11.8 C
Zacatecas
sábado, 18 mayo, 2024
spot_img

■ Asalto "débil", califica ministro ultraderechista Israelí

Irán, sin planes de represalia; minimiza ataque

Más Leídas

- Publicidad -

Por: La Jornada •

Dubái. Irán aseveró ayer que no sufrió ataque alguno desde el extranjero, y agregó que no había planes de responder a Israel, en una jornada en la que los iraníes reaccionaron con calma al anuncio de explosiones en el centro del país, atribuidas a represalias israelíes por el ataque del pasado día 12 que fue celebrado por miles de personas en Teherán.

- Publicidad -

Más aún, este incidente no fue mencionado por el presidente Ebrahim Raisi en el discurso que pronunció durante una gira por una provincia del noreste, mientras su canciller, Hossein Amirabdollahian, afirmó que los drones, que según las fuentes Israel lanzó contra la ciudad de Isfahan, eran minidrones y que no causaron daños ni víctimas.

Israel no se había pronunciado al cierre de esta edición sobre las explosiones registradas en Irán, mientras el principal líder de la oposición de Israel, Yair Lapid, fustigó duramente al ministro de Seguridad Nacional, el ultraderechista Itamar Ben Gvir, por un imperdonable mensaje sobre el ataque con drones, que calificó de débil, en pleno repunte de las tensiones en Medio Oriente.

Gvir fue acusado de atribuir implícitamente a Israel las explosiones registradas en Irán, luego de que publicó el mensaje ¡Dardaleh! en X, una palabra coloquial hebrea asimilable a débil, implicando que Israel estuvo detrás de las explosiones, pero que su actuación no fue lo suficientemente fuerte.

Las manifestaciones de apoyo al gobierno iraní se llevaron a cabo tras la oración musulmana de los viernes en Teherán, poco después de las explosiones que algunos funcionarios estadunidenses citados como fuentes anónimas por medios de prensa occidentales presentaron como la respuesta israelí a los 300 drones y misiles disparados por la república islámica contra el territorio israelí el sábado pasado.

Las explosiones se produjeron en la zona de la ciudad histórica de Isfahan durante la madrugada y muchos iraníes se enteraron de ellas al despertar, sobre todo por las redes sociales, aunque no parecían dispuestos a cambiar sus planes para el día de descanso semanal.

Iremos al parque. Todo está como antes, es una mañana de viernes normal, afirmó Bahar, de 24 años, animadora de un centro educativo en Teherán, contactada por la Afp.

La mujer dijo que se enteró de las explosiones por la llamada de un amigo que vivía en el extranjero.

Las autoridades y los medios estatales restaron importancia a las explosiones, no reportaron daños ni heridos y afirmaron que estaban relacionadas con la destrucción por la defensa antiaérea de «objetos sospechosos» que volaban cerca de una base militar.

Los medios y funcionarios iraníes describieron pocas explosiones que, según ellos, se debieron a que las defensas aéreas alcanzaron tres aviones no tripulados sobre Isfahan. Se refirieron al incidente como un ataque de infiltrados y no de Israel, descartando la necesidad de represalias.

Un alto funcionario iraní manifestó a Reuters que no había planes de responder contra Israel por el incidente. No se ha confirmado el origen exterior del incidente. No hemos recibido ningún ataque externo y la discusión se inclina más hacia la infiltración que hacia el ataque, afirmó.

Dicha agencia citó a una fuente familiarizada con evaluaciones de inteligencia occidentales que están de acuerdo con la versión iraní de que los drones despegaron dentro del territorio de la república islámica, lo que sugiere que fuerzas especiales o una facción iraní aliada con Israel estuvieron implicadas.

Amirabdollahian también se mostró cauto en sus comentarios a los enviados de países de población musulmana.

Los medios de comunicación que apoyan al régimen sionista (Israel), en un esfuerzo desesperado, intentaron hacer de su derrota una victoria, mientras que los minidrones derribados no han causado daños ni víctimas, dijeron los medios iraníes.

El jefe del ejército iraní, Abdulrahim Musavi, afirmó que se investiga la dimensión de la presencia de dornes, y confirmó que no se reportaron daños ni heridos, mientras continuaba vigente la hipótesis de que el ataque no se realizó desde el extranjero y fue efectuado por infiltrados más que por Israel.

Destacó que los sistemas de defensa aérea abatieron objetos sospechosos sobre Isfahan, la tercera ciudad más grande de Irán, a 406 kilómetros al sur de Teherán con una población de cerca de 2 millones de personas, y en la que se encuentra una base aérea de las fuerzas armadas, al igual que sitios vinculados con su programa nuclear, como la planta subterránea de enriquecimiento de Natanz, blanco en repetidas ocasiones de presuntos ataques de Israel.

Las explosiones en el cielo de Isfahan estuvieron relacionadas con los disparos de los sistemas de defensa antiaérea contra objetos sospechosos que no causaron víctimas o daños, informó la agencia iraní de noticias Irna.

Raisi volvió a defender el reciente ataque iraní contra territorio de Israel en respuesta al bombardeo contra su consulado en Damasco la capital de Siria, que se saldó con la muerte de 16 personas, entre ellos siete miembros de la Guardia Revolucionaria, incluidos dos generales.

Al cierre de esta edición, la Resistencia Islámica en Irak reivindicó hoy en un comunicado que llevó a cabo un ataque con aviones no tripulados contra Eilat, en Israel, pocas horas después de que drones sin identificar atacaran una base militar de las fuerzas paramilitares Hashd Shaabi en el centro de Irak.

- Publicidad -

Noticias Recomendadas

Últimas Noticias

- Publicidad -
- Publicidad -