Advierten expertos de amenazas a los humedales de Xochimilco

Advierten expertos de amenazas a los humedales de Xochimilco

Los humedales de Xochimilco son parte del suelo de conservación. De acuerdo con el Atlas geográfico en esa materia del Distrito Federal, representa 59 por ciento del territorio del Distrito Federal y comprende áreas de las delegaciones Álvaro Obregón, Cuajimalpa de Morelos, Gustavo A. Madero, Iztapalapa, Magdalena Contreras, Milpa Alta, Tláhuac y Tlalpan. Estos ecosistemas son “uno de los espacios más importantes para los habitantes del valle de México, pues captan 70 por ciento del agua que se utiliza para diversas actividades en la cuenca”, según el documento.

Hoy día este resquicio de los antiguos lagos, en los que se asentó la civilización azteca, enfrenta diversos desafíos: “La mayor amenaza de Xochimilco es la urbanización. En los pasados 30 años se ha urbanizado 20 por ciento de esa localidad y lo estará completamente para el 2050 si seguimos con un modelo de crecimiento urbano descontrolado, y si no se conserva la tradición chinampera”, dijo Luis Zambrano, investigador del Laboratorio de Restauración Ecológica del Instituto de Biología de la Universidad Nacional Autónoma de México.

El especialista en ecosistemas urbanos y lacustres, habló de los aportes ecosistémicos del humedal urbano: “Xochimilco es una pieza muy importante para la supervivencia de la ciudad de México en varios aspectos; primero, es un amortiguador del cambio climático, que se calcula sería arriba de 2 grados centígrados a la temperatura actual si no existiera; segundo, es una zona de filtración de agua, contribuye a la recarga del acuífero, y tercero, da comida y biodiversidad. Se calcula que esos beneficios ecosistémicos que aporta a la ciudad rondan los 300 millones de pesos al año”.

Otra de las amenazas que enfrenta ese sitio es la llegada de especies ajenas a ese ecosistema, que van desde perros y gatos hasta las carpas que se introdujeron en la década de 1970 para acuicultura extensiva, y las tilapias llevadas ahí en los años 80. Esos peces consumieron a los nativos, pues las zonas en las que se introdujeron fueron declaradas áreas naturales protegidas y se prohibió la pesca.

El doctor Luis Zambrano y su equipo han desarrollado programas de reducción de la sobrepoblación de esas especies. “Al día pescamos entre dos y tres toneladas de tilapia para reducir la población. El proceso es lento, pues para disminuir la cantidad drásticamente, en 15 días tendríamos que eliminar 800 toneladas y ello implica infraestructura, gente y dinero”, comentó.

Otra amenaza es la construcción de la autopista urbana Oriente que iría de Muyuguarda a la calzada Ignacio Zaragoza; son casi 15 kilómetros de extensión. Con base en el documento Manifestación de impacto ambiental, presentado por la Unión de Científicos Comprometidos con la Sociedad, implicaría la tala de 2 mil 584 árboles, de los cuales mil 147 son cedros, ahuejotes, ahuehuetes, fresnos y sauces, decretados monumentos urbanísticos. Lo anterior también implica la destrucción de parques y espacios públicos.

Xochimilco fue declarado patrimonio cultural y natural de la humanidad en 1987 por la Unesco, por su tradición chinampera, que data de hace 2 mil años aunque su auge fue entre los siglos XIV y XVI. También desde 2004 el sistema lacustre de Ejidos de Xochimilco y San Gregorio Atlapulco que comprende 2 mil 657 hectáreas, forman parte de los sitios Ramsar, por ser considerado un humedal de importancia internacional por su biodiversidad.

En el laberinto de canales de Xochimilco conviven especies que se encuentran en peligro de extinción, como el axolote (Ambystoma mexicanum), quizás el más importante de la lista y endémico del lugar; los acociles (Cambarellus montezumae); el charal (Chirostoma humboldtianum); la rana moctezuma (Rana montezumae), entre otras endémicas del sitio; además, se pretende reintroducir a la almeja (Anodonta impura), que está oficialmente extinta de su hábitat.

Necesario, cambiar la percepción sobre el lugar

Rescatar a esos animales forzosamente implica cambiar la percepción que la gente tiene acerca de Xochimilco, “por un lado, las personas encargadas de tomar decisiones lo ven como el lote baldío más grande de la ciudad y piensan que hay que poblarlo lo más pronto posible para aprovecharlo; por otro lado, los jóvenes lo ven como un antro flotante. Dejemos de verlo así y visitémoslo con respeto, porque tiene histórica y culturalmente el mismo valor”, comentó Zambrano.

En días recientes se anunció un donativo del gobierno francés, por medio de la Agencia Francesa para el Desarrollo, de 3 millones de euros durante cuatro años, para financiar proyectos de recuperación del ecosistema de Xochimilco, crear refugios para el axolote y la cosecha de productos chinamperos.

Al respecto, Luis Zambrano, parte de esos esfuerzos, dijo: “Nos da mucho gusto que Francia se dé cuenta de que Xochimilco es muy importante, no tanto por el dinero, sino porque es un ejemplo del interés internacional en el tema y presión para no destruir el humedal con autopistas, acuarios o asentamientos irregulares que sirven de cantinas flotantes”.

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ