14.2 C
Zacatecas
domingo, 29 enero, 2023
spot_img

Notas históricas de la Universidad Autónoma de Zacatecas (Parte 10)

Más Leídas

- Publicidad -

Por: Juan Manuel Rivera Juárez • Elva Cabrera Muruato •

En la entrega del pasado 2 de noviembre del presente año señalamos que la terna definitiva para la elección de Rector de la Universidad Autónoma de Zacatecas (UAZ) para el periodo 1972-1976 se integró por Jesús Manuel Díaz Casas, Uriel Márquez Valerio y Javier Reynoso Robles. Esta fue la primera elección mediante un proceso electoral con la participación democrática de maestros y alumnos en forma paritaria.

- Publicidad -

En la primera etapa del proceso electoral universitario de la que surgiría la terna definitiva, los porcentajes obtenidos por cada uno de los candidatos en las diferentes escuelas los ubicaban en el siguiente orden de preferencia: Uriel Márquez Valerio, Magdaleno Varela Luján, Jesús Manuel Díaz Casas y Lázaro Rivera Hernández. La comunidad universitaria se preguntaba ¿va o no a participar el Lic. Varela Luján? Él había jurado y perjurado que no lo haría, ¿por qué entonces figura en la mayoría de las ternas? Se especulaba que se trataba de una maniobra para restarle puntos a Márquez Valerio y a Rivera Hernández a efecto de favorecer a Díaz Casas, el evidente y más fuerte candidato.

Entre las ternas propuestas por los maestros universitarios, con excepción de Economía, en todas fue abrumadora la mayoría porcentual obtenida por Márquez Valerio. En lo referente a las ternas de los estudiantes las cosas estaban repartidas entre Varela Luján, Díaz Casas, Rivera Hernández y el propio Márquez Valerio. El siguiente paso lo darían los Consejos Técnicos al formular de acuerdo a los porcentajes obtenidos, una sola terna por cada escuela, y después en asamblea plenaria de los propios consejos se integraría la terna definitiva. Como lo señalamos en la entrega citada renunciaron a la candidatura Varela Luján, Rivera Hernández y Torres Viramontes. 

Durante las confrontaciones, los candidatos a la Rectoría de la Máxima Casa de Estudios respondieron a toda suerte de interrogantes, desde las muy cerebrales y juiciosas, hasta las más intrascendentes y fuera de lugar. Por lo demás fue evidente desde el primer momento que Márquez Valerio, Díaz Casas y Reynoso Robles fueron nominados candidatos debido al reconocimiento de sus dotes intelectuales y aptitudes para el cargo, por lo que no debía causar sorpresa el hecho de que los tres propusieran planes de trabajo tendientes a elevar el nivel académico y material de la Universidad.

La creación de una editorial y la edición de una revista o periódico oficial de la UAZ, proposición que figuraba dentro de los programas de dos de los candidatos a Rector. El Lic. Márquez Valerio, la señalaba como el medio para superar la absoluta falta de comunicación que existía entre la comunidad universitaria. Lo anterior fue señalado por Márquez Valerio en la confrontación verificada en la Escuela Secundaria de la Universidad ante aproximadamente cincuenta jóvenes estudiantes y varios maestros. Dijo el candidato a Rector que durante las confrontaciones que hasta el momento se habían verificado, que era notoria la falta de comunicación entre las escuelas de la Universidad a grado tal que según aseguro, “hay quienes no saben adónde queda la Escuela de Comercio y Administración”.

Tanto Díaz Casas como Márquez Valerio señalaron que la función de la Editorial Universitaria no se limitaría a la edición de obras de consulta o textos, sino también a la elaboración de una revista en la que se incluyeran informes de las escuelas y de la propia Rectoría. Esto permitiría por otro lado una mayor participación de la comunidad universitaria en la solución a problemas, emprendimiento de labores y en general a conocer la situación de la Máxima Casa de Estudios. De crearse esa editorial funcionaria con base en los talleres gráficos que en esa época se encontraban en operación.

En las confrontaciones se observó una mayor participación de los estudiantes en el proceso electoral de la Universidad, de parte de los profesores su participación y asistencia no era la que se deseaba, por sus actividades o por apatía. Márquez Valerio señalaba que “hasta el momento los estudiantes se habían interesado en precisar los objetivos y esencia misma de la Universidad, el concepto de la autonomía universitaria, de la reforma universitaria y la posición personal de los candidatos en relación con cada uno de esos aspectos”. Señaló además que “los estudiantes tienen mucho celo porque la persona que llegue a la Rectoría, carezca de compromisos extra-universitarios para garantía la autonomía”. Agrego que “esto es muestra de un verdadero avance, y espero que así siga porque garantiza que quien sea Rector electo, manifieste responsabilidad por la comunidad universitaria y que aquél que sea tenga el apoyo de ésta”. 

Díaz Casas manifestó que “es incuestionable que en este período de confrontaciones ha sido evidente la mayor participación de los estudiantes y es verdaderamente halagador haber escuchado la concepción tan meditada y consciente que tienen sobre la Universidad y la autonomía. Ha habido intervenciones que servirán de guía a quien asuma la Rectoría ya que se capta la esencia de las inquietudes positivas de muestra juventud”. Dijo también que; “esta participación de los estudiantes es comprometedora para el cargo pues ya no se les puede dorar la píldora como antes. La juventud sabe el lugar que ocupa y lo que debe hacer. Sabe exigir sus derechos y cumplir con sus obligaciones”.

La confrontación de la Escuela Secundaria fue una de las más interesantes, pero más meritoria por el nivel mostrado por los jovencitos recién salidos de la primaria, demostraron especial interés por la reforma universitaria y la autonomía… Uno de los alumnos, pregunto al Lic. Díaz Casas si era apoyado por algún político, pregunta que quedo sin respuesta…Otro preguntó si por voluntad mayoritaria llegará al cargo, desaparecería la política a lo que Díaz Casas contestó que solamente persistiría la política universitaria y Márquez Valerio agregó que el día en que se llegara a ejercer una política militante la Universidad desaparecería…Por otro lado fue muy significativo el hecho de que el Ing. Javier Reynoso, no acudiera con regularidad a las confrontaciones argumentando entre otras las siguientes razones: tener clases o compromisos personales que tenía que atender… Un grupo que para uno de los candidatos era definitivamente faccioso, lanzó la amenaza de que en caso de salir electo su opositor, serían tomados algunos edificios como muestra de protesta. Cabía la posibilidad de que se tratara de una “quimera”, pero en caso de que llegara a suceder se echarían abajo todos los logros de una verdadera democratización en el gobierno de la Máxima Casa de Estudios… Estas versiones no confirmadas generaron una gran expectativa en torno la reunión del Honorable Consejo Universitario (HCU) en la que se calificarían las elecciones y se declararía al Rector electo.

En una sesión que inició a las 20:30 horas, siendo las 22:10 horas el HCU de la UAZ declaró rector electo al Lic. Jesús Manuel Díaz Casas quien tomaría posición de su cargo el 6 de septiembre de 1972, para un período de cuatro años. En la reunión del Consejo estuvieron presentes 31 consejeros. La elección fue favorable para el Lic. Díaz Casas con 12.5 punto, por los 9.5 puntos del Lic. Márquez Valerio.

Sé parte de la Unidad Académica de Ciencia y Tecnología de la Luz y la Materia (LUMAT). Informes:

http://lumat.uaz.edu.mx/; 

https://www.facebook.com/LUMAT.UAZ; 

https://twitter.com/LumatUaz.

1Docente Investigador de la Unidad Académica de Ciencia y Tecnología de la Luz y la Materia. LUMAT.

2Docente Investigadora de la Unidad Académica Preparatoria.

[email protected]

- Publicidad -
- Publicidad -spot_img

Noticias Recomendadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias

- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img