Concluye el periodo de campaña y proselitismo electoral en la BUAZ

Concluye el periodo de campaña y proselitismo electoral en la BUAZ
No hay un mínimo de votantes para que sea válido el proceso electoral en la BUAZ ■ FOTO: LA JORNADA ZACATECAS

■ Las votaciones se llevarán a cabo este 5 de febrero, a través del nuevo Sistema Electrónico

■ Discrepan candidatos por la Rectoría sobre la confiabilidad de la plataforma que se usará

 

Este lunes concluyó el periodo de campaña y proselitismo electoral en la Benemérita Universidad Autónoma de Zacatecas (BUAZ), a la espera del resultado que arroje la votación que se realizará este viernes a través del Sistema Electrónico implementado debido a la contingencia sanitaria provocada por el Covid-19.

Rubén Ibarra Reyes, candidato de la planilla Vanguardia Universitaria, convocó a los universitarios a participar en el proceso y, aunque no es posible aspirar al 100 por ciento de los votantes, evitar altos índices de abstencionismo.

Aseguró que “la plataforma está diseñada por personal universitario altamente calificado de las áreas de las ingenierías, donde la Ciencia Básica y la Tecnología juega un papel muy importante”.

Refirió que el sistema electrónico fue creado de tal manera que no se sepa por quién vota el usuario, por lo que “la transparencia está definida en sí misma y yo confío en ella. Es decir, la transparencia está completamente asegurada”.

En ese sentido, consideró que la participación de los universitarios dependerá de la comunidad, por lo que hizo un llamado a que participe y decida libremente quién será el próximo rector, director y consejeros.

Ibarra Reyes comentó que en los procesos políticos que se llevan a cabo en el país, apenas se supera el 50 por ciento de participación, por lo que es difícil abatir el abstencionismo. Sin embargo, dijo que en la BUAZ no hay un mínimo de votantes para que sea válido el proceso, por lo que es suficiente que participe un docente, un estudiante y un trabajador.

Por otra parte, comentó que el tema financiero es el que representa el problema más importante para la institución y es complejo debido a que el subsidio federal y estatal apenas completa para el pago de salarios y prestaciones, pero falta pagar la deuda histórica con el ISSSTE y gastos de operación.

Comentó que el adeudo histórico es de 2 mil millones de pesos y el déficit presupuestal del 2020 fue de 520 millones de pesos, pero debido a la gestión que se realizó permitió un incremento en el subsidio del estado de más de 200 millones de pesos. Ello significa que este año el déficit será de 300 millones.

Ante esa situación, “necesitamos que al frente de los espacios, de las direcciones y del Consejo Universitario, estén compañeros que conozcan sobre la problemática. No necesitamos los cuatro años para un diagnóstico, sino que desde el primer día debemos entrarle a la problemática”.

Ibarra Reyes afirmó que su planilla ha integrado un equipo sólido y “estoy convencido que no hay nadie que conozca mejor la Universidad, después del rector, que el secretario general y ya tuve la fortuna de serlo, además que he adquirido la experiencia de ser director y funcionario”.

Por su parte, Teresa Villegas Santillán, candidata de la planilla Cambio, lamentó la resistencia que hubo de la planilla adversaria para llevar a cabo un debate y su incapacidad y ausencia de propuestas viables para elevar la calidad de la campaña y exponer cara a cara el análisis y alternativas de solución a los graves problemas de la Universidad.

Refirió que fueron insistentes los desafíos a los opositores para entrar en un intercambio de propuestas e ideas, en un auténtico debate, sin embargo, “los merodeos, evasivas, titubeos y negativas a discutir, durante dos semanas, fueron sido permanentes, lo que también refleja la falta de voluntad y carencia de decisión para asumir compromisos y responsabilidades ante los universitarios”.

Asimismo, rechazó las provocaciones, acoso, presiones y coacción que desde la fuerza contraria ejercieron para ejercer el tradicional clientelismo electoral, por lo que llamó a los universitarios a votar el 5 de febrero “por un cambio profundo y real para que la institución vuelva a los cauces de la normalidad que son los de la convivencia armónica, firmeza en su autonomía e independencia y confianza en los auténticos liderazgos académicos y en sus capacidades de transformación”.

Sobre el sistema electoral que se aplicará el 5 de febrero, reiteró que han sido repetidas las dudas y sospechas sobre la confiabilidad, pues la Comisión Electoral Universitaria no ha emitido claridad en las reglas y eso ha impactado en la credibilidad entre los universitarios, pues “crecen las versiones del juez y parte”.

Villegas Santillán manifestó que en estos días urge que sobrevenga el convencimiento sobre la legalidad, transparencia y confianza en la celebración de los comicios universitarios, de lo contrario “el estigma del engaño y del fraude volverá a prevalecer en la Universidad”.

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ