El arte de legislar sin representar al pueblo

El arte de legislar sin representar al pueblo

El debate público generado en días pasados en torno a las diversas propuestas realizadas para reformar la Ley del ISSSTEZAC ha demostrado que nuestros legisladores y el gobernador del estado practican el arte de legislar sin escuchar y sin representar al pueblo de Zacatecas, dicho de otra forma, a sus representados.

Existen dos propuestas de reforma a la ley mencionada, una por parte del gobernador del Estado y otra por parte de la Diputada Alma Dávila Luévano, mismas que pudiesen complementarse y arrojar una buena reforma en beneficio de los trabajadores del Estado, sin embargo, la urgencia por modificar dicha ley, pone en evidencia dos cosas: la existente presión por parte de quien encabezará la próxima administración a través de los legisladores de morena y aliados, para que sea reformada la Ley para no absorber el costo político toda vez que no podría aplazarse la discusión para solucionar la situación financiera que existe en la institución; por otra parte, se pone en evidencia la falta de interés por brindar certeza a los trabajadores del Estado respecto de sus prestaciones y derechos adquiridos durante años.

El debate en torno a la crisis que vive el ISSSTEZAC ha sido desviado entonces de la esencia del mismo, se ha dejado de lado la urgencia de transparentar el gasto que la misma ha sostenido desde hace años, no se ha iniciado investigación alguna para deslindar responsabilidades y no se ha escuchado realmente a los diversos sindicatos de trabajadores que hasta el momento han realizado diversas propuestas para buscar solución a dicha crisis financiera, por el contrario, los actores políticos (incluyendo al Gobernador) se han enfrascado en buscar culpar a los demás, unos de querer aprobar al vapor una reforma para evitar que sea la próxima administración la que absorba el costo político, y los otros que no se tienen voluntad por resolver la situación, como podemos ver, ninguno por atender a los principales afectados.

La situación del ISSSTEZAC requiere de compromiso por parte de todos los actores en el Estado, tanto por el Gobierno del Estado, los Diputados, por los funcionarios, así como por los sindicatos y los trabajadores del Estado para lograr impulsar una reforma que beneficie a todos sin perjudicar las finanzas de dicha institución, así mismo impulsar una investigación para determinar cuáles fueron los factores generadores de la crisis y deslindar responsabilidades de posibles actos de corrupción cometidos en contra del Instituto y sus finanzas y en su caso, sancionar a los responsables.

POLITICOS ALEJADOS DEL PUEBLO
Analizando la situación del ISSSTEZAC así como las acciones realizadas por los diversos actores involucrados, da muestra de que nuestros legisladores se alejaron del pueblo, entre los beneficios del encargo, la distracción de la tarea legislativa por comprobar gastos de representación y de viáticos, así como el desconocimiento de la misma, se han alejado de su principal y única función: representar los intereses del pueblo.

Zacatecas atraviesa un proceso de crisis en diversos sentidos: el económico, derivado de una pandemia internacional que ha venido a acrecentar nuestra crisis económica por falta de voluntad y capacidad de nuestros políticos; la de inseguridad derivada de una situación nacional que surgió tras una declaración de guerra contra el narcotráfico y que gobiernos posteriores no han sabido contener, disminuir y evitar y que en Zacatecas, nuestras autoridades han optado por pasar la papa caliente sin aceptar la responsabilidad que se tiene para prevenirla; y el político, derivado de una crisis de políticos comprometidos con el interés colectivo.

Es evidente que la crisis generalizada que atravesamos es consecuencia de la falta de formación, voluntad y capacidad de nuestra clase política, situación que no podrá cambiarse hasta que exista un verdadero compromiso por parte de nuestras instituciones políticas por reformarse, replantearse y cumplir con los estatutos de cada uno de los mismos, democratizando sus procesos internos y fortaleciendo la participación de la militancia, respetando sus derechos y escuchando a las bases.

El proceso de regeneración de la vida pública aún se avisora lejano, a nivel nacional se implementan acciones por el gobierno federal, sin embargo, las instituciones políticas y nuestra clase política en los estados, no dan muestras de tener interés de impulsar cambios en ese sentido, la carga recae en los ciudadanos, quienes debemos organizarnos y forzarlos a impulsar el cambio. ■

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ