Periodismo de investigación: misión contra la corrupción

Periodismo de investigación: misión contra la corrupción

Es preocupante que la mayor parte de los casos de corrupción hayan salido a la luz por filtraciones o por la acción del periodismo de investigación, y no por la acción de los órganos encargados de vigilar el buen funcionamiento de las instituciones. Las auditorías y la actividad de las contralorías han sido estériles. Las auditorías se han llevado a cabo y son verificadas por la Secretaría de la Función Pública, y sin embargo ninguna irregularidad aparece. En el caso de la UAZ tienen a un contralor que repite en las diversas administraciones y, con ello, han logrado librar las múltiples auditorías, tanto del estado como de la Federación y no aparecen irregularidades en las mismas. Es decir, estamos ante una Contraloría universitaria que se ha convertido en la experta del encubrimiento. Y muy probablemente en ‘multipremiada’ por lograr la impunidad de los casos obscuros. Si toman un poco de tiempo en comparar los casos de corrupción impunes y denunciados por la prensa libre, se darán cuenta que tienen estructuras de comportamiento comunes: se saltan los conflictos de interés, hacen uso de los recursos públicos para pagar favores de diversos ‘negocios’ en curso, e involucran a los órganos de vigilancia en la red de corrupción, esto es, la corrupción siempre actúa en red. Así como esos patrones de comportamiento están en el famoso caso de la Casa Blanca, también lo están en el caso de la UAZ donde se documentan patrones de compras amañadas con empresas que aparte de dar precios superiores al mercado, sirven de fachada para desviar recursos públicos.

Así como el caso de la Casa Blanca, algunas notas que hemos presentado en esta casa editorial, son producto del periodismo de investigación. Que refleja la voluntad de alejarse del modelo de medios que se convierten en compiladores de boletines oficiales.  Ponerse a investigar el funcionamiento de las instituciones y las casusas de los eventos que se exhiben en la información, es hablar de otro tipo de periodismo. Y el cual, claro está, recibe ataques de aquellos que se ven afectados por la transparencia: embisten al mensajero.

En este país, ha servido el periodismo de investigación para desatar reformas orientadas a corregir de fondo el problema. Por ejemplo, nadie duda que el caso de investigación de la Casa Blanca fue uno de los detonadores mediáticos de la propuesta legislativa que creó el Sistema Nacional Anticorrupción. De la misma manera, tenemos la esperanza de que el trabajo esforzado de esta casa editorial en las investigaciones que emprende, sirvan para que las instituciones del estado se vean libres del cáncer de la corrupción y con ello cumplan su misión en alcanzar los mejores estándares del desarrollo humano. Ver realizada nuestra misión es la mejor recompensa a nuestro trabajo. A pesar de hacerlo en condiciones adversas por las situaciones que ya hemos informado. Así las cosas, cabe la pregunta: ¿qué política emprenderá la administración central de la UAZ para limpiar a la institución de la corrupción que padece? Este joven Rector tiene la oportunidad de darle “otro rostro” a la universidad, de poner fin a la impunidad y generar los cambios esenciales que legitimen la lucha por más presupuesto público. Ahí está el dilema.

Banner Home Videos 578 x 70

Noticias relacionadas

Banner Home Videos 578 x 70
¿Qué tan enterado (a) estás de los acontecimientos de esta semana? Haz la prueba
+ +
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ