El inercial presupuesto 2020

El inercial presupuesto 2020

En el presupuesto que se aprobó para el año siguiente, se esperaba un negro descenso en el mismo por algunas amenazas de recortes a la Aportaciones federales, lo cual (afortunadamente) no ocurrió. Pero también se anunció la posibilidad de modificaciones en las asignaciones debido al Presupuesto basado en Resultados (PbR), el cual, sobre la base de evaluaciones de desempeño y resultados, se iban a suprimir, fusionar y/o re-crear programas, lo cual implicaban cambios importantes en las asignaciones. Es decir, las evaluaciones de resultados afectarían el presupuesto dado que el 80 por ciento de las metas del total del Plan Estatal de Desarrollo están incumplidas. Sin embargo, nada de eso se vio en el ejercicio presupuestal porque el comportamiento del anterior presupuesto respecto al actualmente aprobado, es completamente inercial. Es decir, fueron palabras de artificio.

El DIF continúa con montos exorbitantes, los cuales no fueron modificados a pesar de las duras críticas en la manera en que ejercieron el gasto el año que ha pasado. 418 millones de pesos, contra 63 millones del Instituto Zacatecano de Ciencia y Tecnología o 36 del instituto de la juventud. Recursos que se ejercen con altísima arbitrariedad y alejados de las metas del propio plan estatal de desarrollo. Parece que es un gesto de dominio de la primera dama que hace sus caprichos con costo al erario. La atención a las familias vulnerables está fuera también de evaluaciones de gestión e impacto. ¿Cómo justifican que se le da al DIF casi lo doble que a una secretaria tan relevante como la de Desarrollo Social? Al igual que el año pasado: no existen las justificaciones, y sin justificaciones hablamos de ausencia de rendición de cuentas.

El caso del campo es dramático, se asignó 233 millones para 9 programas. Así, tenemos la asignación de 19 millones al fomento de la productividad agrícola, ¡Nada! Y si tomamos en cuenta que lo más importante del monto se dirige a capítulo 1000 (pago de nóminas), el impacto para la función es una risa. Como el caso del monto en Prevención del Delito, 6 millones asignados al mismo capítulo mil. ¿Se puede justificar destinar 233 millones al Campo contra 418 al DIF? Es grotesco.

El caso de la Seduzac también es un caso digno de revisión. No se ha podido resolver (otro año más) el penoso y pesado caso del déficit del Fone. Gobierno Federal insiste que, a fin de aceptar la propuesta de asumir la nómina en cuestión, se requiere que justifiquen una serie de casos donde hay opacidad y manejos administrativos extraños, y Seduzac no ha solventado esas observaciones. No entendemos por qué eso es así. A estas alturas del problema, es para que la Seduzac hubiera publicado un cuaderno blanco del manejo del Fone, la nómina magisterial y los impactos en calidad educativa. Pero la administración de la Seduzac ha resultado una decepción.

En suma, estamos ante un presupuesto inercial que no promete nada, y dirigido (sabemos) a priorizar las operaciones políticas necesarias para el escenario electoral del 2021. Eso explica las rotaciones de cuadros medios y funcionarios de áreas estratégicas. Dada la proximidad de cumplirse el quinquenio, esperábamos un ajuste del Plan de Desarrollo, como lo sugirió la Coordinación de Planeación, pero fueron (otra vez) palabras de artificio.

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ