Dos bloques de Alianzas aberrantes: entre la horca y la inyección letal

Dos bloques de Alianzas aberrantes: entre la horca y la inyección letal

Ha corrido mucha tinta analizando y haciendo ácida crítica a la alianza que protagonizan los partidos de la antigua geometría en México: el PAN originado en el sinarquismo, el PRI de la revolución mexicana, y el PRD de la lucha por la igualdad y la democracia en un México empobrecido. Se hace mención en cantidad suficiente de columnas periodísticas de la incompatibilidad de ideologías de estos partidos. ¿Cómo es que se juntan? Pues en una operación paradójica: abandonan el alma para poder sobrevivir. A fin de seguir en la vida política, se suicidan. La vida política refiera a dos cosas: a la operación en procesos públicos para conseguir el poder y a la identidad. Como decía un escritor argentino: ‘si ya no eres lo que eras, ya no sos vos’. En el mundo político, donde el reconocimiento da la vida, la identidad lo es todo. ¿Y cuál es el rostro de la identidad? Pues la ideología: los fines que persiguen, los programas que impulsan, las formas de organización y los intereses que representan. Sin esto, los partidos son meros clubes de mafiosos que buscan el poder para sí mismos. Pues bien, con estas alianzas los políticos abandonan su ideología y, con ello, renuncian a su identidad. Pero la alianza les da votos que les permite sobrevivir. Regresamos a la paradoja: se inmolan para lograr perdurar.

Y sobre la crítica al así llamado ‘PRIAN’ emergió un partido con rostro de movimiento que se levantó al afirmar que los candidatos surgidos del hiper-pragmatismo son vulgares ambiciosos y serán, sin duda alguna, malos gobernantes, porque no llegaron para cumplir un ideal social sino una ambición personal. Y los malos gobiernos se reflejan en la desdicha de la población. Sin embargo, ahora mismo, ¿cómo puede Morena en vísperas de unirse al Verde y Panal seguir afirmando que es la esperanza de México? No puede: las bases del partido se manifestaron en contra de la alianza con el Verde y Nueva Alianza, pero la dirección nacional se manda sola y ha decidido que sí. La alianza con el PT no se ve observa anti-natura, porque tiene orígenes ideológicos muy similares a Morena. Pero el Verde era justo parte del equipo que gobernaba del PRI Y PAN. Ahora al PRD lo traen de cargamaletas con las inicuasdecisiones de su impresentable dirigencia nacional. Para muestra de lo que hemos afirmado en el sentido de los negativos resultados del hiper-pragmatismo están los gobiernos de Morena en Puebla y en Baja California. Ni los Barbosa o los Moreira tienen ideología: tienen intereses mafiosos.

Así las cosas, no habrá un bloque aberrante, sino dos: la alianza de Morena, el Verde y Nueva Alianza es igual de contradictoria que la del PRI-PRD-PAN. Lo cual significa que el triunfo de cualquiera de ellos avisora consigo un mal gobierno y la sospecha de que con el que gane, perdemos. Se pronostican varios ‘Barbosa’ al frente de sus respectivos estados por el lado de Morena, y algún Moreira en el PRIAN. Ojalá cambie el escenario porque hasta el momento parece que el pueblo deberá elegir, en el 2021, entre la horca o la inyección letal.

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ