15.1 C
Zacatecas
martes, 16 abril, 2024
spot_img

■ El escritor brasileño fue galardonado con el premio más importante en lengua portuguesa

Culminan cuatro años de oscuridad con la entrega del Camões a Chico Buarque

Más Leídas

- Publicidad -

Por: La Jornada •

Queluz. El escritor brasileño Chico Buarque recibió ayer el Premio Camões 2019, el galardón de literatura más importante en lengua portuguesa, de manos de los presidentes Luiz Inácio Lula da Silva (Brasil) y Marcelo Rebelo de Sousa (Portugal).

- Publicidad -

Pilar del Río, viuda y albacea literaria del Nobel José Saramago, se congratuló de que “la noche oscura ha sido vencida, la libertad y la democracia hoy desprenden aroma de alecrim” (romero), en referencia al concluido mandato en Brasil del derechista Jair Bolsonaro.

En el mensaje difundido en su cuenta de Twitter, la periodista añadió que la ceremonia de entrega realizada en Sintra, Portugal, acaba de proporcionar uno de los momentos más bellos y emocionantes que portugueses y brasileños que aman la cultura podrían soñar.

En la ceremonia, desarrollada en el Palacio de Queluz, Buarque (Río de Janeiro, 1944) ironizó: Me reconforta que el ex presidente haya tenido la gran fineza de no manchar mi Premio Camões.

Cuando hace cuatro años le fue otorgado el Camões al reconocido artista brasileño, Bolsonaro rechazó firmar los documentos necesarios para que la recompensa fuera entregada oficialmente al creador de izquierda y opositor a la dictadura militar brasileña de 1964-1985.

El laureado fue tajante al recordar a la anterior administración: Cuatro años de un gobierno desastroso duraron una eternidad, porque fue una época en la que el tiempo parecía retroceder. Ese gobierno fue derrotado en las urnas, pero no podemos distraernos con eso, porque la amenaza fascista persiste, en Brasil como en todas partes.

Por su parte, el actual presidente brasileño destacó que este premio es una respuesta del talento frente a la censura.

Lula agregó: La vasta contribución de la obra de Chico Buarque va más allá de sus innegables aportaciones a la riqueza literaria de la lengua portuguesa, y demuestra que el arte y la cultura se entrelazan con la política y con nuestros ideales de libertad y democracia.

Más tarde, el mandatario divulgó en su cuenta de Twitter: Un día muy feliz para la cultura brasileña. Un abrazo, mi querido amigo Chico Buarque.

La ceremonia oficial también estuvo presidida por el primer ministro portugués António Costa y por los titulares de Cultura de ambas naciones: Pedro Adão e Silva y Margareth Menezes.

Como reportó La Jornada en 2019, el jurado del Camões reconoció en Buarque el valor y el alcance de una obra multifacética, repartida entre poesía, drama y romance. Su trabajo trasciende fronteras y se mantiene como una referencia fundamental de la cultura del mundo contemporáneo.

En su discurso, ayer el portugués Rebelo de Sousa comparó a Buarque con Bob Dylan, quien ganó el premio Nobel de Literatura en 2016, y destacó la versatilidad del brasileño, que además de componer canciones tiene elogiadas obras en la literatura y el teatro.

Este lunes, además de a Francisco Buarque de Holanda, Chico Buarque, el galardón le fue entregado al escritor portugués Vitor Manuel de Aguiar e Silva (escogido en 2020), a la mozambiqueña Paulina Chiziane (2021) y al brasileño Silviano Santiago (2022).

Luego de cuatro años de retraso en la entrega, la situación política y social de Brasil ha cambiado de forma drástica. En 2019, Da Silva se hallaba preso y se comunicó con Buarque mediante una carta en la que le dijo: Me alegró el premio, pero mucho más feliz porque la televisora Globo tuvo que ponerte en el aire en horario estelar.

Compromiso social

Buarque se había pronunciado contra el golpe institucional a Dilma Rousseff, el encarcelamiento de Lula, el asesinato de la activista y política Marielle Franco y contra Bolsonaro. Además, firmó un manifiesto junto con reconocidas personalidades que consideraban al derechista peligroso para la democracia.

Buarque es reconocido por su compromiso social materializado en sus obras artísticas y su oposición al golpe militar en 1964. Fue arrestado por su militancia en 1968 y partió al exilio el año siguiente; regresó a Brasil con su posición política intacta.

Representante de la llamada Música Popular Brasileña, ha grabado una veintena de discos durante una trayectoria que rebasa medio siglo; también ha destacado en el mundo de la literatura como escritor de novela, cuento, poesía y teatro.

Su primer escrito de ficción, la novela Fazenda Modelo, se publicó en 1974. Siguieron Chapeuzinho Amarelo (1979), Estorvo (1991), Benjamin (1995), Budapest (2003) y Leite Derramado (2009), así como las obras de teatro Roda Viva (1968), Gota D’Água (1974) y Ópera do Malandro (1978).

El Premio Camões, creado en 1988 por Brasil y Portugal, distingue a escritores lusófonos que contribuyan al reconocimiento de la lengua portuguesa. Se entrega alternativamente a un portugués y a un brasileño o a un autor originario de uno de los países africanos que hablan portugués. El brasileño Jorge Amado y el portugués José Saramago están entre sus laureados más conocidos.

Pilar del Río se refirió a la reseña que Saramago realizó sobre la novela Budapest: Algo nuevo ha sucedido en Brasil con este libro (…) Chico Buarque arriesgó mucho, escribió cruzando un abismo sobre un alambre, y llegó al otro lado. Al lado donde se encuentran los trabajos ejecutados con maestría, la de la lengua, la de la construcción narrativa, la del simple hacer.

En su momento, Buarque se refirió a su admiración por la literatura: ‘‘Yo quería ser João Guimarães Rosa. Hoy me avergüenzo un poco de eso, porque es difícil ser Guimarães Rosa. Yo inventé esa palabra, penseiro, para hacer una rima y una aliteración”.

Durante los años 70, una de sus canciones más recordadas, A pesar de vocé, burló la censura y se convirtió en himno de las luchas contra el régimen dictatorial. Cuando fue censurada, ya había vendido más de 100 mil copias.

Las redes sociodigitales explotaron con expresiones de júbilo y cariño por Buarque. Millares de personas celebraron que por fin se haya reparado una falta contra la cultura de Brasil y se haya dado la entrega del galardón.

Entre las expresiones exaltadas se leyó: ¡Qué momento inolvidable! ¡Derramé lágrimas de emoción! o que, en referencia a Lula y Buarque, se trató de ¡la unión de dos guerreros, cada uno a su manera, pero con la misma victoria!

- Publicidad -

Noticias Recomendadas

Últimas Noticias

- Publicidad -
- Publicidad -