad de pasar vía “fast track” la reforma, el ejercicio del poder es un arte que obliga a hacer uso de los finos oficio del mismo, en tiempos tan complejos como el que vivimos.

Mario Delgado, coordinador del grupo parlamentario de MORENA y jefe de la JUCOPO, es un hombre de pasiones y esos hombres normalmente tienen otras virtudes, es leal con AMLO, por ejemplo; pero desde mi punto de vista el poder también desgasta en la cámara. Ha dejado de ser un interlocutor ideal para el consenso, no así para la ejecución de la votación de la aplanadora cuando se necesita, pero como dije párrafos atrás, México merece la mejor versión del presidente y en este caso, es por la vía de los acuerdos la mejor manera de demostrarlo. ■

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ