Hoy es día de la Santa Cruz, felicidades a todos los albañiles…

Hoy es día de la Santa Cruz,  felicidades a todos los albañiles…

■ Punto & Aparte

Sí que está avanzada la ciencia, que
hasta los bombones caminan.
(Piropos de
albañiles)

Que en Zacatecas se tiene un déficit de 2 mil 313 policías para cumplir con los parámetros internacionales, así lo dijo el secretario de Seguridad Pública, Froylán Carlos Cruz y después de escuchar el rollo que tenía preparado, los diputados, como en la escuelita, hicieron sus preguntas, unas muy a modo para no meter en camisas de once varas al famoso de Oaxaca. La petista Geovanna Bañuelos de la Torre, a manera de una crítica analítica, fue clara al señalar que esos datos expuestos por el secretario, “deberían de servir para crear una estrategia eficaz”, y la cuestión es: ¿que ese grupo de coordinación local que se reúne cada semana y que está integrado por todos, desde Tello Cristerna hasta el gato más insignificante en materia de seguridad no ha dado resultados?

Bien lo dijo, lo dijo y bien, además de que lo pidió la diputada Bañuelos, la renuncia del “estratega militar” y reafirmó que no existe coordinación entre tantos intelectos faltos de ideas en la materia, porque ya usted podrá acomodar sus pensamientos y  sus ideas, puesto que está más que claro, que las áreas responsables de procurar la seguridad, sin que se escape el procurador, no hacen nada, bueno, cada semana se reúnen a tomar cafecito, canapés o galletitas con el jefe, al que le informan que todo va bien, que todo está dentro de los parámetros marcados en el plan estatal de desarrollo y que están preocupados por tantas y tantas muertes, ajenas a ellos y provocadas por esa inseguridad y guerra entre carteles que se disputan la plaza. Viene un mes duro, serán tiempos difíciles, cargados de temores, una limpia traería mucha sangre y declaraciones baladíes de Murillo Ruiseco, del mismo secretario de Seguridad y hasta del mismísimo gobernador, pero en voz del “vocero” Marcos Vargas, un casi casi aviador en el sexenio de la nómina secreta (y ahora que me acuerdo, en esa lista no aparece Enrique Flores, pero sí está el nombre de Silverio López Magallanes).

Pero vamos al grano, el sujeto responsable de la Secretaría de Seguridad Pública ha dicho que le faltan 1,313 hombres y el procurador, en su comparecencia, ha dicho también que está sólo y que le hace falta lana, ¿será que aquellos más de 3,500 millones que se aplicaron a este rubro en el sexenio del dueño del rancho Don Miguel no dieron el resultado esperado?

Geovanna Bañuelos cuestionó el papel del estado en la guerra entre los carteles, y quién garantiza que en los cuerpos policiacos haya personas o elementos confiables y recordó el caso del hijo del fallecido Tomas Torres Mercado, (hermano de Jorge, el diputado) recientemente golpeado por elementos policiacos, ¿o será que el joven Tomás se quiso pasar de verdad las reglas? Una comparecencia que no dejó en la mesa la real situación de la seguridad (o inseguridad) en territorio zacatecano, pero, en este contexto, el buen secretario se tuvo confianza y ante los legisladores aventó el borrego de que “el gobierno del estado enfoca sus acciones para combatir la impunidad, la corrupción, “la falta de oportunidades educativas y la desintegración familiar” de las que dijo, son las verdaderas causas de la inseguridad y también se atrevió a decir que “la delincuencia es un fenómeno que no tiene fronteras, y se extiende a las zonas más exclusivas”, ¿qué habrá querido decir el señor con “zonas más exclusivas”?.

Mire usted nada más, el funcionario hablando de combate a la corrupción y a la impunidad cuando sale a relucir una lista acusadora de funcionarios actuales y ex funcionarios a los que el gobernador saliente, que dejara en su lugar a Tello Cristerna, les sirvió durante los seis años, su platillo con la cuchara grande: más de dos mil millones de pesos y mire usted, todos los nombres podrían ser significativos o insignificantes, pero causó revuelo observar en esa lista al que fungía como coordinador de prensa José Guadalupe Soto Landeros, ¡qué barbaridad! Dicen que fue una baba lo que le dieron, ¡pero qué baba!

Y a otra cosa mariposa, hoy los albañiles se festejan con chelas, caguamas y taquizas que se preparan ellos mismos o sus patrones, que les llevan lo “necesario” para que se avienten la tarea lo más pronto posible y les quede tiempo para el chupe. Por donde quiera que usted mire, hay oras de todos tamaños, unas son del gobierno, otras de los que trabajan en gobierno y hay otras obritas pequeñas, de zacatecanos que hacen sus ahorritos y los invierten en hacer remodelaciones en sus viviendas. Las cruces adornadas con cintillas de colores o papel, son el signo del buen trabajador que se dedica a estos trabajos, y, por cierto, existen cientos y cientos de piropos creados por ese ingenio de los maestros de la construcción, deberían de ser tomados en cuenta por la Secretaría de Educación para la elaboración de un folletito aunque sea.

Ya me iba (del verbo ir), pero recordé que en la agenda del gobernador no se dice nada del día del albañil, ¿se les pasaría, o será parte de las estrategias de seguridad?.

Hasta aquí mi comentario, nos veremos en la próxima entrega. ■

 

[email protected]

 

 

Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ