Sexenio del “Tlatoani, príncipe tricolor”

Sexenio del “Tlatoani, príncipe tricolor”

Autora: Alma Isabel Aguilar Lara
Residencia: Querétaro, Querétaro, México

 

La Parca huesuda
se abre paso entre el tumulto;
nunca ha tenido cordura,
tampoco el Tlatoani de Atlacomulco.

A un año de que se termine el sexenio,
o menos, como cinco, con el presidente es incierto,
es muy probable que nos lleve al averno;
será muy difícil escapar de este infierno.

Encontré muy confundidos
a ex mandatarios “distinguidos”.
Ten cuidado, Javier Duarte,
tu codicia está por atraparte.

La astuta Muerte te ataca
por desviar recursos en Xalapa.
Le hincaste el diente al erario
y ahora costearás tus gastos funerarios.

Videgaray, inexperto becario,
no olvidamos tu sacrificio al salario.
La Muerte te espera, amable y sincera;
pronto será tu compañera.

Pemex, por una reforma
se te van a la yugular,
te destruyen, te deforman
y te quieren privatizar.

A tu velorio llevarán flores,
la sentencia de los tricolores,
una legión de traidores
que acabará con tus funciones.

Pobre educación pública,
le han cortado el presupuesto;
sólo fue necesaria una rubrica
para darle muerte por supuesto.

Con una reforma fiscal
se burla el neoliberal;
ajustada a la talla
de aquel que no batalla.

Para los pobres más IVA,
para acabar con su vida.
A la Huesuda no engañan,
aunque sea plan con maña.

Has sido testarudo, “mi querido presidente”;
para el tricolor, casi un ser “omnipotente”.
A pesar de las tretas, la Muerte está alerta.
Ella sabe bien cuál es su meta.

“Poderoso Tlatoani” inconsciente,
has sembrado un mal antecedente,
y en la historia una lista
de desaparecidos normalistas.

Es uno de esos políticos que se pavonean,
que con una sonrisa despensas entregan.
Que en las elecciones no escatiman
y al final siempre te timan.

2018, con políticos gandayas
que se clavan los impuestos,
se verán las pantallas
disputándose algún puesto.

Con mucha sangre fría
el fraude estará justo enfrente.
México, yo que tú despertaría
o nos llevarán hasta la muerte.

Poca fortuna al que engaña,
la Parca detesta a esa calaña.
Habrán tenido suerte…
Pero la muerte proclama finalmente:

Ha sido un buen intento,
“Semi Dios de Atlacomulco”,
te agotaré en un lamento,
eso “te lo firmo y te lo cumplo”.

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ