9.7 C
Zacatecas
lunes, 30 enero, 2023
spot_img

■ En el Pemexgate se robaron mil 100 millones, asegura

Sólo un Estado corrupto hizo posible el «saqueo» de Pemex: Pablo Gómez

■ El IFE hizo al PRI un descuento de 50% de lo sustraído

Más Leídas

- Publicidad -

Por: La Jornada •

Ciudad de México. Víctima de una cantidad de atracos impresionante, Petróleos Mexicanos (Pemex) ha sido el saqueadero, denunció el titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF), Pablo Gómez, quien aseguró que ese mal uso de los recursos generados con la extracción y comercialización de los hidrocarburos fue posible por el régimen político que se dedicó a ampliar y reproducir un Estado corrupto.

- Publicidad -

Destacó que en el caso conocido como Pemexgate –transferencia de fondos a la campaña presidencial priísta de 2000– no eran 500 millones de pesos, perdónenme, lo que se robaron fueron mil 100 para la campaña priísta, todo sacado a través del sindicato. Y el entonces Instituto Federal Electoral (IFE), que con la reforma electoral de 2014 se volvió Instituto Nacional Electoral (INE), les dio 50 por ciento de descuento, al sólo exigir al partido la mitad del monto sustraído y no el pago de la multa.

Así fue, es la verdad, no hay que olvidarlo, no es la institución inmaculada, nunca lo fue, viví allí, conozco sus movidas, dijo Gómez. Refirió que en el Ministerio Público se declaró que no había daño patrimonial a la petrolera y, encima, hubo dos convenios con el sindicato, uno para que este último devolviera el dinero sustraído y otro para que Pemex se lo regresara. “Todo desde el poder se puede hacer así. Todas son engañifas, cosas así tan burdas.

Todo lo que se ha hecho bajo la administración actual seguirá siendo motivo de discrepancia, nada es consolidable si no hay una defensa permanente, sistemática, militante, tratando de eludir las concesiones que atentan contra el proyecto que se trata de llevar a cabo, dijo.

Explicó que, si bien sobrevive la idea mexicana conservadora de luchar del lado de las compañías extranjeras –y así lo hizo ver el debate sobre reformas al sistema eléctrico–, la defensa de la industria petrolera nacionalizada, del Pemex al servicio de la patria y su proyecto original, es una lucha vigente y requiere que todo el gobierno en su conjunto la vigile, demandó.

El titular de la UIF recalcó que, con dispensa de las calificadoras, la deuda de la petrolera es enteramente deuda del gobierno, porque Pemex no es un organismo público cualquiera, es central porque tiene que ver con la economía nacional, con el ingreso público, con la industrialización, el desarrollo, con la ingeniería propia y muchísimos aspectos de la vida de México.

Las declaraciones del funcionario se dieron en la firma de un Convenio Marco de Colaboración con Pemex, el cual tiene el objetivo de coordinar las acciones necesarias en la lucha contra la corrupción, así como para fortalecer y adoptar medidas en materia de prevención y combate de los delitos de operaciones con recursos de procedencia ilícita y financiamiento al terrorismo.

Estamos en la mejor disposición de compartir absolutamente toda la información que se requiera, ponerla a disposición de la UIF, dijo el director general de Pemex, Octavio Romero. Aseguró que la colaboración ya se venía haciendo de manera informal y ahora se oficializa.

- Publicidad -
- Publicidad -spot_img

Noticias Recomendadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias

- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img