13.8 C
Zacatecas
jueves, 18 agosto, 2022
spot_img

Turbulencias de enero

Más Leídas

- Publicidad -

Por: ÁLVARO GARCÍA HERNÁNDEZ •

A mi querida amiga
Ana Elisa Ramos Carrillo.

- Publicidad -

El reciente año está iniciando muy mal, tanto en el ámbito nacional y de Zacatecas para que le cuento, las herencias del pasado nos han alcanzado; recuerdo por ejemplo aquel día de la candelaria de la época de Miguelito Alonso cuando al transcurrir su primer año de gestión, la balacera y los muertos corrieron desde el fraccionamiento Tahona hasta casi llegar a la Comisión Federal de Electricidad, según dicen, las pipas de agua vertieron agua muy temprano para limpiar la sangre de todos los muertos y no generar temor colectivo ante la ausencia del hermoso mandatario quien estaba de visita en un país asiático. Así, muchas historias han pasado cada día, cada año hasta que a la memoria social ha llegado el beneficio del olvido. Sin duda, la violencia que padecemos es producto de la pobreza y la marginación provocada por las pésimas administraciones priistas que han generado más de 60 millones de pobres y a la estúpida estrategia contra el narco que emprendió Felipe Calderón, así, el origen de la violencia tienen nombre, apellido y partido político, la fórmula es simple estimado lector, junte los nombres de gobernadores y presidentes de la República priistas y panistas y sin mucha ciencia, ya tiene las respuestas del comienzo de nuestro infortunio; desde lustros atrás se pudieron resolver los problemas de fondo y, arrancar de raíz el cáncer que apenas iniciaba, sin embargo, ahora se debe lidiar con el cúmulo de metástasis generadas por la opacidad, la indiferencia e insolencia de las gestiones gubernamentales anteriores que dejaron crecer y multiplicar a los enanos, esos que hoy aparentan ser gigantes y que tienen la osadía de dejar cadáveres por doquier. De tal suerte, los zacatecanos estamos pagando también nuestra indiferencia al no exigir cuando debimos hacerlo a los anteriores gobernadores y presidentes, dejamos hacer y dejamos pasar y, ahora, a manera de barita mágica queremos que en pocos años a nivel Federal y a pocos meses de la gestión gubernamental de David Monreal, se resuelvan los lastres de la pobreza y la inseguridad. En las redes sociales salen muchas voces y letras bravas que exigen cuentas y soluciones inmediatas, cuando anteriormente ni eso podían hacer, levantar la voz, ni criticar, menos actuar. Hoy la Cuarta Transformación permite eso y es bien aprovechado sobre todo por la oposición temerosa de la gran aceptación electoral de MORENA y pues ahora que las redes permiten todo, incluyendo afectaciones personales e institucionales que cualquier personaje con dos neuronas puede explotar sin mayor obstáculo que su hocico, aprovechando que la Ley buscando resolver conflictos mayores, se ha olvidado de los menores, como el de la defensa del honor. Las turbulencias del presente mes se agudizan con enfermedades siniestramente fabricadas como la COVID y sus réplicas más o menos intensas que nos tienen sumidos en el horror sanitario, con confinamientos, sanitizaciones, geles, cubre bocas, vacunas y refuerzos que ya me tienen hasta la madre como a muchos, solo la esperanza de seguir con nuestra vida nos da para darle para adelante. En lo personal, me da mucha rabia saber de deslealtades, de miserias humanas que pululan como hervidero de larvas producto de carne podrida en cada espacio de trabajo, en cada institución en donde se pretende salir adelante, pisando a los de al lado o a los de arriba; qué miserables son algunos humanos que lejos de la cultura del esfuerzo, de la trayectoria y la experiencia, tomen el atajo de los cobardes, con declaraciones anónimas ante dudosos periodistas que dan apertura a perfiles falsos sobre hechos inexistentes que provocan daño temporal a familias, a trayectorias y a profesionistas hechos y derechos; que triste panorama tiene nuestro Zacatecas en lo público y en lo privado; nos estamos perdiendo en este océano de calamidades en donde lo nublado no deja ver la luz, donde lo mundano supera a lo divino. Pasando a otras cosas nada halagüeñas, el confinamiento que viene necesariamente, vendrá a encerrar otra vez a mujeres, niñas y niños con agresores sexuales, con verdaderos abusadores quienes se darán gusto ante la imposibilidad de interponer una denuncia, una queja que los aleje de su sufrimiento, por lo que las autoridades vinculadas con este tipo de eventos debemos estar atentos y formular estrategias de acción inmediata para responder en la medida de los posible, a los abusos contra la niñez y la juventud. No nos queda de otra más que hacer frente a cada tempestad que nos pretenda vulnerar, yo parto de la idea de que lo que no te mata te hace más fuerte, así que vamos en busca de la resiliencia y de una mayor proyección en lo individual, que nuestra luz deje ciegos a los adversarios y sigamos brillando. Amén.

[email protected]

- Publicidad -
- Publicidad -spot_img

Noticias Recomendadas

1 Comentario

  1. Increíble ver la forma de escribir del profesor Álvaro García. Muy barata y vendida al poder en turno, para un académico de su nivel es inconcebible. En clases nos decía que no votaramos por Morena, que eran los del PRI. Pero como ahora anda de lambiscon de David Monreal, ya distingue entre partidos… De nada le bastó su doctorado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Publicidad -spot_img

Últimas Noticias