“Deben IES cambiar el proceso de enseñanza; no será posible regresar al modelo tradicional”

“Deben IES cambiar el proceso de enseñanza; no será posible regresar al modelo tradicional”
Didriksson Takayanagui subrayó que “no va a a ver un retorno a la nueva normalidad, sino a la nueva complejidad” ■ FOTO: LA JORNADA ZACATECAS

■ El regreso a clases presenciales deberá ser de manera ordenada y secuencial: Didriksson

■ Necesario, invertir en el aula virtual y aprovechar de una nueva manera los conocimientos

 

Axel Didriksson Takayanagui, investigador del Instituto de Investigaciones sobre la Universidad y la Educación de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), opinó que, luego de superarse la pandemia del Covid-19, las Instituciones de Educación Superior (IES) deben revolucionar el proceso de enseñanza y aprendizaje, pues no será posible regresar al modelo tradicional basado en la cátedra.

Durante una conferencia impartida este martes en la Benemérita Universidad Autónoma de Zacatecas (BUAZ), señaló que el regreso a clases presenciales deberá ser de manera ordenada, de forma secuencial, con la mitad de los grupos, entre otras medidas, pero tenemos que hacer un proceso de revolucionario de las habilidades de aprovechamiento de las tecnologías instruccionales desde la perspectiva de una redefinición de los paradigmas del aprendizaje desde el sector docente”, indicó.

Explicó que no es lo mismo impartir una clase presencial por medio de Zoom, Meet o Teams que una presencial en sí misma por lo que es necesario invertir en el aula virtual y desarrollar una nueva perspectiva en la lógica de aprovechar los conocimientos tácitos y estandarizados y revolucionar la semipresencialidad “porque ahí nos vamos a quedar”.

Manifestó que este proceso implicará un esfuerzo muy grande para la reformulación didáctica, pedagógica, de los estilos de aprendizaje y del aprovechamiento de las nuevas tecnologías.

Por ejemplo, Didriksson Takayanagui refirió que luego de iniciarse la pandemia él impartió un seminario de posgrado y lo hizo desde el confinamiento, pero “les dije a mis alumnos: aquí yo no voy a dar clase. Si ustedes creen que voy a dar un seminario, están equivocados. Aquí vamos a desarrollar proyectos, va a haber investigación colaborativa y va a haber investigación con incidencia social”.

Aunque los alumnos argumentaron que no podían salir, les respondió que sí podían hacerlo con cubrebocas, sana distancia y demás medidas de prevención, pero era necesario aprovechar las condiciones para armar vínculos comunitarios o repensar problemas desde los proyectos de investigación.

“EL APRENDIZAJE CADA VEZ SE TORNARÁ MÁS INDIVIDUALIZADO”

Es decir, “vamos a invertir el aula y vamos a aprovechar todas las posibilidades que nos da el conocimiento codificado y yo no voy a dar ninguna información estándar. Búsquenla para desarrollar habilidades de búsqueda, de sistematización, de estratificación de la información, de comparar información y cómo trabajar con información estandarizada y actualizarla constantemente”.

Para complementar, comentó que ocasionalmente invita a académicos de universidades latinoamericanas para que impartan una conferencia acerca de lo que está pasando en su país y en la educación superior.

De esa manera, Didriksson Takayanagui comentó que se creó “una aula internacional”, donde una parte era el proyecto de investigación que tienen los alumnos, un aprendizaje conceptual y teórico en la perspectiva del conocimiento tácito y un bagaje internacional de educación comparada que modifican totalmente lo que es una clase tradicional por un esquema de pedagogía colaborativa para el desarrollo de habilidades para realizar proyectos de innovación y de incidencia.

Es decir, “debemos inventar caminos y para eso debemos desarrollar esta capacidad en los profesores y empezar a destinar recursos, lo que significa la relocalización de los recursos propios de la universidad con recursos extraordinarios, porque no hay más para que pagar salarios”.

Añadió que el aprendizaje cada vez se tornará más individualizado, de forma que el propio estudiante deberá desarrollarlo desde la perspectiva de su esfuerzo y de su error, por lo que se pueden trabajar modelos híbridos que no significan la combinación del aula presencial con la tecnología instruccional, sino que es una estructura conceptual que rompe con el paradigma tradicional del aprendizaje en aula hacia la trans y la interdisciplina.

Entonces, dijo, se redefinen los paradigmas del conocimiento hacia la complejidad y la transdisciplina en la perspectiva del uso y manejo de las tecnologías instruccionales más proyectos de investigación más desarrollo de habilidades propias del estudiante.

Didriksson Takayanagui subrayó que “no va a a ver un retorno a la nueva normalidad, sino a la nueva complejidad, porque va a ser no solo distinto, sino complicado trabajar con los sectores que estaban acostumbrados al dictado. Ya no vamos a poder regresar a eso y esto implica un replanteamiento de los funcionarios, docentes, directivos, estudiantes e investigadores para desarrollar núcleos o módulos experimentales que tengan efectos de multiplicación hacia el revolucionamiento de los procesos de aprendizaje”.

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ