La tecnología ha permitido que bandas den a conocer nuevas propuestas: Azul

  • Esto es un logro ante el colapso de empresas que sólo promocionan música comercial: vocalista

Las nuevas herramientas tecnológicas han permitido que sea el público el que elija qué escuchar y no limitarse solamente a escuchar lo que se impone en medios comerciales como la radio o la televisión.

Eso fue algo que ha ayudado a Azul Violeta, pues en un inicio su propuesta fue poco comprendida, ya que eran demasiado “fresas” para tocar rock o demasiado rockeros para tocar música considerada como “fresa”, dice Yuri, bajista de la banda, pues los géneros estaban segmentados.

Esto ocurrió en una época única y especial del rock en español hace casi 30 años, cuando surgieron muchas bandas que actualmente también se han consolidado, pero las redes sociales, el acceso a la música por Internet, permitió homogenizar la música.

Para Hugo, vocalista de la banda, esto es un logro, ante el colapso de los grandes sellos discográficos que solamente están fichando a cantantes de música pop o comercial, ya que actualmente las disqueras han dejado de desarrollar a nuevos talentos.

Y las bandas han vuelto al “hágalo usted mismo”, pero con nuevas tecnologías, las cuales han regresado el arte a la música. Puso como ejemplo a la banda de su estado, Troker, quienes han logrado traspasar fronteras con su música.

Aunque no sólo es hacer música y subirla a la red para tener éxito. Sino que debe haber un trabajo previo, disciplina, y creer en un proyecto. Además, existen instituciones de gobierno que apoyan y apuestan por crear espacios y festivales.

Por su parte, Iván, tecladista, comparte que es necesario e importante que las bandas de rock en español se mantengan, tomando en cuenta que actualmente existe mucha “contaminación auditiva”.

Mucha gente prefiere la música de banda o el reggaetón, la cual opina Iván, es dañina. Y es de reconocer a las bandas independientes que logran forjar su carrera sin tener que recurrir a estaciones de radio o a empresas de televisión.

Azul Violeta comenzó cuando Hugo tocaba en una banda de metal e Iván acudía a sus tocadas y se aventaba sus “palomazos”.  Esa amistad y ese espíritu de diversión que ha durado toda una vida, ha sido lo que ha mantenido unida a la banda.

El vocalista cuenta que los primeros toquines se realizaron en diferentes galerías de arte, pues no había bares o restaurantes que invitarán a bandas a tocar por la falta de sonido y espacios. Poco a poco se dieron a conocer de manera local. En ese entonces existían cerca de 4 o 5 bandas de rock que tocaban en Guadalajara.

Azul Violeta grababa sus canciones en casete y los vendían en los lugares que se presentaban. También hacían sus propios diseños a mano en playeras y entre sus seguidores las vendían. En ese tiempo, dice Iván, su única pretensión era hacer música.

Cuentan que el grupo de rock mexicano Caifanes visitó su ciudad y tuvieron la oportunidad de ser la banda telonera que abriera sus shows en Guadalajara. A partir de eso nació una amistad que aún perdura.

Cuando Caifanes grabó un disco, los Azul Violeta se animaron para buscar una disquera que los fichara. Hugo menciona que grabaron con EMI, pero se les ofrecía contratos “leoninos” que beneficiaban únicamente a la disquera y no a los músicos. Aunque eso fue lo que los colocó en el mapa del rock mexicano.

Iván relata que empezaron a viajar constantemente a la Ciudad de México con la intención de seguir haciendo promoción. Llegaron las giras y comenzaron a alternar con bandas de rock mexicano que empezaban a destacar como Fobia, Víctimas del Doctor Cerebro y el solista Alex Sintek, entre otros.

Hugo recuerda que la primera versión de Azul Violeta empezó en el año de 1988. Cuando se encuentra con César “Vampiro” López, quien tocó en el grupo Maná. Con influencias del rock inglés de los 80.

En 1991 promocionan su primer material, en las radios locales de Guadalajara. La banda permanece en stand by tres años y en el 94, Vampiro e Iván salen de Maná y proponen reiniciar el proyecto de Azul Violeta con Yuri en el bajo. En el año de 1998 producen Globoscopio, disco que se grabó en un teatro abandonado en la población de Chapala, Jalisco.

Esperan sacar un par de tracks nuevos y una nueva gira para celebrar 30 años de carrera artística. Recientemente tocaron en Zacatecas, dentro del Festival Vive la Ciudad, el cual dice Hugo, es de los pocos festivales a nivel nacional, en que se escogen escenarios ideales para tocar y presentar diferentes propuestas artísticas.

Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ