11.9 C
Zacatecas
miércoles, 1 diciembre, 2021

Los costos de la incertidumbre

Más Leídas

- Publicidad -

Por: LUCÍA MEDINA SUÁREZ DEL REAL •

Es en parte normal. Todo cambio de gobierno trae consigo un mar de incertidumbre que asusta y quema hasta a los que prevén ser beneficiarios del cambio.

- Publicidad -

La incertidumbre puede ser mayor cuando el cambio es, además de personas, de colores y emblemas partidistas. Esto es costumbre pero no ley. Hay personajes que logran permanecer en el poder sin importar colores y contextos. Otros en cambio no tienen cabida pese a sus esfuerzos en campaña por ganarse un espacio.

La ocasión presente es muy particular. El gabinete suele ser un elocuente mensaje del rumbo que se pretenderá.

Esta vez y a este día aún hay incertidumbre en parte por los nombrados, entre los que están dos ratificaciones, pero también por los que aún no son convocados, algunos de los cuales aún tienen esperanza y hacen acopio de paciencia, y otros ya se encuentran en la búsqueda de otros horizontes.

Además de la incógnita de por qué están los que están, por qué no están los que no están, sobresale la duda de qué ha retrasado el nombramiento de funcionarios tan fundamentales como la Secretaría de Gobierno o la de Educación.

En la crisis política actual, los sectores más movilizados no tienen interlocutores que den ruta de cuál es la salida, si es que la hay.

Hoy esta condición hace más evidente que nunca ese faltante, pero aún si éste no existiera, la actividad cotidiana sería suficiente razón para la urgencia. Sirva de ejemplo lo que ocurre en telesecundarias dónde ni siquiera se puede comenzar con la asignación de cargas, luego de que se interpusiera un amparo que ya se resolvió, pero que topa ahora con el problema de una silla vacía.

Ese mismo hueco no permite que haya claridad para dimensionar siquiera el tamaño del problema presupuestario, o la razón por la que se dejó sin salario a once mil trabajadores dependientes de Gobierno del Estado.

De algunos sabemos sí, que se trataba de miles de profesores de educación básica, cuya situación se habría arreglado  el fin de semana. Pero continúan en la penuria los jubilados y pensionados del ISSSTEZAC quienes tienen más de un mes de haber recibido su última percepción, y permanecen sin fecha probable de que se les pague.

En ese caso están también los empleados activos del ISSSTEZAC, a quienes nadie ha podido explicarles la razón para no pagarles, toda vez que se sabe que recursos hay, y que bastaría un trámite administrativo como nombrar un director interino, para dejar de tenerlos contra la pared.

Se pagó a los docentes, según parece, pero la certidumbre no llega porque el pago de citas sindicales en Colegio de Bachilleres está pendiente, y ahora fueron los trabajadores de los Centros de Estudios Científicos y Tecnológicos (CECYTEZ) los que se quedaron esperando su salario.

A ellos se suman servidores públicos de Gobierno del Estado en la misma condición. Unos sí, empleados de confianza y jefes de departamento quienes de cualquier forma ya devengaron, pero otros también de base, o contrato que esperan la negociación de su situación laboral con los bolsillos vacíos de forma injustificada.

Cunde pues la incertidumbre entre quienes hasta hace un mes sentían seguridad en su salario, y con ellos vamos arrastrados en círculos concéntricos cada sector económico que como ficha de dominó se prepara al impacto cuando ve a su antecesor caer.

Zacatecas y Guadalupe, los dos municipios con más dependencia de los recursos públicos están hoy en suspenso esperando la regularización de los pagos, y con el temor de que la siguiente quincena se descobije a otro sector que consecuentemente dejará de comprar en el comercio local, y seguirá el círculo de afectaciones.

El daño aún no se evalúa. La incertidumbre y la falta de confianza permanecerán por un tiempo en las mentes zacatecanas que gastarán con temor lo que tengan hoy, porque no hay seguridad de si habrá o no mañana.

Es grande el costo de la incertidumbre, pero sus efectos se dejan ver tan lenta y paulatinamente que es fácil de que no se vean, y no se midan. No por ello significa que no existan.

- Publicidad -
- Publicidad -

Noticias Recomendadas

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Publicidad -spot_img

Últimas Noticias