14.7 C
Zacatecas
lunes, 24 junio, 2024
spot_img

Con dos exposiciones fotográficas, inicia el programa de artes plásticas y visuales del FCZ

■ “Jódete Cáncer” y la “La Grieta y la Nube” de Sáshenka Gutiérrez y Gustavo Villagrana, respectivamente, los albergará el Museo El Universo de Pedro Coronel

Más Leídas

- Publicidad -

Por: ALEJANDRO ORTEGA NERI •

Con las exposiciones fotográfica y multidisciplinaria “Jódete Cáncer” y la “La Grieta y la Nube” de Sáshenka Gutiérrez y Gustavo Villagrana, respectivamente, que albergará el Museo El Universo de Pedro Coronel, inició el Festival Cultural Zacatecas 2023. Un par de muestras que exponen al visitante, la historia de Sandra Monroy, una joven de 36 años sobreviviente de cáncer de mama, por un lado, y los rasgos estéticos que Villagrana encuentra en la naturaleza, sus colores y texturas. 

- Publicidad -

Con una de las fotografías que conforman “Jódete Cáncer”, la fotoperiodista mexicana Sáshenka Gutiérrez recibió en 2022 en España el Premio Ortega y Gasset a la Mejor Fotografía, esa en la que a la activista Sandra Monroy la despojan del vendaje que deja entrever la cicatriz que le cruza el pecho de donde le fueron extirpados ambos senos, mientras su rostro se quiebra y su madre recoge su cabello le plasma un beso en la cabeza. 

La serie de la fotoperiodista mexicana cuenta la historia de Monroy, quien con 36 años de edad se ha convertido en una sobreviviente del cáncer de mama luego de que le fuera detectada la enfermedad a principios de 2021 y que, tras el diagnóstico, los médicos le explicaron que era necesario hacerle una doble mastectomía, ya que, aunque el cáncer sólo estaba en el seno derecho, de quedarse con el izquierdo la posibilidad de que la enfermedad volviera era de entre 50 y 60 por ciento.

Sandra entró a cirugía el 5 de julio de 2021; decidió no reconstruir sus senos y creó la plataforma de activismo: “Jódete Cáncer”, en la que apoya a mujeres sobrevivientes de cáncer de mama que atraviesan algún tipo de mastectomía y eligen no hacerse una reconstrucción mamaria. “Los senos no son lo que nos hace mujeres”, dijo, como una forma de enfrentarse a un sistema que equipara esa parte del cuerpo con la femineidad y así, le dio a su cuerpo un nuevo significado y le reiteró su derecho a vivir con la libertad de decidir sobre él. 

La muestra de Sáshenka Gutiérrez, quien ha centrado su trabajo en derechos humanos, grupos vulnerables y movimientos sociales, parte de una visión de sororidad y empatía. Para lograrlo, la fotógrafa parte del uso de objetivos de corto alcance, del gran angular con el que logra posicionarse cerca y conducir a su vez a los espectadores, a esos espacios íntimos en la casa de Sandra y acompañarla durante su proceso: desde los días que precedieron a la mastectomía hasta los que le siguieron a esta, cuando Sandra tiene que medicarse y reconocer su nuevo cuerpo en un espejo, en una sociedad. 

Pero también, con la muestra la autora busca lanzar un grito, una llamada de atención sonora para involucrar a todas y todos en la prevención, pero también para exigirle a las autoridades mejores y más efectivas campañas. Es ahí cuando la fotografía asume uno de sus talantes más antiguos y efectivos, visibilizar lo invisible y denunciar lo denunciable.

“La grieta y la nube”: los colores que brinda el mundo 

El artista multidisciplinario de origen zacatecano, Gustavo Villagrana, inauguró “La Grieta y la Nube” una muestra que reúne lo hecho en varios años de trabajo y que expone en fotografías, instalación, serigrafía, escultura y arte objeto con los elementos de interés del artista: la naturaleza, sus colores y texturas.

La colección de Villagrana brindará a los asistentes a la muestra, un recorrido por la obra visual del autor, que, mediante las disciplinas arriba mencionadas, plasma sus intereses estéticos siempre basados en los colores que brinda el mundo, pues ésta es cercana a los elementos naturales y primigenios desde su atención. 

Destaca la tierra árida y colorada, así como las texturas de las plantas que pueblan los cerros, los caminos rurales, y sobre todo también, el cielo azul tan cegador, tan zacatecano, estableciendo con ello una conexión entre la gráfica, el arte conceptual y el arte contemporáneo.

- Publicidad -

Noticias Recomendadas

Últimas Noticias

- Publicidad -
- Publicidad -