Propone la diputada Mónica Borrego revivir las “herramientas legislativas”

Propone la diputada Mónica Borrego revivir las “herramientas legislativas”
Mónica Borrego (segunda de izquierda a derecha) en el salón de plenos de la 63 Legislatura ■ FOTO: ALEJANDRO ORTEGA NERI

■ “Un diputado o diputada sin recursos se vuelve un simple espectador, lo cual es reprobable, ya que difícilmente puede ayudar a que el Legislativo sea el contrapeso que se requiere”, dice

 

Tomando como argumento la crisis económica que detonará la pandemia del coronavirus Covid-19 y con el objetivo de combatir la pobreza y el desempleo que esto ocasionará, la diputada local de la fracción parlamentaria del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), Mónica Borrego Estrada, hizo el pasado viernes un llamamiento al Poder Legislativo mediante un proyecto de decreto que busca revivir las llamadas “herramientas legislativas” para poder realizar las facultades que “el pueblo les confió”.

En julio de 2018 se logró una reforma a la Constitución Política del Estado Libre y Soberano de Zacatecas, a la Ley Orgánica del Poder Legislativo del Estado de Zacatecas, así como al Reglamento General de dicho Poder, ya que el entonces coordinador de la bancada morenista Luis Medina Lizalde impulsó la eliminación de las herramientas legislativas, con la que se prohibió que los diputados recibieran recursos para ayudas sociales, becas y demás dádivas, sin embargo, a casi dos años de distancia la legisladora local del mismo partido ha vuelto a llevar el tema al pleno de la 63 Legislatura.

De acuerdo con Borrego Estrada la situación por la que atraviesa el mundo derivada de la pandemia del Coronavirus afectará en el corto, mediano y largo plazo las actividades sociales y económicas del mundo entero y México no será la excepción, pues la crisis sanitaria perjudicará al “incipiente” desarrollo del país.

“Las consecuencias de esta crisis deben preocuparnos y ocuparnos a todos para que una vez que nos incorporemos a las actividades ordinarias, continuemos combatiendo la pobreza y el desempleo a fin de evitar futuros conflictos sociales, pues como siempre sucede, los pobres son quienes pagan los costos más altos”, dijo desde tribuna la legisladora, por lo que hizo un “llamamiento” para que el Poder Legislativo se solidarice con las demandas que la sociedad reclama y coadyuven, “en la medida de nuestras posibilidades legales” a enfrentar los efectos de esta crisis, ahora ya no solo sanitaria, sino social y económica, pues además es un deber histórico y legal.

Luego de hacer un repaso desde la cultura griega hasta el México independiente, Borrego Estrada argumentó que las actividades evolucionan y “el papel o rol actual de las diputadas y diputados, tanto los de carácter federal como local, incluidos otros representantes populares como los regidores, necesitan diversas partidas presupuestales para realizar las facultades que el pueblo, escúchese bien, el pueblo les confirió”.

Y partiendo del sustento de la Constitución Política local, la legisladora señaló que se debe obtener apoyo institucional para “mantener un vínculo con sus representados” que les permita además, “desempeñar con eficacia y dignidad su cargo”. “Esta cuestión se reproduce en casi todas las entidades federativas, ya que prácticamente todos los congresos estatales cuentan con partidas especiales para que sus diputados y diputadas lleven a cabo acciones sobre gestión social, por ser parte fundamental de sus actividades”, dijo.

Así pues, Borrego Estrada señaló que la reforma aprobada el 7 de julio de 2018, en la cual se dispuso que la Legislatura del estado no podría presupuestar recursos para ayudas sociales, va en contrapelo con el papel que todo representante popular debe desempeñar.

“El papel moderno del diputado o diputada no se agota en la simple aprobación de leyes, atribución que por sí misma es fundamental en un Estado de Derecho, ahora el representante popular va más allá porque en sus manos está la loable tarea de mejorar las condiciones de la sociedad a la cual se debe. Por ello, un diputado o diputada sin recursos se vuelve un simple espectador, lo cual es reprobable, ya que difícilmente puede ayudar a que el Poder Legislativo sea el contrapeso que se requiere”.

“Por ningún motivo las diputadas y diputados podemos permanecer estáticos, porque al hacerlo violamos el voto público y la confianza en nosotros depositada. Debemos aceptar que la gestión social es parte consustancial de las tareas parlamentarias y en ese tenor, proponemos reformar el párrafo segundo de la fracción IV del artículo 65 de la Constitución Política del Estado Libre y Soberano de Zacatecas y sus correlativos de la Ley Orgánica y el Reglamento General, ambos del Poder Legislativo del Estado de Zacatecas, para que los diputados y diputadas como representantes populares que son, cuenten con recursos para mantener un vínculo con sus representados y llevar a cabo las gestiones necesarias”, expuso finalmente.

Las llamadas herramientas legislativas incluían 200 mil pesos en apoyos sociales, 15 mil pesos para viáticos y 7 mil 500 en gastos de representación. Sin embargo, su falta de transparencia, el no estar relacionadas con la actividad propiamente legislativa y las complicaciones para su comprobación, que incluso llevaron a algunos legisladores locales a incurrir en delitos fiscales como la compra de facturas, hicieron que estas “ayudas sociales” fueran derogadas.

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ