15.8 C
Zacatecas
jueves, 29 febrero, 2024
spot_img

■ El periodista y profesor del City University of New York impartió una conferencia en Zacatecas

Exigir seguridad al gobierno es una paradoja: Oswaldo Zavala

Más Leídas

- Publicidad -

Por: MARTÍN CATALÁN LERMA •

Exigir seguridad al gobierno es una paradoja, pues su única respuesta será militarización y guerra; “esta es una lógica del Estado que generalmente se traduce en hostigamiento, represión y que termina en descargarse siempre, una y otra vez, con las poblaciones más vulnerables”, afirmó Oswaldo Zavala, periodista y profesor del City University of New York (CUNY).

- Publicidad -

Durante su conferencia “El cártel que se repite: la reterritorialización global de la guerra contra el narco”, impartida en la capital del estado como parte de las Jornadas Interdisciplinarias: Literatura y cultura en el siglo 21, señaló que “la paradoja es que pedir seguridad al Estado es pedir una guerra securicrática; es decir, cuando pides seguridad, lo que va a ocurrir es que van a enviar un sistema de pacificación que en realidad se va a reflejar en un sistema de violencia estatal”.

Aunque no hay una solución a este problema, dijo que su contribución es historizar las funciones simbólicas de esos conceptos y cómo se materializan en políticas públicas violentas contra la población en general, a la expectativa de que la sociedad genere un cambio colectivo.

Indicó que la llamada “guerra contra el narcotráfico” iniciada con el gobierno de Felipe Calderón y que prevalece en la actualidad con políticas de militarización impone un imaginario racializado, clasista y xenofóbico del crimen organizado, pero también reproduce una forma de administrar la violencia entre el Estado y empresas transnacionales y Ejércitos.

Asimismo, Zavala afirmó que esta situación también tiene relación con el modelo extractivista neoliberal, en donde la nueva forma de colonizar un país como México no es mediante una ocupación territorial permanente, sino por medio del saqueo de sus recursos naturales.

“Es ahí donde está la disputa del siglo 21. Es decir, lo que nos debería preocupar no es el narco, sino las empresas canadienses, chinas, estadunidenses, que se están llevando minerales, petróleo, gas natural, etcétera. Esa es la verdadera guerra que encubre el securitarismo y que se llenade narco para no llenarse de saqueo”, dijo.

Por otra parte, expuso que la imagen de los narcotraficantes que se difunde en diversos productos culturales ha cambiado con el transcurrir del tiempo y en la actualidad se utilizan actores que encarnan a “traficantes súper guapos, modelos, y todos parecen Bad Bunny, y creo que eso es parte de la flexibilidad y la calidad flotante del concepto de narco”.

Ello significa que el discurso se moldea y se adapta de manera que los traficantes suecos se conectan con Medio Oriente, pero se parecen a los latinoamericanos y, entonces, “esa es la magia del discurso securitaria que genera este consenso para legitimar la política militarista y construirla como producto de entretenimiento”.

En ese sentido, Zavala consideró que el discurso encubre o distorsiona la realidad, de forma que el discurso se seguridad que imponen los gobiernos establece una forma de interpretar y pensar los hechos de violencia que tienden a legitimar la propia política gubernamental que produce la violencia.

Por último, refirió que, en 2007, año menos violento en tres décadas, la tasa de homicidios fue de 8 por cada 100 mil habitantes en México, pero fue a partir del 2008 cuando la violencia homicida repuntó a partir de la militarización ordenada por el entonces presidente Felipe Calderón, mismo que continúa hasta la fecha.

Es decir, antes de la militarización México tenía la tasa de violencia más baja en las últimas décadas e incluso seguía descendiendo, pero esos indicadores se rompieron con la guerra securocrática de Felipe Calderón.

- Publicidad -

Noticias Recomendadas

Últimas Noticias

- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img