23.1 C
Zacatecas
martes, 6 diciembre, 2022
spot_img

‘Captain Fantastic’

Más Leídas

- Publicidad -

Por: ÉVELYNE COUTEL •

La Gualdra 270 / Desayuno en Tiffany´s, mon ku / Cine

- Publicidad -

Si bien se sabe que no lo es, al juzgar por su primera secuencia Captain Fantastic podría relacionarse con los filmes de zombies. En efecto, al iniciarse la cinta, el espectador puede contemplar a un individuo barbudo y cubierto de hollín entregándole a su hijo un trozo del hígado de un ciervo recién muerto. Aunque la escena pueda sorprender, no se trata sino de uno de los rituales de la familia encabezada por Ben Cash -interpretado por el actor Viggo Mortensen-, quien vive con sus seis hijos en un bosque del noroeste de Estados Unidos. En este caso, el hijo mayor Bodevan se hace hombre a través de la captura del ciervo.

Por su saber enciclopédico del mundo y su erudición, este patriarca hippie parece ser una encarnación del Zaratustra nietzscheano, un superhombre todopoderoso y profético que, en su ambición utópica de escapar del consumismo, educa a sus criaturas de un modo especial, dotándolas de conocimientos que no tienen los niños o adolescentes escolarizados y desarrollando al máximo sus capacidades físicas mediante un aprendizaje polifacético. Este modo de vida voluntariamente autárquico y antisocial se verá cuestionado por el drama que afecta a la familia, obligándola a volver al mundo urbano y a enfrentarse con su funcionamiento y sus componentes.

cartel-de-captain-fantasticA través de esta fábula tras la cual se hallan no pocos antecedentes literarios y cinematográficos como la robinsonade o el road movie, se contraponen dos mundos opuestos pintados cada uno con sus ventajas y sus inconvenientes. El mundo natural de la selva, vinculado a la utopía marxista y a un rechazo profundo del capitalismo, aparece como un ámbito saludable y propicio al desarrollo de las facultades del hombre. Por otro lado está el mundo de la consumición y del materialismo, donde existen patologías como la obesidad, “ponzoñas” como la Coca-Cola, supermercados y fiestas comerciales que la familia Cash se niega a celebrar.

Precisamente por esta dicotomía que parece salpicada de clichés inconformistas, igual que por la educación -idealizada hasta lo inverosímil- que se imparte a los hijos, Captain Fantastic ha sido objeto de críticas negativas que la han tachado de maniquea y reductora, aunque también se la ha podido considerar como una cinta que lanza preguntas y plantea una reflexión metafísica o existencial sobre la dificultad de encontrar su lugar en el mundo, representando a la vez el malestar provocado por la sociedad capitalista y cuestionando las posibilidades que se le ofrecen al individuo que quiere huir de ella.

Quizás por eso recibió varios galardones en distintos festivales: el Premio de la escenografía dentro de la categoría “Una cierta mirada” del Festival de Cannes 2016; el Golden Space Needle en el Festival Internacional del Film de Seattle; el Premio del Jurado y el Premio del Público en el Festival de cine americano de Deauville. Sea como sea, no se puede negar que Captain Fantastic invita al espectador a hacerse su propia opinión con respecto a los dos modos de vida presentados y que conllevan cada uno su parte inquietante.

 

https://issuu.com/lajornadazacatecas.com.mx/docs/la_gualdra_270

- Publicidad -
Artículo anterior
Artículo siguiente
- Publicidad -spot_img

Noticias Recomendadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias

- Publicidad -spot_img