El cultivo del arte, frente a la cultura de la violencia y la barbarie

El cultivo del arte, frente a la cultura de la violencia y la barbarie

Hay experiencias que sirven para hacer juicios sobre las formas de gobernar y los factores que toman en cuenta los gobernantes al momento de enfrentar los problemas. Ahora comenzamos con la narración de una experiencia que sirve para meditar la relación que hay entre la promoción de la cultura y los ambientes llenos de violencia y barbarie.

En algunas comunidades de Guadalupe, algunos académicos y agentes de la sociedad civil promovieron la enseñanza de las artes entre los niños, sobre todo de la zona rural del municipio. La cobertura de infantes fue importante. Pero llegando el gobierno de Rafael Flores retiró al municipio de esa iniciativa. Como era barata, no se puede saber fácilmente los motivos que tuvo para hacerlo. El hecho es que ocurrió. Pues bien, en una ocasión una de las personas que conformaba el equipo de formadores de los niños, narró cómo un joven salió vivo de un tiroteo con la Policía Estatal al momento en que esta última trataba de liberar a una persona secuestrada. El joven salió vivo, pero herido. Una vez que supo cómo estuvo la trama se dio cuenta de que el chico que fue herido (y para el caso) uno de los secuestradores, fue hace años uno de sus alumnos de arte en una de las comunidades rurales que atendía. El impacto fue mayúsculo. Recordó que en determinado momento, se tuvieron que retirar de la enseñanza del arte de esa comunidad por la decisión de dicho presidente municipal de apartar al municipio del proyecto de la enseñanza del arte con estos académicos. Según narraba esta maestra, si esos niños hubieran seguido siendo atendidos y no hubieran sido abandonados por falta de ese pequeño recurso, seguramente ese grupo de niños nunca se hubiera involucrado con las bandas de criminales y nunca se hubiera dado ese brutal caso de secuestro. El efecto del abandono de los niños tuvo en pocos años consecuencias concretas.

Como podemos observar, las decisiones de los gobernantes tienen consecuencias: ¿en qué invierten?, ¿qué estrategias emprenden?  Y lo más importante: ¿qué lugar dan al arte y la cultura en sus gobiernos? El cultivo del arte produce capacidades creativas y valores de empatía con sus semejantes en los cultivados. Por ello, la promoción de la formación de públicos, y formación de artistas es una actividad esencial en un país que quiere contar con personas con sensibilidad que puedan imaginar nuevas formas de vida que hagan florecer sus biografías. Y el sistema completo de estímulos: un festival que impulsa a los artistas a prepararse porque tienen un escenario-objetivo para ser escuchado o visto, un sistema de enseñanza que llegue a los sectores marginados de la sociedad y una formación de públicos que genere una atmósfera de aceptación de las actividades artísticas de los creadores locales. Sin duda, el cultivo de las artes  es el cultivo de humanidad en las personas. El perfil psicológico de los grupos criminales habla de insensibilidad e inhumanidad. Es esencial que los gobernantes impulsen el arte en todos los niños y jóvenes zacatecanos.

Banner Home Videos 578 x 70

Noticias relacionadas

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ