7.8 C
Zacatecas
jueves, 28 octubre, 2021

Adeudos del COBAEZ a pensionados; a los que viven, los ignoran, a los que han fallecido, los descartan

Más Leídas

Por: RAMIRO ESPINO DE LARA •

No es lo mismo el ser autoridad,

que la autoridad como ser.

El Colegio de Bachilleres del Estado de Zacatecas (COBAEZ), es una institución educativa de nivel medio superior, se creó por decreto legislativo en el mes de agosto de 1987 como Organismo Público Descentralizado, con patrimonio y personalidad jurídica propios. La asignación presupuestal debió de haber sido desde su creación bajo una modalidad bipartita; 50 % el estado y 50 % la federación. Este subsistema se creó debido a la demanda que existía de parte de la población que, potencialmente, estaba en condiciones de inscribirse; inició con una matrícula de 500 alumnos, el incremento paulatinamente se hizo notorio a grado tal que hoy día cuenta con una matrícula de 16,500 aproximadamente.

A lo largo de 33 años de vida institucional, el COBAEZ ha pasado por toda una serie de vicisitudes, tuvo épocas de bonanza tanto académica como económica, sin embargo, a partir del año 2010, este subsistema empezó a cambiar de rumbo, la relación laboral se tornó compleja, surgen dos sindicatos que se disputaban la titularidad para querer ser los representantes de los trabajadores, mismos que, en aquel entonces, ya era un número considerable. Este conflicto sindical dividió a los trabajadores, incursionaron en una serie de diferencias, algunas, incluso polarizadas a grado tal que se llegaba a enfrentamientos verbales y físicos; desgraciadamente, este tipo de situaciones hizo que se demeritara el servicio que se prestaba; algunos docentes así como administrativos y personal de apoyo, bajaron sustancialmente su rendimiento.

El sindicato que obtuvo la titularidad ya cuenta con aproximadamente diez años como tal, “legalmente” permanecerá también el mismo comité ejecutivo hasta el año 2031, puede enfrentarse a problemas de orden legal debido a que no fue ratificado de manera democrática. Tiempo atrás, este sindicato se llegó a adjudicar tanto poder que, incluso, algunos directores de plantel, sucumbían a las arbitrariedades sindicales; algunos directores generales también llegaron a doblegarse ante esta organización sindical. Su bandera de lucha era el contrato colectivo de trabajo, mismo que a todas luces beneficiaba más al personal académico que al de apoyo y administrativo; se dice que en el año 2010 se firmó el contrato más caro de la historia del COBAEZ, se obtuvieron logros laborales significativos pero solo para los  trabajadores que servían de comparsa para los comités ejecutivos en turno. Incluso, varios integrantes del sindicato, particularmente del comité ejecutivo llegaron a adoptar posturas de patrón.

Administrativamente se hacían movimientos de forma tal que, a lo único que conducían era a dañar el patrimonio de la institución, el presupuesto se agotaba antes de los tiempos establecidos, ello obligó a que se dejaran de pagar las cuotas al Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado de Zacatecas (ISSSTEZAC) que incluso le descontaban al trabajador, se acumularon los adeudos al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) así como otro tipo de adeudos. Sin medir consecuencias, tanto la autoridad en turno en complicidad con el sindicato mismo, disponían de manera libre de recursos económicos, a grado tal que, a partir del año 2015, se hizo notoria la quiebra económica del subsistema.

Para el COBAEZ, lo pensionados han sido un problema, quienes se retiran del subsistema, sufren el retraso del pago de dos de sus prestaciones: el bono de retiro por cesantía y, el plan de previsión social; cabe aclarar que estos no han sido entregados en tiempo y forma, hoy día son 106 los pensionados quienes se encuentran en estas circunstancias, el problema se agravaría para el año 2022 puesto que se calcula que 250 trabajadores más, estarán en posibilidad de pensionarse. Hacia finales del año 2019 un grupo de jubilados y pensionados decidieron emprender un movimiento y presionar así a las autoridades para que se cubrieran estos adeudos, en ese movimiento se logró obtener una mínima parte del adeudo histórico. Se firmó una minuta en la que se agendaron compromisos de pago, mismos que, en su mayoría, no se cumplieron. 

A principios del presente año -2021-, se retomó la movilización por parte de los jubilados y pensionados, las demandas concretas son el pago de las prestaciones antes mencionadas. La movilización consistió en tomar las oficinas generales del COBAEZ, esto sucedió el 04 de marzo, el 05 de marzo la Directora General convoca a una reunión con una comisión de representantes, dicha reunión solo fue informativa y desalentadora, reiteró esta autoridad que no hay dinero para cumplir con esos pagos que, por cierto, los considera legalmente justos. A la fecha -12 de marzo-, las oficinas generales siguen todavía bloqueadas por los demandantes; como parte de una estrategia gubernamental, la Directora General solicita una licencia temporal para ausentarse de sus funciones como tal, ahora, los pensionados acuden a oficinas de Gobierno del Estado para que tomen rienda de este problema.

Por último, cabe mencionar que, en aquella reunión informativa del 05 de marzo, la máxima autoridad del COBAEZ, informa a la comisión que en última instancia, el compromiso de pago sería con los que todavía viven, en consecuencia, quienes han fallecido ya no pueden reclamar lo que se les adeudaba. ¡¡¡¡¡Vaya postura de esta autoridad!!!! 

- Publicidad -spot_img

Noticias Recomendadas

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Publicidad -spot_img

Últimas Noticias