Gasto en seguridad nacional creció el doble que recursos para la salud

Gasto en seguridad nacional creció el doble que recursos para la salud
Fusileros paracaidistas en la zona militar de Culiacán, Sinaloa. Foto La Jornada/archivo

Ciudad de México. Sin un conflicto armado fuera sus fronteras, el gasto en seguridad nacional de México ha crecido 125.8 por ciento, considerada la inflación, desde los primeros cinco meses de 2007 ­–cuando iniciaba la “guerra contra el crimen organizado” proclamada por el gobierno del entonces presidente Felipe Calderón– hasta el periodo comparable de 2021.

La velocidad a la que ha crecido el gasto destinado a la seguridad nacional prácticamente duplica el avance de 66 por ciento que en el mismo lapso vieron los recursos para salud, muestran datos de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

En general, la función de seguridad nacional agrupa “toda política que se instrumenta desde el ámbito militar del país por la autoridad central, para garantizar el desarrollo y la estabilidad de las instituciones que conforman el Estado”, ya sea de amenazas externas o riesgos internos, define un estudio legislativo.

Incremento nominal de 298.6%

Al paso de 14 años de conflicto abierto con el crimen organizado, las tasas de homicidios no se han revertido pese a una mayor presencia de militares en las tareas de seguridad pública, incluso el número de efectivos en la Defensa Nacional se ha triplicado en ese periodo.

El gasto en seguridad pasó de 13 mil 902 millones de pesos en los primeros cinco meses de 2007 a 55 mil 410.6 millones de pesos en el mismo periodo de este año, según las cifras más recientes con las que cuenta Hacienda y para las cuales, si no se cuenta la inflación, se tiene un incremento de 298.6 con el paso de tres gobiernos federales.

Una publicación del Fondo Monetario Internacional subraya que el gasto militar se ha reducido a escala mundial, tras concluir la Guerra Fría y una crisis financiera mundial que impuso la consolidación fiscal; además, en el caso de países emergentes, como México, se requirió un mayor gasto social.

Al analizar el sector salud, los datos oficiales de Hacienda muestran que para México el gasto a esta área pasó de 82 mil 306.2 millones de pesos, en los primero cinco meses de 2007, a 241 mil 163.3 millones de pesos en el periodo comparable de 2021, un incremento nominal de 193 por ciento, lejana a los aumentos de recursos para la militarización.

Incluso con la pandemia aún en curso, el gasto acumulado a mayo en seguridad nacional creció 20.1 por ciento respecto de 2020, y 9.1 por ciento en salud.

FMI: el presupuesto militar mundial ha disminuido, pero varía entre países

El gasto militar mundial se redujo casi a la mitad entre el fin de la Guerra Fría y la etapa previa a la pandemia de Covid-19, de acuerdo con una publicación del Fondo Monetario Internacional (FMI).

La caída obedece a que, además de la reducción del conflicto internacional, las economías nacionales han tenido que aumentar algunos gastos en rubros sociales y atender el crecimiento de la población, expuso el organismo.

Detalla que durante las últimas décadas del periodo de la Guerra Fría, entre 1970 y 1990, el promedio del gasto militar era de 3.6 por ciento del producto interno bruto (PIB) de los países, y luego de la crisis financiera mundial –entre 2010 y 2019– se redujo a 1.9 por ciento, también como proporción de la actividad económica.

En las economías avanzadas estima que la caída en el gasto militar obedece a la presión por la consolidación fiscal, dado que su deuda pública supera en promedio 100 por ciento del PIB luego de la crisis financiera de 2009; y que con la pandemia de Covid-19 se elevó 16 puntos porcentuales más.

Además, en estas economías avanzadas las poblaciones envejecen rápidamente y la ausencia de reformas importantes de los sistemas de pensiones y salud han hecho que el aumento del presupuesto relacionado con la edad siga ejerciendo presión sobre otros gastos públicos.

Por otro lado, desde principios de la década de 2000, las economías en desarrollo han tratado de asignar una mayor proporción de sus presupuestos a la educación, la salud y la infraestructura para satisfacer las crecientes necesidades de su población y promover el crecimiento mediante la inversión en capital físico y humano, de acuerdo con la publicación del FMI.

En ella se explica que, si bien el gasto militar mundial ha disminuido, varía considerablemente entre países. Hay 83 economías que gastan menos de 2 por ciento de su PIB en defensa, entre ellos se incluye a México; otros 48 gastan entre 2 y 5 por ciento y sólo siete destinan más de 5 por ciento en ese rubro.

“Encontramos que la estabilidad política y el escaso riesgo de violencia o terrorismo, un alto gasto social y un bajo nivel de gasto militar por parte de los vecinos se asocian con una mayor probabilidad de pertenecer a los grupos de bajo gasto”, agrega la publicación.

Precisa que en la era pos-Covid no se estima un nuevo repunte en el gasto militar, debido a que muchos países tienen la necesidad de reducir el gasto no relacionado con la pandemia, en orden de apoyar la consolidación fiscal y mantener el apoyo social.

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ