El futuro del presente: En el año 4000…

El futuro del presente: En el año 4000…
Bajo un cielo amenazante, un paisaje urbano con un cielo grisáceo, despoblado y devastado, nos proyecta en el año 4000. El humor reposa sobre el contraste entre este segundo plano y la figura radiante de la reina de Inglaterra, presentada como el único organismo vivo sobre la faz de la tierra ■ FOTO: CORTESÍA

■ “El humor en tiempos del Corona: 40 imágenes para una cuarentena”

 

La amplitud de las consecuencias de la pandemia, tanto las presentes como las que están por venir, ha alimentado unos debates apasionados sobre los inciertos días del mañana. La teoría del hundimiento de las sociedades y de las civilizaciones ha ocupado un vasto campo en las reflexiones.

La crisis sanitaria, de hecho, ha revelado las fallas de nuestro sistema de interconexiones planetarias. Según algunos “colapsólogos” (neologismo forjado a partir del término inglés “collapse”) como Pablo Servigne en Francia, esta podría ser considerada como un primer “efecto dominó” que afectaría con su caída a todos los otros sectores (económico, social, industrial, etc.).

El imaginario catastrófico conoció un auténtico éxito. Contagio (Steven Soderbergh, 2011), film que anticipaba una pandemia mundial, devino por ejemplo un ineludible internacional, pues parecía súbitamente casi realista.

La producción humorística Covid-19 ha echado mano ampliamente de este tipo de producciones culturales para figurar el cataclismo. Sus usos fueron numerosos, en particular para representar las salidas al exterior en los paisajes apocalípticos.

Es este tipo de decorado el que se representa en nuestra imagen. Bajo un cielo amenazante, un paisaje urbano con un cielo grisáceo, despoblado y devastado, nos proyecta en el año 4000. Una imagen clásica del fin de los tiempos.

El humor reposa sobre el contraste entre este segundo plano y la figura radiante de la reina de Inglaterra, cuyo busto aparece en primer plano, presentada además como el único organismo vivo sobre la faz de la tierra.

Su resistencia a la enfermedad, a diferencia de su hijo Carlos y de su primer ministro Johnson, ha sido el tema recurrente para un incalculable número de imágenes humorísticas. En general, el humor resaltaba su longevidad, desde el antes (la hemos visto por ejemplo desde la creación del mundo) hasta el después, como aquí, en un futuro apocalíptico.

En el imaginario humorístico Covid, los dramas de las personas de la tercera edad particularmente expuestas a la pandemia habían constituido un ángulo muerto de las representaciones, demasiado dolorosas para reírse de ellas. La reina de Inglaterra es una excepción, con la afirmación radiante de su inalterabilidad, como un símbolo, que va mucho más allá de su dimensión política…

FIN…

*Catedrática de Artes Visuales en la Universidad Sorbona
**Traducción del francés por Jordi Macarro: Le futur du présent: En l’an 4000

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ