■ Comentarios Libres Hasta cuándo la justicia

■ Comentarios Libres Hasta cuándo la justicia

En el marco de esta pandemia que mundialmente cumple ya un año y en nuestro país 8 meses, el presidente AMLO se ha empeñado en poner en manos de los ciudadanos, una función tan delicada como es la investigación y persecución de delitos y en consecuencia, la impartición de justicia, al anunciar reiteradamente que el enjuiciamiento de sus antecesores será siempre y cuando así lo determine la “consulta popular”. Se hace demasiado escándalo pero, la justicia no llega a pesar de que muchos “personajes” de administraciones pasadas cometieron una serie de tropelías; no hay explicación para que la Fiscalía General de la República y en su caso, el Poder Judicial, incumplan hasta la fecha, con la función y el mandato constitucional que respectivamente les corresponde.

Sabemos bien que esa tarea no es siquiera facultad del mismo ejecutivo, ni del legislativo y mucho menos de los particulares, simple y sencillamente porque ahora, vivimos en un estado de derecho, donde aquel queda sometido al imperio de la ley y para lograr un equilibrio, a fin de que no se abuse de facultades, divide en tres el ejercicio de sus funciones.

No se exige venganza estatal porque entendemos que esta etapa, “ya fue superada en pleno siglo XXI” Lo que se exige es impartición de justicia, previa investigación y persecución de delitos, toda vez que la venganza implica que los particulares “aplican justicia en su defensa”: en proporción al daño recibido será la respuesta: “ojo por ojo”, “diente por diente”.

Dentro de asuntos que ya quedaron “en suspenso por parte del Estado” es el de la “estafa maestra”, que involucra a muchos funcionarios, ex funcionarios, instituciones, personas físicas y morales, e inclusiva a algunas universidades públicas y privada que se beneficiaron con “grandes rebanadas de pastel” que Rosario Robles, ahora en desgracia, siendo funcionaria les repartió.

A la fecha, Inexplicablemente por este delito es la única que se encuentra presa, a pesar de que no son pocos también los “estudiosos investigadores recibieron gran tajada”.

Otro asunto que hace meses causó gran revuelo nacional e internacional por su publicitada extradición fue el de Emilio Lozoya Austin. Todo en silencio. Que pasen los segundos, los minuto, las horas, los días, las semanas, los meses y, a como se observa los años…a la fecha se desconoce que ha sido de él.

¿Favoritismo? Pero, si la justicia es imparcial.

Francisco Cruz Jiménez, un sólido periodista de la CDMEX escribió un libro titulado “Los Juniors del Poder”. En uno de sus capítulos refiere datos biográficos sobre Lozoya que tal vez pueden explicarnos los motivos de ese “buen trato” que ha recibido, no obstante sus conductas, por parte del gobierno de AMLO.

“Un personaje de bajo perfil, alabado por la prensa como joven inteligente, brillante profesional con talento, tiene gran destreza política y buen olfato para los negocios. En PEMEX lo llaman “el virrey español”. Su historia no es de la del montón que caracterizan a todos los grupos dominantes priístas. A su padre le gustaba ejercer el poder en todas sus dimensiones. Como junior representa al al priísmo neoliberal y tecnócrata, que se configuró en el sexenio de Miguel de la Madrid, se consolidó en el de Salinas de Gortari y tomó plena forma en el sexenio de Ernesto Zedillo, por tanto, es la herencia del salinismo”.

Otro asunto del que muy poco existe la información que deberían tener los mexicanos, es el escandaloso caso del general Salvador Cienfuegos. Antes bien, existen voces que piden al gobierno de México que se pague la asistencia jurídica que se requiere toda vez la “reconocida lealtad con la que se desempeñó el general al servicio de nuestro país, al ocupar el cargo de secretario de la Defensa Nacional.

Como si en verdad México fuera uno de los países en que la ley se aplica imparcialmente, el presidente AMLO, ha mencionado que pedirá información al gobierno norteamericano del porque de la detención de Cienfuegos, pues no se encontraba enterado. Ante una circunstancia como ésta, algunas voces han manifestado que cuál sería el objeto de tan extraña inquietud del presidente. ¿Para someter a consulta popular la investigación o enjuiciamiento?

Entre todo ese juego de palabrerías y cortinas de humo, van transcurriendo las mañaneras, con temas pocos serios. No informa sobre la justicia que se ha quedado a deber no solo en estos casos, también de Carlos Ancira, Juan Collado, Tomás Zerón, Eduardo Medina Mora, los Duarte…
No se debe olvidar que dentro 24 días se cumplen 2 años del actual gobierno y siendo una de las más sentidas demandas el caso de los estudiantes normalistas de Ayotzinapa, ninguna evidencia ha ofrecido que permita entender que va en marcha la solución esperada.

Continúa mencionando el autor de “Los Juniors del Poder: “Lozoya es conocido como el “joven maravilla”. Hijo de Emilio Lozoya Thalmann, quien fue Secretario de Energía Minas e Industria Paraestatal y director general del ISSSTE en el gobierno de Salinas y secretario B del Trabajo de 1982 a 1988 en el de Miguel de la Madrid.
¿Se entiende el trato especial y considerado? ■

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ