Una isla llamada Centro Histórico

Una isla llamada Centro Histórico
Av. Hidalgo Zacatecas, Autor desconocido, Ca. 1940, Fondo, Federico Sescosse, Biblioteca del Camino Real de Tierra Adentro, C. INAH Zacatecas.

La Gualdra 392: Arqueología e Historia / Ollin: Memoria en movimiento

 

El centro histórico de la ciudad de Zacatecas inscrita por la UNESCO como Patrimonio de la Humanidad cubre una superficie de 110 hectáreas, representando un 40% de la mancha urbana actual. En el devenir del tiempo formó uno de los patrimonios culturales más ricos y diversos del país, esta herencia cultural, al ser marcada por la época, genera en la población la conciencia de un pasado y de una historia común, por medio del cual se sienten enraizados, con alto sentido de pertinencia en el tiempo y en el espacio. Sus antecedentes se remontan a los realejos o simples escarbaderos, con endebles edificaciones diseminadas en la cañada.

Durante el virreinato la traza de la ciudad se estructuró en un eje longitudinal de norte a sur siguiendo el cauce del arroyo de la plata agrupando al centro los órganos de gobierno y religioso, la élite española y alrededor la fuerza de trabajo, período donde predominó la arquitectura barroca en hermosos recintos religiosos y amplias casonas de oligarquías de mineros y hacendados principalmente. Durante el periodo independiente y decimonónico las necesidades de espacio se adaptaron a las antiguas construcciones, cambiaron los rasgos, la ciudad se reviste de la nueva imagen del estilo romántico, plasmada por maestros canteros quienes diseñaron armoniosas composiciones arquitectónicas eclécticas.

Av. Hidalgo. Autor desconocido, Ca. 1950, Fondo, Federico Sescosse, Biblioteca del Camino Real de Tierra Adentro, C. INAH Zacatecas.

Av. Hidalgo. Autor desconocido, Ca. 1950, Fondo, Federico Sescosse, Biblioteca del Camino Real de Tierra Adentro, C. INAH Zacatecas.

 

Después de la revolución, persiste el período historicista, arquitectura de hierro y algunas expresiones del movimiento el art déco se hacen tímidamente presentes. En el último tercio del Siglo XX la arquitectura de valor histórico sufrió sucesivas transformaciones, en su mayoría faltas de carácter, los partidos arquitectónicos fueron subdivididos o mutilados, en varios casos sólo permanece la fachada, alto porcentaje de su población se mudó a nuevas zonas residenciales. En tanto grupos sociales impulsaron la invasión de la periferia generando problemas en el abastecimiento de servicios, infraestructura e imagen urbana. El cerco urbano en torno al centro histórico se fue dando paulatinamente; pero en un tiempo relativamente corto, numerosas colonias que se asentaron irregularmente y fraccionamientos llegaron a conurbar con Guadalupe al sur, Orito al oriente y al sur con la Isabelica. Los periféricos no han sido suficientes para frenar la expansión dela mancha urbana como vemos en las faldas del cerro del Padre y la recién inaugurada vialidad Manuel Felguérez.

El reto que tenemos los zacatecanos es vincular nuestra riqueza cultural con el desarrollo sostenible, se deberá abordar la problemática en forma integral, buscado un equilibrio entre las funciones urbanas de las periferias y el centro histórico, sin embargo, este último tiene que mantener la función de «centralidad». La estructura de la ciudad de Zacatecas es homogénea al interior y heterogénea en los bordes; en torno a la periferia y miradores, las edificaciones que se construyen a pie de carretera obstruyen lo visual del paisaje cultural.

Vista general de Zacatecas desde La Bufa, William Henry Jackson, 1891, Fototeca Nacional, INAH, Catálogo: 430153.

Vista general de Zacatecas desde La Bufa, William Henry Jackson, 1891, Fototeca Nacional, INAH, Catálogo: 430153.

 

La mancha urbana antigua se empieza a sentir hacinada por numerosas construcciones, escasos espacios abiertos y áreas verdes, lugar donde se concentran los eventos públicos, de carácter cultural, comercial, sociales, etc., recorrer algunas de sus calles se vuelve complicado entre rampa, ambulantaje, señalética y mal estado en que se encuentran, no propias para el tránsito de las personas en situación de discapacidad. Por deshabitarse el centro histórico y por la especulación inmobiliaria varios inmuebles están expuestos a numerosos factores que atentan contra su conservación: el cambio climático, la globalización y gentrificación, la especulación económica ha originado cambios de uso, incremento de niveles, modificar el partido arquitectónico. La arquitectura vernácula es la que más ha sufrido afectaciones, los edificios prácticamente se demuelen y se edifica una nueva construcción, con la justificante de apegarla a la «tipología» del lugar. Lo expuesto ha ocasionado desequilibrios arquitectónicos, sociales, económicos y ambientales, que afectan las aspiraciones a un desarrollo sostenible.

Es prioritario un reordenamiento territorial (lo visual, incluir otros polos urbanos y el patrimonio natural deben ser considerados en la planeación) cuyos propósitos son mejorar la calidad de vida de la población, fomentar el crecimiento urbano de manera ordenada y procurar la cohesión social en el territorio, promoviendo un uso sostenible. Hay varios ejemplos de trabajo interinstitucional entre los diferentes niveles de gobierno, donde se han realizaron proyectos con criterio de accesibilidad, inclusiva y movilidad urbana; por mencionar algunos, están las calles Tacuba, Dr. Hierro, una sección Av. Hidalgo, la Plazuela Miguel Auza, etc.

Polígono de la inscripción de Zacatecas como Patrimonio Mundial, UNESCO, 1993.

Polígono de la inscripción de Zacatecas como Patrimonio Mundial, UNESCO, 1993.

 

La acción en materia de conservación y salvaguarda del centro histórico de la ciudad, se ha visto fortalecida con el establecimiento la de la Ventanilla Única de Gestión, entre H. Ayuntamiento de Zacatecas y el centro INAH Zacatecas, a partir de un convenio firmado en el 2018 y que tiene por objetivo dar asesoría y respuesta en tiempo, a las solicitudes de los ciudadanos en materia de edificaciones que se encuentran dentro de la poligonal del centro histórico de la ciudad de Zacatecas.

 

 

* El Dr. José Jaime Medina Martínez es el arquitecto perito del área de monumentos históricos del Centro INAH Zacatecas.

 

 

 

https://issuu.com/lajornadazacatecas.com.mx/docs/la_gualdra_392

 

 

 

Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70