Un asunto de familia, del director Kore-Eda se lleva la Palma de Oro

Un asunto de familia, del director Kore-Eda se lleva la Palma de Oro
El director japonés Kore-Eda al recibir el galardón FOTO: CORTESÍA DEL FESTIVAL DE CANNES

Este sábado por la noche tuvo lugar la ceremonia de clausura de la 71 edición del Festival de Cannes, junto con la proclamación de los premios de la competencia oficial y de la prestigiosa Palma de Oro. El maestro de ceremonias fue Edouard Baer, actor y director francés; tras la ceremonia, el cantante Sting interpretó sobre la alfombra roja varios temas para los asistentes, como el tema Message in a bottle de su ex grupo Police.
El jurado estuvo presidido este año por la actriz y realizadora Cate Blanchett, en un gesto hacia la presencia femenina que esperamos no se limite a un curso marcado por los efectos del affaire Weinstein, y que debería extenderse al número de películas seleccionadas realizadas por mujeres.
La acompañaron en el jurado las actrices Léa Seydoux y Kristen Stewart, así como los directores Ava DuVernay, Denis Villeneuve y el ruso Andreï Zviaguintsev, y la cantante de Burundi Khadja Nin. Esta edición partía sin un claro ganador: al contrario de lo que ocurrió el año pasado, en el cual entre la irregular programación sólo unas pocas películas podían legítimamente aspirar a la Palma, el apreciable nivel de este año aportó una larga lista de serios aspirantes.
Si los críticos se decantaban más por el japonés Kore-Eda con Un asunto de familia, la coreana Burning, o la rusa Leto, la gran ovación del público fue para Nadine Labaki y su Capharnaüm. Desde las páginas de La Jornada de Zacatecas y de La Gualdra, Carlos apostó por la iraní Three faces, y yo por la laberíntica Under the silver lake.
Antes de abrir la entrega de los premios, Cate Blanchett tuvo una mención especial para las numerosas películas programadas que dieron voz a los que normalmente no la tienen, en defensa de la pluralidad y la diversidad. El premio de la Cámara de Oro recayó en Girl, de Lukas Dhont, premiada también ayer en la Queer Palm, y su realizador dedicó el premio a la joven cuya historia real inspiró el filme.
La actriz Asia Argento se encargó de otorgar el premio a la mejor actriz, y recordó que en este mismo Festival de Cannes fue violada cuando tenía 21 años por el productor Harvey Weinstein, y exhortó a toda la industria del cine a denunciar e impedir estos abusos. El galardón se lo llevó Samal Yeslyamova por la kazaja Ayka, en la que interpreta el papel de una madre afligida por las dificultades provocadas por su muy precaria situación económica.
El premio al mejor guion fue adjudicado por partida doble a la italiana Lázaro feliz y a la iraní Tres caras. La hija del realizador Jafar Panahi leyó una emocionante carta enviada por su padre, asignado a residencia en su propio país, al mismo tiempo que tuvo un recuerdo especial para su compatriota Abbas Kiarostami, fallecido en 2016.
El galardón a la interpretación masculina fue presentado por el actor italiano Roberto Benigni, que con su proverbial buen humor dio pie a una divertida entrega del premio a su compatriota Marcello Fonte, por Dogman.
Cate Blanchett anunció la creación de una Palma de Oro especial, con el acuerdo del presidente del Festival, Pierre Lescure, para recompensar a Jean-Luc Godard, un artista que “redefinió la historia del cine”.
Gary Oldman subrayó el honor que suponía estar en “el mejor festival del mundo”, antes de otorgar el premio del jurado a Capharnaüm, de Nadine Labaki, quien lo recogió junto al niño protagonista de su película. Ofreció una dedicatoria especial a Cedra Izam, la niña que intérprete de la hermana del protagonista, destacando sus difíciles condiciones de vida, e insistió sobre la capacidad del cine para crear conciencia y cambiar el mundo, en especial en lo que refiere a la infancia.
El Gran Premio del jurado fue otorgado a Spike Lee, quien dedicó una puya a Donald Trump hablando del “año en que vivimos peligrosamente”.
La Palma de Oro, el galardón estrella de la noche, fue entregada por la presidenta del festival al director japonés Kore-Eda por Un asunto de familia, quien insistió sobre la capacidad del cine para reconciliar a la gente que está enfrentada, y dedicó un recuerdo a los realizadores que no pudieron asistir por razones políticas.
En general, un palmarés que la asistencia consideró justo y merecido, y que cierra con honores una notable edición de este festival.
Palma de Oro: Un asunto de familia, de Hirokazu Kore-eda (Japón).
Gran Premio del Jurado: BlacKkKlansman, de Spike Lee (EstadosUnidos).
Premio del Jurado: Capharnaüm, de Nadine Labaki (Líbano).
Palma de Oro Especial: Jean-Luc Godard, El libro de imágenes (Francia).
Premio de interpretación masculina: Marcello Fonte,enDogman, de Matteo Garrone (Italia).
Premio de la puesta en escena: Pawel Pawlikowski,Guerra fría (Polonia).
Premio al guion: Lázaro feliz, de Alice Rohrwacher (Italia); y Tres caras, de Jafar Panahi, coescrito por el director y Nader Saeivar (Irán).
Premio de interpretaciónfemenina: Samal Yeslyamova,en Ayka, de Sergey Dvortsevoy (Rusia).
Premio de la Cámara de Oro: Girl, de Lukas Dhont (Bélgica).
Palma de Oro del cortometraje: Todas estas criaturas, de Charles Williams (Australia).

Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70