11.3 C
Zacatecas
martes, 7 diciembre, 2021

La ingobernabilidad de la nueva gobernanza

Más Leídas

- Publicidad -

Por: La Jornada Zacatecas •

¿Qué ocurre si el gobierno decide no decidir? El caos. No tomar decisiones afecta a miles de ciudadanos: precisamente gobernar consiste en dirigir el destino de los ciudadanos de forma responsable. Detener la maquinaria de la administración pública, por varias semanas, afecta dramáticamente la vida de cientos de individuos (con sus familias). Un profesor que no recibe el destino de su plaza laboral y que por ello tiene en ciernes la dinámica de su familia por dicha incertidumbre, no es cosa menor. No se diga el caso de no recibir la fuente del sustento, o los permisos de construcción, el pago de la proveeduría, la titulación de un grado escolar o el trámite de un derecho a los servicios de salud. La vida social es acción pública, detener la acción es crear un vacío con efectos impredecibles y a un desgaste político que quizás sea irreversible por la dimensión de los afectados y la forma de aplicarla.

- Publicidad -

Gobernar es dirigir y decidir no-decidir dirige a una sociedad, pero al vacío. Después de varias semanas de indecisión la recuperación será lenta, pero es importante dotar de certidumbre estos meses de cierre de año: lograr cubrir las nóminas, pagar a proveedores, cambiar la dinámica de despidos sin procedimientos legales y efectivos, generar lo planes de desarrollo en todos los sectores, sobre todo en seguridad, violencias, empleo y campo. ¿Qué certezas hay en los diferentes ámbitos de gobierno? ¿Los campesinos esperan con esperanza el arranque de gobierno o lo esperan con angustia? ¿Y los maestros? ¿Y los universitarios? ¿Y las comunidades de desplazados por el crimen organizado? ¿Y los artistas? ¿Hay quien esté lleno de alegría y seguridad que vienen tiempos mejores o todos están invadidos por la angustia, la ansiedad o la zozobra? Este escenario es pérdida de gobernabilidad. Y un gobierno sin gobernabilidad genera incertidumbre la cual carcome la esperanza del anhelado cambio que llevo al triunfo electoral a David Monreal.

Una vez nombrados los principales funcionarios de la administración del Gobierno estatal, crecerá la responsabilidad de la secretaria general de gobierno, que deberá mover y conducir los procesos para no perder más tiempo en incertidumbre. Mientras el gobernador está en gestiones con Gobierno Federal, la responsabilidad de quien se queda a cargo es logar un ambiente de gobernabilidad. El asunto es que los distintos titulares de las dependencias tengan autoridad para hacerlo, sin embargo, es fecha que el gabinete no habla ni en defensa del gobernador y si lo hacen es a través de intervenciones digitales que evitan el intercambio con la prensa, con mensajes cifrados, acusaciones a medias que sólo generan más incertidumbre en lugar de bajarla. Por si no fuera poco, la bancada de Morena continúa protagonizando desaguisados y junto a una oposición igual de pequeña tiene paralizada a la Legislatura sin poder avanzar en la ratificación de funcionarios, construcción de leyes y tienes a otro poder del Estado que también sólo genera incertidumbre. Este factor se convierte en una histeria política: debilidad de los órganos de decisión por la carencia de personajes, planes y estrategia. Lo cual indica la posibilidad de ingobernabilidad crónica. Así, puede tratarse no sólo de un inicio caótico, sino de la incubación de los factores de ingobernabilidad crónica.

- Publicidad -
- Publicidad -

Noticias Recomendadas

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Publicidad -spot_img

Últimas Noticias