¿Mercantilizar el agua?

¿Mercantilizar el agua?

Una noticia ha dado la vuelta al mundo es la cotización del agua en el mercado bursátil de Wall Street, con un mecanismo similar a los utilizados en los futuros de petróleo, en este sentido, un futuro es producto financiero que consiste en un contrato por el que se acuerda el intercambio de un determinado activo, por ejemplo materias primas, en una fecha predeterminada a un precio acordado previamente. Cabe mencionar que la incorporación del agua a los mercados especulativos por el momento únicamente aplica al estado de California, para el cual se generó el Nasdaq Veles California Water Index (índice NQH2O) que refleja los precios de los futuros de este recurso para su intercambio en el mercado, el cual tiene como función permitir a los agricultores y a la industria hacer una previsión de los costos del agua en el futuro y que el martes cotizaba ya en 486.53 dólares por acre-pie. De acuerdo con Forbes, la razón por la que se establece el índice NDH2O, obedece a la tendencia hacia a la escasez del líquido, por ello se busca que las industrias y otras actividades económicas de alto consumo de recursos hídricos fijen su costos en los lugares donde la escasez es mayor.

En este aspecto, luego de Nuevo México, California es el segundo estado con mayor estrés hídrico de los Estados Unidos y desde 2011 experimentó condiciones extendidas de sequía, asimismo, se espera que la población y la temperatura aumenten en los próximos años. Otro punto importante a destacar son los tipos de usos del agua, los cuales en el caso de California se distribuyen de la siguiente manera: 50 por ciento para uso ambiental, 40 por ciento para uso agrícola y 10 por ciento para uso urbano, aunque estos valores pueden cambiar considerablemente a través de sus regiones. Es importante tener en perspectiva los usos del recurso al existir competencia entre ellos mismos, principalmente bajo la influencia de la especulación tan característica de los mercados financieros, lo que puede exacerbar la escasez para el resto de los usos del agua, por ejemplo, ante la ausencia de un marco jurídico e institucional adecuado, un aumento desproporcionado de la demanda del líquido en el sector agrícola por cuestiones especulativas puede poner en riesgo la cantidad de agua necesaria para mantener las necesidades del medio ambiente o de las personas y generar una burbuja como ya ha ocurrido en diversas ocasiones. En este sentido, la escasez de agua para uso medioambiental puede derivar en la degradación y detrimento de los ecosistemas que son la base de una gran variedad de servicios ambientales; asimismo, como lo indica la Organización de las Naciones Unidades (ONU) poner el agua en la bolsa de valores como si fuera oro o petróleo, es un atentado contra el derecho de todos al agua. A los recursos hídricos no se les puede asignar un valor como a otros productos básicos comercializados, el agua más allá de ser una mercancía es un bien público y está vinculado directamente a la vida, a la salud pública y nuestros medios de subsistencia.

El agua tiene un conjunto de características que la lógica de mercado no acepta, razón por la cual no se puede gestionar adecuadamente a través de un espacio tan susceptible a la volatilidad como los mercados financieros. Por último, quizá lo más delicado es la amenaza al agua como derecho humano, el cual se desvanece automáticamente al convertirse en una mercancía a la cual tendrán acceso únicamente aquellos que cuenten con recursos para pagarla, esto sumado a la creciente escasez y competencia entre sus usos tiene el potencial de generar conflictos violentos a gran escala.

[email protected]

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ