Aspectos de una conquista parecida a otra, la de España y de América

Aspectos de una conquista parecida a otra, la de España y de América

Después de mucho navegar Después de mucho navegar por el oscuro océano amenazante encontramostierras bullentes en metales, ciudades que la imaginación nunca ha descrito, riquezas,hombres sin arcabuces ni caballos.Con objeto de propagar la fe y arrancarlos de su inhumana vida salvaje, arrasarnos los templos, dimos muerte a cuantos a cuanto natural se nos opuso. Para evitarles tentaciones confiscamos su oro. Para hacerlos humildeslos marcamos a fuego y aherrojamos. Dios bendiga esta empresa hecha a Su Nombre.

 

José Emilio Pacheco. Crónica de Indias. Del libro No me preguntes cómo pasa el tiempo. 1968

No sabemos por qué razones en México se desconoce tanto la historia de la conquista de España por los árabes que inició 710, ya que el mismo año cuando terminaba esa conquista en 1492 iniciaba la otra, pasando España de ser una nación conquistada a conquistadora del Nuevo Mundo. Por eso creemos que es indispensable conocer este episodio histórico árabe para entender mejor lo ocurrido en América, su enlace es claro.

En cambio, en México se han publicado cientos de versiones de la conquista española no solo en libros de historia de todo el mundo (imposible citarlos), sino también en ensayos literarios, novelas, poemas, etc. Contamos con los testimonios de los conquistadores, que forman parte de la mejor literatura de la lengua española, la estupenda historia de Joaquín García Icazbalceta, las espléndidas obras de Sor Juana, Alarcón, Balbuena, Vasconcelos, Reyes, Paz, Martínez, Rulfo, Fuentes, Alatorre y tantos más. Casi todos los historiadores de México y el extranjero hacen coincidir el genio militar de Cortés, los conquistadores y navegantes europeos con el Renacimiento. Pocos citan el antecedente de los árabes en la conquista de España que nos parece definitivo. Casi nadie afirma que la Arabia de Mahoma tenía una cultura superior a la de España de los años 700, a pesar de haber sido dominada por Gracia y Roma, igual que a los árabes en aquellos siglos.

Lo más sorprendente resulta que -habiendo tantos parecidos entre esos dos episodios- no se hayan reconocido como antecedentes y coincidencias históricas, así como las diferencias y otros aspectos de esos episodios.

Cierto es que ambos ejércitos eran imperialistas, el árabe y el español en sus respectivas épocas de auge, pero bien visto el primero era muy tolerante y civilizado comparado con el segundo: el árabe toleraba las religiones de los conquistados, los usos y costumbres, la cultura previa; en cambio, los españoles todo lo arrasaban a su paso en el nombre de Dios, de su Dios, el único permitido. En Toledo todavía hoy vemos la iglesia musulmana, la judía y la católica juntas, como convivieron pacíficamente en su tiempo.

De manera breve y necesariamente esquemática presentamos un panorama de la Conquista Árabe de España (1), para que el lector busque y descubra los aspectos en que se parecen una y otra conquista, veamos:

En el año 570 nace Mahoma, quien funda el movimiento religioso musulmán que crecerá por el mundo junto con el Imperio Islámico, para el año 700, apenas 130 años después, ya domina el medio oriente y el norte de Africa.

En 710 los árabes inician la conquista de la península ibérica, con Tarif a la cabeza, llevando en su ejército egipcios, libios y beréberes, los árabes apenas eran 44, cuando inician la conquista del sur de España.

Años antes, los gobernantes y pueblos de España se dividen y confrontan entre sí al imponerse un reino sobre los otros. Lo cual van a aprovechar los árabes.

Tariq substituye a Tarif, establece su base en Gibraltar en 711, y con un ejército de 9 mil beréberes emprende la conquista del sur y centro de la península; antes, quemará las naves para que su ejército sólo avance a la conquista.

El rey Rodrigo organiza a los españoles para rechazar a los árabes, con un ejército de 50 mil o más soldados, son derrotados en la batalla del Río Barbate en solo 7 días, por un ejército muy menor de Tariq o más valiente.

En dos años la conquista sube por toda la península y reinos, toma Toledo y  Barcelona, con Tariq al frente se unen a los árabes miles de españoles y judíos.

En la segunda etapa de la conquista de otros dos años, toma la jefatura Musa y en 713 los árabes llegan hasta el sur de Francia. El ejército lo integran beréberes, españoles, egipcios y judíos, sólo el mando era árabe.

Al territorio sur lo llaman al-Andalus, la península ibérica y Portugal son dominados. Salvo los Vascos que nunca los conquistan.

La cultura árabe era más avanzada que la española, llevan a los clásicos griegos desconocidos en Europa y las ciencias árabes: matemáticas, física y geometría. Aportan a occidente la tolerancia religiosa, usos y costumbres, que los españoles negarán al Nuevo Mundo, 8 siglos después.

El hijo de Musa, Ibn Musa, se casa con la hija de Rodrigo, Egilona, y toma las dos coronas, estableciendo su reino en Sevilla en 715.

La capital del Imperio Islámico erá en esos años Damasco, de la dinastía Omaya, cuyo dominio llega al occidente hasta España y Portugal, el norte de Africa, el medio oriente y se extiende hasta la India y el extremo oriente durante 6 siglos.

La dominación islámica de casi ocho siglos en España: 710 a 1492, tiene como último reducto a Granada, al final recuperada por los Reyes Católicos, que llevan a cabo la persecución de árabes y judíos, con la limpieza de sangre española.

Los árabes en la conquista de España, dominan política, económica y militarmente, con tolerancia permitían los usos, costumbres y religiones previas, la católica y la judía, durante su dominación. Aportando una gran cultura a los iberos.

En 1492 inicia España la conquista de América, surge como imperio que sueña borrar a su paso las culturas, lenguas y religiones nativas. Como otros imperios intentó borrar la historia previa, con la intención de que la cuenta civilizatoria iniciara a partir de la llegada del imperio y de su dominio.

Es indudable que la cultura española, propiamente europea desde el Renacimiento, de aquel tiempo era más avanzada que la de América, cuyos pueblos quedaron aislados del mundo durante casi 25 siglos. Pero también es claro que los imperios europeos en el siglo XX llegaron a tal extremo de irracionalidad y regresión, que escribieron los peores momentos de la historia universal: la Primera y la Segunda Guerra Mundial, que junto con las guerras coloniales culminaron ese proceso histórico.

 

Una reflexión lúcida sobre  las conquistas y los conquistadores, del célebre escritor dice:

 

No eran colonizadores; su administración equivalía a una pura opresión y nada más. Eran conquistadores, y eso lo único que requiere es de la fuerza bruta, nada de lo que pueda vanagloriarse uno cuando la posee, ya que la fuerza no es sino una casualidad nacida de la debilidad de otros.

 

Joseph Conrad. El corazón de las tinieblas. 1902.

 

Información de la “Historia de España Musulmana” de Anwar G. Chejne. 4ª E. Cátedra. España, 1999.

 

Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ