1.8 C
Zacatecas
miércoles, 30 noviembre, 2022
spot_img

Rusia anuncia captura de un puerto ucranio; combates callejeros en Járkov

Más Leídas

- Publicidad -

Por: Afp •

Kiev. Tropas rusas reivindicaron este miércoles la captura de la ciudad portuaria de Jérson en el sur de Ucrania y el asedio de varias otras localidades en el séptimo día de una invasión que, según el presidente ucranio, busca «borrar» al país.

- Publicidad -

Además Rusia lanzó unidades de paracaidistas en Járkov -la segunda mayor ciudad del país- donde las fuerzas ucranianas reportaron combates callejeros.

Esta ciudad de 1.4 millones de habitantes y cercana a la frontera con Rusia, sufrió además un bombardeo que provocó al menos cuatro muertos y nueve heridos, según los servicios de socorro.

Un periodista de la AFP reportó daños provocados por bombardeos contra edificios de los servicios de seguridad y una universidad.

«Tienen la orden de borrar nuestra historia, de borrar a nuestro país, de borrarnos a todos», denunció en un video el presidente ucraniano Volodimir Zelenski.

Después del ataque que provocó cinco muertos contra la torre de televisión de Kiev, cercana al sitio donde fueron masacradas 30 mil personas durante la Segunda Guerra Mundial, la mayoría de ellos judíos, Zelenski lanzó un llamado a esa comunidad a «no permanecer en silencio».

«El nazismo nace del silencio. Entonces salgan a gritar sobre los asesinatos de civiles. Gritad sobre los asesinatos de ucranianos», afirmó el presidente, un excomediante de 44 años y judío.

 

 

Las fuerzas rusas intentan cercar Kiev desde el oeste y el este. Sin embargo, no resulta claro si Rusia tiene suficiente poder de combate para completar el asedio de la ciudad y mantenerse dentro con contraataques ucranios. Vía Graphic News.

«Crímenes de guerra»

Ucrania contabilizó 350 civiles muertos -incluyendo 14 niños- desde el inicio del conflicto, que llevó a Kiev a pedir audiencia en la Corte Internacional de Justicia de La Haya para denunciar crímenes de guerra.

En la misma línea el primer ministro británico Boris Johnson, afirmó este miércoles que el presidente ruso, Vladimir Putin es culpable de «crímenes de guerra» y en la víspera, durante el discurso del Estado de la Unión, el presidente estadounidense Joe Biden lo tildó de «dictador».

Según la ONU, unos 874 mil refugiados huyeron de Ucrania desde el inicio de la invasión, un número que va en aumento de manera vertiginosa.

«Lo dejamos todo cuando ellos llegaron y arruinaron nuestras vidas», contó en Praga Svitlana Mostepanenko, quien pidió asilo en República Checa.

Los rusos incluso están bombardeando «casas donde hay niños, niños pequeños, hay niños muriendo ahora mismo», se lamentó.

Las imágenes satelitales muestras que las fuerzas rusas siguen concentrando artillería y blindados en dirección a Kiev, lo que hace temer un asalto a la capital.

«El enemigo está acercando sus fuerzas a la capital», dijo el alcalde, Vitali Klitschko. «Kiev resiste y va a resistir. Nosotros vamos a pelear», prometió el carismático exboxeador.

En medio de la guerra psicológica de ambas partes, el ejército ucraniano anunció que entregará los soldados rusos capturados en el frente a sus madres.

«A diferencia de los fascistas de Putin, nosotros los ucranianos no estamos haciendo la guerra contra las madres y sus hijos capturados», indicó el ministerio ucraniano de Defensa.

Delegación rusa lista para negociar

El portavoz del Kremlin dijo este miércoles que hay una delegación de negociadores rusos listos para continuar el diálogo con Ucrania, tras el fracaso de un primer ciclo de conversaciones el lunes.

«Hoy, hacia el atardecer, nuestra delegación estará en el lugar (de las discusiones). Vamos a esperar a los negociadores ucranianos», afirmó Dmitri Peskov a la prensa.

Putin ha explicado que la invasión tiene como objetivo la «desmilitarización» y «desnazificación» de Ucrania, que busca acercarse a Occidente, la OTAN y la UE.

El presidente ruso también reclamó garantías de que la OTAN no seguirá expandiéndose hacia el este y que se vetará el ingreso de Ucrania en la alianza militar.

A medida que aumenta la cifra de civiles muertos por el conflicto, crece la oposición a la guerra dentro de Rusia donde hay miles de detenidos por protestas pacifistas.

Este miércoles el opositor Alexei Navalni -que está preso y enfrenta un juicio- llamó a sus compatriotas a «tomar las calles y a luchar por la paz».

El petróleo se dispara

A la ola de sanciones, boicots diplomáticos y vetos a la participación en eventos deportivos y culturales se sumó en las ultimas horas el anuncio de que Estados Unidos cerraba su espacio aéreo a aviones rusos.

Biden afirmó que Putin «está más aislado del mundo que nunca», pero insistió en que no desplegará tropas en el terreno.

Debido al aluvión de sanciones occidentales, el principal banco ruso Sberbank anunció su partida del mercado europeo, señalando que sus filiales enfrentan «salidas irregulares de fondos y amenazas a la seguridad de sus empleados y sucursales».

La crisis provocó una escalada de los precios del petróleo y la decisión del cartel de los 23 países productores de la OPEP+ -una agrupación que incluye a Rusia- de mantener casi intacta la oferta sostuvo las cotizaciones que superan los 110 dólares por barril, valores inéditos desde hacía más de siete años.

El precio del petróleo preocupa en un momento de alta inflación mundial por la recuperación tras la pandemia. La Reserva Federal en Estados Unidos advirtió que las consecuencias económicas de la guerra en Ucrania son «muy inciertas».

La invasión rusa de Ucrania podría desestabilizar los precios globales de los alimentos. Decenas de países en todo el mundo dependen de los abundantes suministros de trigo, maíz y aceite vegetal de Rusia y Ucrania. Vía Graphic News.

- Publicidad -
- Publicidad -spot_img

Noticias Recomendadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias

- Publicidad -spot_img