LA VICTORIA DE LA REVOLUCIÓN DE LAS CONCIENCIAS

LA VICTORIA DE LA REVOLUCIÓN DE LAS CONCIENCIAS

La victoria aplastante que obtuvo Andrés Manuel López Obrador sobre los partidos políticos tradicionales (PAN, PRD y PRI) requiere de análisis para lograr comprenderla; una gran cantidad de candidatos de dichos partidos no han logrado comprender la causa de su derrota si durante años dedicaron tiempo y una gran cantidad de recursos y programas sociales (dádivas) para posicionarse como la mejor opción ante el electorado una vez llegado el proceso electoral, de igual forma otros no han logrado entender por qué su victoria tan aplastante sobre aquellos a quienes creían no vencerían.

No hace falta voltear a ver el ámbito nacional para percatarnos de arriba mencionado, Zacatecas es un claro ejemplo de cómo la revolución de las conciencias, que durante años López Obrador mencionó como la principal herramienta para poder vencer al sistema político y gubernamental que es utilizado para ganar procesos electorales, fue realmente generándose y obtuvo un triunfo electoral inesperado.

Zacatecas ha sido gobernado por políticos que para lograr controlar al congreso local y los cabildos para así lograr las reformas necesarias para aplicar su gobierno y cumplir con las promesas, implementaron una herramienta que fue devastadora para la política local y para la formación de cuadros políticos con ideales, capacidad de debate y una verdadera visión de gobierno y representación, el destino de recursos para que los diputados y regidores destinaran la mayor parte de su tiempo al reparto de dádivas y a la comprobación de dichos recursos incluso para poder destinarlos para fines personales.

La obtención de becas y programas de las diversas dependencias para que sean los diputados los que presuman y aleguen una gran capacidad de gestión ante la población y así obtener adeptos electorales, funcionó durante años, basta con analizar en qué zonas y estados es donde obtiene una mayor votación el partido que durante años gobernó e hizo suya dichas prácticas. Zacatecas resultó ser el estado que más votos brindó a la victoria del Peña Nieto en su campaña presidencial en el 2012, fuimos el estado más priista del país, no debió costar mucho esfuerzo pero si mucho dinero para ello, un estado en el que más del 50% de la población vive en situación de pobreza se vuelve un objetivo para la compra masiva de votos, desde aquel año, durante los diversos procesos electorales fuimos testigos del incremento descarado en dicho ilícito, la población accedió a vender su voto hasta por pollos, chivos y una gran cantidad de productos y objetos que para muchos resultaba una ofensa.

El pasado primero de julio, el resultado no fue el que esperaban, diputados dedicaron dos años, no para generar trabajo legislativo de calidad que cambiara la realidad de los zacatecanos, sino al reparto de las famosas herramientas legislativas, doscientos mil pesos mensuales para cada uno de los 30 diputados, fue común ser testigos de debates en el que el principal argumento para defender dicho recurso era el “yo si ayudo a la gente, si eliminan dicho recurso ahora cómo los ayudaré?”, muestra clara de que teníamos más secretarios de SEDESOL y del DIF que legisladores en el Congreso del Estado, mismos que sufrieron una derrota aplastante, el reparto de dicho recurso, de boilers solares, hasta de ropa, no surtió efecto, algunos aún no han logrado comprender por qué.

Aquellos que criticaron a Obrador por haber realizado una campaña continúa y sin descanso durante casi 20 años, no comprendieron que se mantuvo como un actor político mediático, señaló los actos de corrupción e incluso previó los aumentos a los energéticos y por ende a la canasta básica de los mexicanos, señaló el aumento en la pobreza y la estrategia para la compra de votos, todo ello sucedió generando de cierta manera concientizar a la población a tal grado que fue la misma ciudadanía la que salió a defender el voto, a vigilar las casillas y a ejercer su derecho de manera histórica, un gran porcentaje de votación evitaría que la compra de votos superara a la mayoría, fue así que esta revolución de las conciencias fue real y resultó victoriosa.

La gran victoria de esta revolución es la obligación del surgimiento de una nueva clase política, una clase política que cambie la forma de hacerla y de acceder al poder, aquellos que piensen recuperar los beneficios que ya han sido eliminados obtendrán el rechazo de una ciudadanía que está cambiando su papel ante los asuntos públicos y políticos, que se informa y que rechaza estás prácticas, quienes rechacen una política de austeridad encontrarán el repudio de la población, desde regidores hasta el más alto cargo en la administración pública federal, deberá poner en una balanza, su continuidad en el cargo o enfrentar una batalla que no pueden ganar a la voluntad popular.

Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70