23.6 C
Zacatecas
lunes, 22 julio, 2024
spot_img

Homosexualidad: Orgullo y Prejuicio

Más Leídas

- Publicidad -

Por: Carlos Galaviz Garza •

“Cada vez que la gente se comporte como si las imágenes de los gays en los medios de comunicación pudieran influir a sus hijos para ser gays, les recordaré que los niños gays crecimos viendo solo a gente heterosexual en televisión”
Ellen DeGeneres

- Publicidad -

Días pasados en la capital de Zacatecas se celebró el primer matrimonio gay en la histórica y afamada conservadora ciudad de cantera y plata, lo cual trajo un sinfín de reacciones positivas como negativas entre la sociedad. Tras la iniciativa promovida por el presidente Enrique Peña Nieto “matrimonio sin discriminación”, lo cual significa que en México se podrán efectuar los enlaces matrimoniales del mismo sexo sin restricciones de la ley; miembros de la iglesia ultra conservadora como  Juan Sandoval Íñiguez han declarado la guerra ante tal iniciativa del gobierno, lo cual el cardenal ahora emérito de Guadalajara declaro:

“Dios los hizo varón y mujer, y mando a que se unieran, fueran una sola cosa y los bendijo para que fueran fecundos, lo que se salga de esta institución divina atenta contra ella y es una aberración, y no puede caber nunca en la mente, de uno que se diga católico, de uno que se diga cristiano, no pueden caber”.

Dicha declaración reavivó los pensamientos medievales de algunos grupos eclesiásticos y sociales en todo México, y en lo personal debo de decir que de algunos “conocidos” también, la afectación a dicho tema que tuvo en ellos, fue como si el siglo XXI estuviera a XX siglos de distancia para llegar a él. Lo cierto y lo tangible es que en Zacatecas con dicho evento, no solo dio un paso más en la eterna lucha de los derechos humanos para la conservación de una sociedad más educada en el tema de la tolerancia y el respeto, dio un paso más a la inmersión de una sociedad que está más informada y más preparada para los nuevos retos que el nuevo mundo exige ante los fenómenos de evolución que tenemos como sociedad.

Actualmente ya son 20 países que reconocen este derecho de las parejas del mismo sexo, entre ellos México y Estados Unidos. Ambos son los casos más recientes y ambos por resolución de la corte suprema de cada país. La jurisprudencia que emitió la Suprema Corte de Justicia de la Nación representó un avance decisivo para la comunidad homosexual en busca del matrimonio igualitario, tras casi una década de lucha legal en México. Pese a toda crítica mal justificada en el tema, Zacatecas ya rompió las cadenas culturales que tenía arraigada con el clérigo; nuestro estado que se distingue por ser uno de los más conservadores del país, el tema del “Matrimonio Igualitario” trajo consigo las críticas más fuertes de la sociedad tradicionalista.

La disparidad con la que declaran algunos “conocidos”, o grupos “conservadores”, no solo carecen de sentido, si no de falta de información en el tema, y porque no decirlo también del sentido del tiempo en el que se encuentran parados hoy en día;  es incongruente que por un lado vitorean las políticas sociales que países de primer mundo disponen a sus ciudadanos, y por otro lado se critique fuertemente el paso tan significativo que estamos dando como país y como sociedad ante dicho tema.

A esos grupos de “conservadores” que visten con Calvin Klein, Dolce and Gabana, Armani, Lagerfield, Gucci de Tom Ford, o cantan canciones de Sir Elthon Jhon, Ricky Martín, George Michael, Sam Smith, Boy George,  ó mejor aún Freddy Mercury, deberían de saber que todos ellos son homosexuales y que por el hecho de vestirse con sus marcas famosas, o escuchar música de alta calidad o algún otro rubro no es motivo para pensar que el ser homosexual es sinónimo de una gripe incurable; deben de saber esos grupos de extrema conservador, que los derechos humanos no solo son para unos cuantos, o para una determinada clase social, o grupo étnico, deben de saber que son para todos los habitantes humanos de este mundo.

Continuar satanizando el tema de la homosexualidad como si fuera una posesión demoniaca o un pecado mortal, es seguir pensando que el mundo es plano, o que venimos de una parábola católica que dio vida a este mundo por una costilla de un personaje literario. Antes de hacer una fuerte crítica al tema o a los involucrados en el, deben de ponerse a pensar aquellos religiosos, conservadores o conocidos, que los casos de la pederastia son temas más preocupantes y recurrentes hoy en día; muchos miembros de la actual iglesia que tanto defienden siguen impunes por la protección política que gozan y la idiosincrasia del mexicano que tiene de la iglesia como un poder absoluto y absolvedor de todos los problemas sociales son modos obsoletos del uso del razonamiento.  El darle paso como sociedad al respeto y la tolerancia de la homosexualidad, es dar paso a la vanguardia, al desarrollo, al progreso y a la evolución como seres humanos.

La diversidad sexual es parte de la naturaleza humana y así debemos de entenderla, seamos los heterosexuales, homosexuales, bisexuales o cualquier corriente de la diversidad, factores primordiales para que este mundo sea un lugar mejor para vivir, el plan de Dios fue siempre “amarnos los unos a los otros” sin importar la condición sexual que se tenga. Gracias. ■

 

“Odio la palabra ‘homofobia’. No es una fobia, usted no tiene miedo, usted es un imbécil.”

Morgan Freeman

 

- Publicidad -

Noticias Recomendadas

Últimas Noticias

- Publicidad -
- Publicidad -