Los primeros años de la Escuela de Economía 1964 – 1967 (2 de 2)

Los primeros años de la Escuela de Economía 1964 – 1967  (2 de 2)

Para 1965 la población estudiantil de la Escuela de Economía era de 10 alumnos, cuatro de ellos cursaban el segundo año y el resto el primero (la matrícula era reducida). En ese mismo año fueron contratados como maestros de tiempo completo Juan Francisco Sánchez Bustamante y Carlos Mier Macías.

En Junio de 1966 la planta docente de la Escuela estaba conformada por los catedráticos: Carlos Mier, Arturo Rodríguez, Alfonso Hurtado, Juan Francisco Sánchez, Jorge G. Zesati, Armando Flores, Rubén A. Preza, José María Soto Solís, Uriel Márquez, Ildefonso Ávila y Aurelio García Sierra. Con esté claustro de profesores se atendían los tres primeros años de la carrera.

A finales de 1967 la Academia de Maestros de la Escuela, a petición de la representación estudiantil analizó, las causas del bajo aprovechamiento de los alumnos. Se señalaron como posibles causas:

“La falta de orientación vocacional en los estudiantes, incrementada en algunos casos, por la decisión unilateral de la Secretaría General y del Departamento Escolar del ICAZ, de orientar hacia la licenciatura en Economía a estudiantes que deseaban iniciar otra carrera.

Irresponsabilidad en algunos alumnos, o falta de interés en sus estudios.

Cierto divorcio, o falta de íntima relación docente entre algunos maestros y alumnos.

Que a las anteriores causas es posible agregar la circunstancia contingente del poco tiempo disponible en el año electivo anterior (motivada por la necesidad de uniformar nacionalmente el calendario “A” al Calendario “B”), con relación a los programas a desarrollar

Se acordó sugerir a la Rectoría que se dirigiese, tanto a la Secretaría de Educación Pública, como a la UNAM, para que ambas instituciones proporcionaran al Instituto, maestros especialistas en Pedagogía de la Enseñanza Superior, para capacitar a los profesores del ICAZ”.

El aprovechamiento académico de los alumnos en el citado año refleja un bajo rendimiento en la materia de Teoría Económica para primer año con 91% M.A. (primer curso), segundo año con 63% M.A. (segundo curso) y tercer año con 71% M.A. (tercer curso). Para cuarto año con 75% M.A. las materias de más bajo interés eran Teoría del Desarrollo Económico y Doctrinas Económicas. El total de materias era seis por año y solo se consideraron a los estudiantes activos para el estudio.

En 1968 la Escuela tendría por primera vez el quinto año de la carrera de Licenciado en Economía, para ello se ideó un Plan Piloto y Experimental tomando en cuenta que dicho grupo estaría integrado sólo por cuatro alumnos (Juan Alcalá Frías, Ma. Guadalupe Falcón Borrego, Susana González Quezada y Jorge Ramírez Olmos). En el entendido de que aunque fuera experimental, los estudios realizados en el mismo, deberían tener plena validez, para tal efecto se realizó ante Rectoría la solicitud correspondiente.

El Plan Piloto consistía en los siguientes puntos: Que el año electivo tuviera una duración de 10 meses. Que las seis materias que debían impartirse en quinto año se distribuyeran de dos en dos cada trimestre, que se impartiera una los lunes, miércoles y viernes, y la otra martes, jueves y sábado, durante dos horas cada día, de tal manera que al cabo de tres meses o tres meses y medio, el programa concluyera, teniendo lugar el examen final al termino de ese período.

Ese sistema tenía la ventaja de que como se carecía de profesores y de recursos para contratar más, se podía hacer frente a la situación con un número menor de catedráticos. En lugar de tener una planta de 32 maestros (uno por cada asignatura), se tendrían cuando mucho 10 por trimestre, y sólo dos por cada año de que consta la carrera.

Otra de las ventajas del sistema propuesto era que un profesor que impartía clase de septiembre a diciembre (por ejemplo) fácilmente, sin distraerse, y concentrando su atención en una sola materia, podrá impartir otra de enero a abril y si fuera necesario otra de abril a julio. Es decir, no sólo existía la posibilidad de ahorrar dinero sino que se aprovechaba y facilitaba la labor de los maestros, dándoles inclusive cierto tiempo para que se dedicaran a otras actividades. Se acordó el siguiente programa para el curso piloto:

Primer trimestre se deberían de impartir las siguientes materias:
Teoría y Técnicas de Planeación Económica.
Teoría de los ciclos Económicos y Política Anticíclica
Segundo trimestre:
Problemas Económicos de México
Finanzas Públicas de México
Tercer trimestre:
Comercio Exterior de México
Cooperación Económica Internacional

El curso piloto debería trabajarse durante 40 días efectivos de clase dos horas diarias, se incluía una hora diaria de trabajo en la biblioteca sobre la materia que se estuviera cursando. En esa hora los alumnos estudiarían y realizarían sus notas bajo la dirección del maestro.

A pesar del inicio incierto plagado de dificultades, como ocurrió con la mayoría de las Escuelas que fueron creadas después de que el Instituto adquirió su autonomía en 1960, la Escuela de Economía arropada por alumnos, docentes, y altruistas, así como por la solidaridad académica de otras Escuelas de Economía del país, se vislumbró con un camino pleno de mejoras para la juventud zacatecana, del que seremos testigos en próximas publicaciones. ■

*Docente Investigador de la Unidad Académica
de Ciencia y Tecnología de la Luz y la Materia.
*Docente Investigadora de la Unidad Académica Preparatoria.

[email protected]

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ