El Teatro Calderón patrimonio de la UAZ y de la humanidad, promotor de la identidad zacatecana (1/2)

El Teatro Calderón patrimonio de la UAZ y de la humanidad, promotor de la identidad zacatecana  (1/2)

“El Teatro Fernando Calderón es un espacio cultural de la Universidad Autónoma de Zacatecas, con proyección nacional e internacional, que difunde y promueve, para los universitarios y la sociedad zacatecana, la cultura, la academia y la investigación. En el ámbito de las artes lleva a cabo presentaciones artísticas de ballet, danza, teatro cine, conciertos de música y exposiciones de pintura y fotografía; en lo académico, coloquios, congresos, conferencias y talleres, relacionados con las diversas áreas del conocimiento de la Universidad y de otras instituciones de educación.”
Misión institucional del mencionado inmueble.

La palabra teatro procede del griego theatrón y significa “espacio o sitio para contemplar”. Es bien sabido que una de las tendencias naturales que existen en el humano es su inclinación innata hacia la belleza. “Contemplar la belleza nos hace sentir mejor y por eso la buscamos; nos aligera los problemas y las penas, nos permite respirar, ensancha nuestra interioridad. El alma humana está hambrienta de belleza; la buscamos en todas partes, en el sonido, en el color, en la forma, en el arte en general, en el paisaje, en la jardinería, el amor, e incluso en nosotros mismos (…) Cuando intentamos hacer cosas bellas estamos cambiando al mundo, ensanchando los corazones y la imaginación de las personas. Por eso, quizá buscamos la belleza, porque nos hace mejores, nos cura.” –escribe John O’Donohue, poeta y filósofo hegeliano irlandés (1956-2008).
El teatro forma parte de las artes escénicas. Sus orígenes se remontan a la antigüedad. Hoy en día, los teatros importantes en el mundo son símbolos de épocas gloriosas y verdaderos monumentos que explican la historia del lugar.
El majestuoso Teatro Fernando Calderón (TFC), en ese sentido, no es la excepción. Ubicado en el corazón de la ciudad de Zacatecas -declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1993-, es un edificio lleno de una historia siempre vinculada al devenir de la “Bizarra capital” de nuestro estado.
Sobreviviente nato de múltiples adversidades, surgió en 1832 con la designación de Coliseo y más tarde Teatro de la Ciudad. En 1850 se le asignó el nombre de Fernando Calderón Beltrán (1809-1845) en homenaje a tan insigne poeta y dramaturgo mexicano. En 1889 accidentalmente fue consumido por el fuego. A la manera de la mítica ave fénix que periódicamente se consumía por acción del fuego, para luego resurgir de sus cenizas, fue reconstruido con gran esplendor en 1891 e inaugurado en 1897.
Posteriormente, en 1914, durante la revolución mexicana sufrió gran deterioro. Su administración quedó en manos del Ayuntamiento Municipal. En condiciones deplorables para cumplir su función primigenia se usó como cine, circo y otras actividades ajenas al arte. En 1962 el Congreso del Estado cedió el inmueble al ICAZ, actualmente UAZ, Institución que partir de entonces intensificó su tarea de rescatar, desarrollar y difundir arte y cultura en la sociedad.
Luego surgieron dos etapas más de restauración significativa: en 1989, en torno a la filmación de la película de talla internacional “Gringo Viejo”, en tanto que la más reciente remodelación ocurrió para conmemorar el 175 aniversario de la fundación de la UAZ, los trabajos se realizaron del año 2009 al 2011.
En la actualidad, el rector de la UAZ, Antonio Guzmán Fernández, en observancia de las funciones sustantivas institucionales tiene como objetivo fomentar la difusión de la cultura y el arte en sus diversas expresiones, con el fin de enriquecer la formación integral de la comunidad estudiantil y paralelamente permearla en la sociedad, y de ese modo fortalecer la identidad cultural universitaria, zacatecana y nacional.
Por su parte, el responsable del TFC, Juan Manuel Martínez Hernández y su gran equipo de colaboradores trabajan en acciones para mantenerlo en funciones durante todo el año, ofreciéndole a la comunidad eventos y actividades que promuevan la apreciación y ejecución de manifestaciones artísticas y culturales; establecer o refrendar convenios con las instituciones gubernamentales (principalmente el Instituto Zacatecano de Cultura), así como con grupos promotores y artistas independientes para favorecer el intercambio en el quehacer cultural, valga mencionar a las compañías de turismo de Zacatecas, para que lleven a los visitantes a conocerlo y así promoverlo.
En acuerdo con la Junta de Protección y Conservación de Monumentos local y el INAH, bajo estipulaciones previamente establecidas se reactivaron la rampa y los accesos para discapacitados. Los acuerdos con las Unidades Académicas de Arte y Cultura orientados a actuar como vasos comunicantes para generar enriquecimiento cultural y consolidar el proyecto denominado “La UAZ Patrimonio Cultural de la Humanidad” en donde el TFC es el alma y esencia del mencionado objetivo.
Para conmemorar el Día Internacional del Teatro y simultáneamente el aniversario de la refundación del TFC en 1897, desde 2017 se lleva a efecto un programa orientado a homenajear esta forma de expresión artística.
La instalación de una cafetería en el vestíbulo para el confort de los visitantes, el equipo electrónico e internet de más alta capacidad con fibra óptica para hacer transmisiones vivo para el uso del Sizart y otras instituciones de comunicación, son evidencias del proyecto institucional para la difusión de la cultura en este 2018, año del cincuentenario como UAZ. Continuaremos
Así se observa el mundo desde el Mirador de Heródoto.

*Cronista de la UAZ.
[email protected]
[email protected]

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ