Las + Recientes

La política no es el problema, es la solución

La política no es el problema, es la solución

Son tiempos difíciles, la realidad es compleja, todo nos cuestionamos con razón, hay políticos rebasados por la realidad, una democracia con problemas que no ha funcionado como hubiéramos querido, aunque con libertades.

Uno de los principales problemas que aqueja a los ciudadanos es su clase política y la política en general. Al día de hoy, hay mucho desacredito, se ha perdido la confianza y ha provocado una seria amenaza a la democracia misma. Por esa desconfianza de los ciudadanos a sus representantes, se ha agravado la crisis de representatividad, ¿y cómo no?, elementos para llegar hasta aquí sobran.

Para ello, hay quienes sacan su medicina frente a un diagnóstico equivocado, teorías del desarrollo sin análisis claro de capacidades institucionales o política pública aplicada, además, hay quienes hacen pasar sus intereses personales por medidas técnicas para sacar ventaja y ganarse algo, incluso actores que creen que se puede gobernar para la gente, sin la gente.

Tenemos la sociedad más informada y reactiva de la historia, sin embargo nuestra capacidad de organización entorno a proyectos para el bien común es muy limitada, somos muy apáticos o reaccionarios sin rumbo, ni respeto y pretendemos corregir errores ahondando en ellos. Por ejemplo, hay situaciones como el incremento al precio de la gasolina que nos molesta y preocupa a muchos, para ello, siempre debe haber derecho para la libre manifestación, sin embargo, eso no da derecho a cometer actos vandálicos, robar o transgredir el derecho de otros, bajo ninguna circunstancia.

Somos perfectamente conscientes de la magnitud de los abusos, malas prácticas y baja corresponsabilidad ciudadana. Tenemos claro, que cuando algo no funciona, no es buena idea insistir en lo que te ha llevado hasta allí. Sin embargo, hay algo con lo que podemos contar para salir del hoyo, primero dejar de cavar, dejar de hacer lo mismo;  enseguida, utilizar nuestra iniciativa, nuestra inventiva y nuestra capacidad de emprender como individuos, ciudadanos, organizaciones de la sociedad civil, universidades, iniciativa privada, todos de manera coordinada y corresponsable,  organizándonos en conjuntos humanos que persigan objetivos comunes. -“No te preguntes que puede hacer tu país por ti, pregúntate que puedes hacer tú por tu país”- dijo John F. Kennedy.

Pude haber divergencias, sin embargo las coincidencias deben estar por encima de éstas, debemos potenciarlas para hacer realidad un proyecto decente, moderno, inteligente, consciente de nuestras fortalezas y debilidades. Los progresos más innovadores provienen de un cambio de perspectiva.

Hemos logrado cosas que ya no reconocemos, ya hay mucho camino recorrido, hay instituciones sólidas que funcionan bien, pero hay otras que le tenemos que ordenar las piezas, ajustarlas y equilibrarlas.

Debemos pasar de realizar sólo diagnósticos de los problemas, a encontrar mecanismos para resolverlos. Hay muchos Zacatecanos que compartimos un mismo sueño, en la sociedad, en la academia y en el gobierno. Debemos trabajar juntos, trabajar diferente, no romper pero tampoco dejar las cosas igual.

Cuando nos unimos somos imparables, por eso, debemos reformar juntos, recuperar los sueños, la esperanza y la ilusión, vamos a proponer de manera corresponsable y colaborativa, con madurez, edificando un proyecto común para el bien de todos, para alcanzar un Zacatecas de oportunidades, con un gobierno para todos, que su actuar provoque beneficio social, con políticos que sean humildes y estén a la altura de los ciudadanos. Lo mejor que le puede pasar a Zacatecas es que trabajemos diferente para que haya cambio, pero con diálogo.

Que si Trump, que si la gasolina, etc.. necesitamos menos campañas de enfrentamiento y más trabajo, sin miedo, con ilusión, somos gente normal y queremos hacer cosas extraordinarias, podemos equivocarnos, pero no tenemos miedo a que eso ocurra, porque tendremos la sensatez de corregir, más miedo debe provocarnos dejar las cosas así.

Llegó el momento de creer en nosotros mismos, creer en Zacatecas, tenemos todo para ser los mejores. Ha llegado el momento de levantarnos todos juntos con un proyecto común, con gente que quiera construir y proponer, vale la pena hacerlo por nosotros, por nuestros hijos, por nuestros padres y por nuestros ancestros.

Mi pasión y mi ilusión es Zacatecas, ¿cuál es la tuya? La política no es el problema, la política es el medio para aproximar nuestras coincidencias y resolver nuestras diferencias. La política es la solución y la solución está en todos, hagamos política de verdad.■

 

*Coordinador Estatal de Planeación

Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70