10.8 C
Zacatecas
miércoles, 8 febrero, 2023
spot_img

■ Bloqueos en carreteras y plantón en Morelia

Paro en la mina Ternium-Las Encinas; exigen hallar a activistas

■ Responsabilizan a la empresa de causar conflicto entre pobladores

Más Leídas

- Publicidad -

Por: La Jornada •

Trabajadores de la mina Ternium-Las Encinas, entre ellos comuneros del municipio de Aquila, suspendieron ayer labores en el yacimiento ubicado en las inmediaciones de la cabecera de esa demarcación, del cual se extraen entre 12 mil y 15 mil toneladas de hierro al día, para exigir a autoridades de Colima y Michoacán que intensifiquen la búsqueda de su dirigente, Antonio Díaz Valencia, y del abogado de la comunidad nahua Ricardo Arturo Lagunes Gasca.

- Publicidad -

El profesor Díaz Valencia y el defensor de derechos humanos Lagunes Gasca desaparecieron el pasado 15 de enero, día en que se halló una camioneta en la que ambos viajaban a unos kilómetros de los límites entre ambas entidades, en la localidad Cerro de Ortega, en el municipio colimense de Tecomán.

En tanto, indígenas de Ostula y de la cabecera municipal de Aquila bloquean de manera intermitente desde el 16 de enero el puente Coahuayana, en la carretera costera que va de Lázaro Cárdenas (en Michoacán) a Tecomán. Cada tres o cuatro horas permiten el paso de vehículos.

Asimismo, familiares y amigos del profesor Antonio Díaz se plantaron la noche del sábado frente al palacio de gobierno estatal, en Morelia, para demandar a las administraciones de Colima y Michoacán, así como al gobierno federal, que redoblen sus esfuerzos en busca de los activistas.

La última vez que se les vio fue luego de que participaron en una asamblea en el auditorio municipal de Aquila para elegir al presidente de bienes comunales y promover ante autoridades agrarias su legitimación, que desde hace dos años ha sido obstaculizada.

Antonio Díaz ha encabezado a la mayoría de los 465 comuneros y busca continuar oficialmente al frente de los bienes comunales de la demarcación.

Pugna por regalías mineras

Los seguidores de Díaz Valencia reciben desde 2012 regalías mensuales de 15 mil a 18 mil pesos de Ternium-Las Encinas, y están confrontados con un grupo disidente que pretende asumir la presidencia de bienes comunales. De igual manera, acusan a los simpatizantes del docente de ser incondicionales de la minera.

De acuerdo con indígenas nahuas, el gobierno federal entregó en 1990 a la empresa Hojalata y Lámina SA (Hylsa) una concesión para explotar 73 hectáreas de las cuales se extrae mineral de hierro.

La lucha por las regalías se inició en 1993, encabezada por José Ramírez, quien al poco tiempo fue asesinado, lo que acabó con el movimiento. En 2004, otro grupo quiso organizarse, pero fue comprado por Ternium, que incluso dio empleo a 40 de sus integrantes, aseguraron los propios mineros.

En 2007, Ternium, de capital italo-argentino, adquirió la concesión a Hylsa. Aunque nosotros nunca hemos visto al dueño, sabemos que los encargados de la mina son de Monterrey, comentó un habitante de Aquila que se identificó como Roberto.

Dos años después, Ternium acordó pagar a los nahuas de Aquila 3.8 dólares por tonelada de mineral extraído –en ese momento se obtenían 10 mil toneladas diarias–, pero nunca entregó esa suma.

En octubre de 2011, comuneros y pobladores de Aquila en general bloquearon al acceso al municipio. La movilización duró cuatro meses, durante los cuales autoridades federales y estatales intentaron desalojar a los inconformes.

Directivos de la mina y lugareños, encabezados por el entonces presidente de bienes comunales, Octavio Villanueva Magaña, firmaron un acuerdo en marzo de 2012.

Villanueva Magaña recordó que en abril de 2012 Ternium publicó en medios locales que entregaba a los indígenas 18 mil pesos mensuales, por lo que el crimen organizado comenzó a extorsionarlos.

Cada uno de los 465 comuneros se vio obligado a pagar 2 mil pesos mensuales al grupo criminal Los caballeros templarios. La extorsión duró aproximadamente dos años, hasta que guardias comunales expulsaron a los delincuentes.

En febrero de 2013 surgieron grupos de autodefensa en Michoacán. En junio de ese año, Octavio Villanueva encabezó la guardia comunal de Aquila y fue detenido al cabo de dos meses, junto con sus hermanos Vicente y Efraín, acusados de secuestrar a Celerino Ontiveros y José Antonio Ramírez, integrantes del grupo de nahuas contrario, cercano a la minera.

A decir de los indígenas, la denuncia fue orquestada por Ternium porque Villanueva Magaña logró que les pagaran regalías. Octavio y sus hermanos fueron condenados a 47 años de prisión en 2015, pero tras una revisión del juicio fueron liberados el 13 de octubre de 2017.

Hace poco más de cuatro semanas, el profesor Antonio Díaz comentó a La Jornada que la relación con Ternium en los últimos 10 años ha sido de una aparente cordialidad, pero en el fondo ni ellos están contentos con nosotros, ni nosotros con ellos, porque quisieran tener más libertad para llevarse todo lo que ellos desean, y los comuneros queremos seriedad y que cumplan con las obras acordadas para la comunidad, porque ellos con maniobras manipulan el asunto de las regalías.

Protestan activistas y parientes de Lagunes Gasca

Antoine y Ana Lucía, hermanos de Ricardo Lagunes, con apoyo de diversos colectivos se manifestaron ayer en la Glorieta de las y los Desaparecidos del Paseo de la Reforma, en la Ciudad de México, donde refrendaron su exigencia a las autoridades de reforzar la búsqueda de su consanguíneo y del líder nahua Díaz Valencia.

Ana Lucía advirtió que seguirán las movilizaciones, todo lo que haga falta para localizarlos; mientras, Antoine agradeció a los pobladores de Aquila que pararon las actividades en la mina Ternium-Las Encinas, quienes han estado en plantón permanente exigiendo la localización de Antonio Díaz y de mi hermano, que es su representante legal, y hemos estado tocando todas las puertas posibles.

Aclaró que no hay indicios de que la empresa tenga alguna responsabilidad directa por las ausencias de Ricardo y Antonio, pero lo que provoca la mina en la comunidad es una ruptura del tejido social por los intereses que se generan, lo cual ha mantenido a las comunidades en conflicto por muchos años.

Señaló que se tiene identificados a quienes resultaron afectados por las acciones legales Díaz y Lagunes, quienes peleaban por que la representación (de los comuneros de Aquila) fuera elegida libremente, como lo estipula la Ley Agraria.

- Publicidad -
- Publicidad -spot_img

Noticias Recomendadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias

- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img