Covid-19: Frenarlo, responsabilidad de todos

Covid-19: Frenarlo, responsabilidad de todos

En las recientes colaboraciones en La Jornada Zacatecas he abordado principalmente temas referentes a la seguridad social y, por la gravedad de su estado actual, a la problemática que encara el ISSSTEZAC. Sin embargo, otro gran tema que figura entre mis preocupaciones personales, y porque impacta directamente a toda la sociedad zacatecana, es el avance de la pandemia de Covid-19, que a la fecha alcanza a niveles alarmantes.

Así, apelo a la comprensión de los lectores para que en esta ocasión se me permita dejar de lado lo concerniente a la problemática del Instituto que me honro en dirigir, para abordar algo relativo al coronavirus que, en detrimento de la salud pública, se ha convertido en un problema de gran magnitud y que ningún zacatecano puede ignorar.

Cuando las estadísticas nos dicen que durante el pasado fin de semana largo se registraron 540 nuevo casos de contagio y llegamos a 1,291 fallecimientos por Covid-19, es necesario que todos los funcionarios públicos aportemos todo lo que personalmente sea posible para contribuir a enfrentar con mayor eficacia la pandemia.

En primer término, y como máximo responsable del bienestar de los zacatecanos, el gobernador Alejandro Tello Cristerna no ha descansado un solo día en la atención al problema, pero este martes 17 destaca porque envió a los diputados de la LXIII Legislatura una iniciativa de ley para regular el uso de cubrebocas y demás medidas para prevenir la transmisión del Covid-19.

La entrega de la iniciativa fue temprana, antes del comienzo de la sesión legislativa, para que los diputados le dieran un trámite inmediato y la ley entre en vigor tan pronto como sea posible y con la premura que exigen las circunstancias.

En la justificación de la propuesta el Gobernador expone que la pandemia ha sido muy larga, complicada y dolorosa, con un índice de mortandad un poco debajo de la media nacional de 9.3 por ciento.

Por la pertinencia y urgencia de la iniciativa, es de esperarse que el Congreso resolverá de inmediato, con lo que el Estado contará con las herramientas técnico-jurídicas para sancionar a quienes no cumplan la obligatoriedad del uso de cubrebocas. La iniciativa consta de 23 artículos, con dos transitorios, los cuales establecen las diferentes figuras de caución en las que se apoyarán los verificadores sanitarios.

En el ámbito nacional el virus ya registra un millón 9,396 casos confirmados, de los cuales 42,922 son activos; 374,326 sospechosos totales. 754,200 han sido recuperados y lo más lamentable es que los fallecimientos ya suman en todo el país 98,861. Después de unos meses en los que la tendencia nacional iba a la baja, en las últimas semanas se manifestó un rebrote, muy marcadamente en cinco estados, entre los cuales lamentablemente se ubica Zacatecas, con un promedio diario de contagios, durante las dos últimas semanas, que supera el centenar.

México es el undécimo país con más casos acumulados y el cuarto con más muertes, según datos actualizados de la Universidad Johns Hopkins. También, respecto al número de pobladores, el país tiene el octavo lugar en muertes, con 775 por cada millón de habitantes.

Las nuevas medidas, que se espera sean aprobadas por la diputación local, intentan evitar que el estado regrese al semáforo rojo, lo que prácticamente paraliza la economía de las ciudades donde se aplica. Esto, como lo ha reconocido el gobernador Alejandro Tello, sería catastrófico para el estado. Su advertencia es respaldada por los sectores empresariales, los que ya sufren fuerte deterioro por el decaimiento general de la economía. Volver a cerrar negocios significaría para muchas micro, pequeñas, medianas y grandes empresas, la quiebra total y la pérdida de miles de empleos. Semejante desplome económico afectaría a todos los zacatecanos.

Sin caer en exageraciones, podría decirse que si en estos días no frenamos el desmesurado avance de la pandemia, irremisiblemente nos encaminaremos hacia la tan temida oleada de contagios que superaría la capacidad hospitalaria y de recursos humanos entre el personal médico, que ya está fatigado y cercano a los límites de su capacidad laboral. Y por si esto fuera poco, esta desgracia vendría acompañada de la hecatombe económica.

La responsabilidad de detener los contagios ya no es de uno o algunos sectores de la sociedad, sino de todos. Sumamos permanentemente los cubrebocas y caretas a nuestros atuendos, guardamos la sana distancia, nos lavamos las manos todas las veces que sea necesario, y sobre todo, eludimos las aglomeraciones humanas o pagaremos caro nuestros descuidos. La responsabilidad es de todos. ■

*Director general del ISSSTEZAC

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ