Covid-19: educación o coerción

Covid-19: educación o coerción

Desde ayer por la tarde, se vieron elementos de la Guardia Nacional en Zacatecas solicitando el uso de cubrebocas a los transeúntes de la zona metropolitana de Zacatecas – Guadalupe. A nivel nacional se dio a conocer que la policía de San Miguel Allende, Guanajuato, detuvo el sábado pasado a dos personas que transitaban sin cubrebocas en esa ciudad, según informó ayer la Secretaría de Seguridad Pública de esa entidad, en observancia de disposiciones municipales que estipulan como obligatorio el uso de ese accesorio sanitario en la vía pública, establecimientos comerciales y transporte urbano.

Si bien la acción policial referida se puede justificar porque está en los reglamentos y determinaciones oficiales, no deja de ser preocupante la tendencia a combatir por medio de sanciones y de medidas de fuerza actitudes que son, sin duda, irresponsables, o cuando menos poco conscientes, por parte de la ciudadanía. Este tipo de detenciones da pie a la comisión de atropellos y violaciones a los derechos básicos, como la muerte del albañil Giovanni López, ocurrida cuando se encontraba detenido por no usar cubreboca, y atribuida a policías municipales de Ixtlahuacán de los Membrillos, Jalisco.

Ciertamente la pandemia de Covid-19 hace indispensable la adopción de una mejor cultura sanitaria, y ello implica educar a toda la sociedad para que cumpla el distanciamiento social, practique el lavado de manos con la mayor frecuencia posible y utilice mascarillas con el fin de minimizar las probabilidades de contagio. En las regiones cuyo semáforo epidémico se encuentra en rojo como es el caso de Zacatecas, es deseable, además, redoblar esfuerzos para atender las medidas de Sana Distancia si es que por cuestiones económicas o de salud mental se tiene que salir de casa.

Recordemos que las condiciones económicas y sociales de México hacen desaconsejable implantar tales conductas por medio de la fuerza o la coerción.

Por eso es de reconocer que la administración federal, estatal y algunas municipales se abstuvieron de obligar a las personas a permanecer en sus casas –a diferencia de lo que hicieron otros países – y recurrió, en cambio, a la desmovilización de sectores enteros que no resultaran esenciales para el mínimo funcionamiento del país. De esa forma, en lugar de obligar a la gente a confinarse en su domicilio so pena de multa o cárcel, se eliminaron motivos para salir a la calle, al tiempo que se difundió una campaña informativa sobre el comportamiento de la pandemia, los riesgos de la infección y las medidas para reducir la posibilidad de contagios.

Es claro que la superación del fenómeno epidémico en México y Zacatecas requiere de la corresponsabilidad de las autoridades, las empresas, las diversas organizaciones y en gran medida de la ciudadanía en general. Salir lo menos dañados de esta crisis sanitaria, económica y social depende de la colaboración de todos, hagamos el esfuerzo.

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ