El dictamen del presupuesto: sin deliberación y nube desinformativa

El dictamen del presupuesto: sin deliberación y nube desinformativa

Se suspendió la discusión y el análisis en la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública de la Cámara de Diputados. Había mucho que discutir. En la pasada desaparición de los Fideicomisos se prometió que los recursos se garantizaban para los rubros que estaban destinados, como el caso de fondos para ciencia, cine, ex braceros, y varios más. Pero ya no supimos qué ocurrió con ello: algunos diputados declararon que sí se habían respetado, pero no se exhibió nunca la propuesta de esos montos en el texto del dictamen de la comisión citada. De la misma forma programas tan esenciales como Escuelas de Tiempo Completo, que es el único programa serio que atiende el tema de la Equidad Educativa, corrió el rumor producto de una declaración del propio secretario de Educación, que se habían recuperado esos recursos con apoyos adicionales; pero lo mismo: no se vio que eso hubiera ocurrido por la aprobación intempestiva del dictamen del presupuesto. Igual que el Programa Nacional de Convivencia Escolar, que promueve la disminución de las violencias escolares, todo parece indicar que se mantuvo en ceros.

La esperanza de conseguir algunos reacomodos del presupuesto a partir del debate en la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública con otras comisiones legislativas y actores clave del desarrollo social del país, se esfumó. Por ejemplo, los alcaldes (incluyendo a todos los de Morena) hicieron la petición de recuperar el recurso del Fortaseg, que es la entrada más importante para financiar la seguridad municipal, y tampoco pudo ocurrir: los presidentes municipales pretendían aprovechar la discusión en la Comisión para hacer algo por la seguridad de sus demarcaciones. Pero el debate nunca llegó, y así, sus expectativas se hicieron humo. Los pocos movimientos que ocurrieron ya venían con la instrucción del Ejecutivo: reasignar 2.4 mil millones del INE y la FGR para los adultos mayores. Nada más. Pequeños ‘piquitos’ como una posible reasignación al FONE, nos genera la pregunta, ¿eso beneficia al déficit educativo de Zacatecas? Y pues la respuesta es una nube desinformativa. Los diputados federales zacatecanos son mirones de palo: no saben dónde quedó la bolita.

Muchos actores pugnan por esquemas de Presupuesto Participativo, o Parlamentos Abiertos en el tema presupuestal o diversas formas que involucren a los actores sociales en la definición del principal instrumento de política pública nacional. Pero en lugar de eso, tuvimos un dictamen que no fue siquiera deliberado: pasó por la vía rápida a partir de una instrucción precisa del Ejecutivo. Esas prácticas las criticamos durante décadas de la hegemonía tricolor. Ahora, con la hegemonía guinda la práctica es exactamente igual. Los legisladores son de palo. Ahora bien, el paso que sigue es la presentación del dictamen en el pleno de la Cámara, y como observamos la dinámica de la decisión, no habrá modificación del dictamen presentado por la Comisión. Pasará tal cual el Ejecutivo lo mandó. Extraña democracia sin deliberación y nubes de información.

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ