Alba de Papel Construir ciudadanía y comunidad, el desafío del próximo gobierno

Alba de Papel Construir ciudadanía y comunidad, el desafío del próximo gobierno

La cultura es un poderoso brazo de contención para frenar el hastío que carcome con violencia a más de dos mil comunidades de 58 municipios que conforman el Estado,  caracterizado en distintos momentos de su historia, por políticas erráticas y desventuradas que lo han  sumido en el abandono y en el conformismo de que “todo tiempo pasado fue mejor”.

Su extraordinario poder experimentado por más de un año dentro de la pandemia, como sostén emocional irremplazable de la vida en confinamiento, la perfila como un bien de primera necesidad que deberá ser vista como asunto inminente en la mesa del debate y en la arenga legislativa para  obtener mejores presupuestos, orientados a un nuevo modelo de política cultural que centralmente derive en la construcción de una política propia, orientada a la descentralización municipal, a la articulación inter-institucional eficiente, a la innovación de esquemas de financiamiento y a una relación distinta con los artistas y creadores que careciendo de seguridad social, han padecido el desempleo y la falta de sustento para vivir.

Se visualiza así en el horizonte, un panorama complejo de reorganización que sólo una gobernadora o un gobernador electo con compromiso y sensibilidad, podrá definir el cambio que amerita la cultura en la Entidad, partiendo del reconocimiento que en sí misma merece como portadora de valores éticos y de la dignidad que cada persona posee de forma individual dentro de aquello que llamamos diversidad.

Ante las elecciones del próximo seis de junio, la comunidad artística  y la sociedad civil han sido susceptibles a los mensajes de los candidatos, respecto al lugar que cada uno le confiere, generando mayor dinamismo,  respecto a jornadas electorales de gobiernos pasados; hoy de viva voz,  el  grupo  “No vivimos del aplauso” se ha expresado a favor de mejorar la estructura administrativa, legal, presupuestaria del Instituto Zacatecano de Cultura, con atención a la oferta laboral y la seguridad social.

Oganismos independientes como Finestra, Gestoría de proyectos encaminado a la profesionalización de gestores culturales y a la realización de programas de significativo impacto social, ha lanzado a la opinión pública un manifiesto de 13 propuestas  para el desarrollo cultural de Zacatecas, derivado de la investigación y análisis de las problemáticas en torno a la gestión, a las políticas culturales, a la segmentación, economía, proyección y oferta cultural, tal información está disponible en redes sociales.

También los partidos políticos han recogido la voz y la experiencia de académicos, gestores, editores, periodistas; el candidato del Partido PAZ, desde marzo difundió en una cuartilla escrita por él, su interés por la democratización cultural, más atención a los municipios, a los artistas, artesanos, apertura y dignidad para los espacios culturales, trabajo articulado y respetuoso entre las instituciones y su relación con el turismo.

El Partido Pri-Pan-Prd (Vá por México), perfiló en dos reuniones en la Capital del Estado, una propuesta del Conocimiento y educación para la prosperidad, donde patrimonio y cultura detonen en una sinergia de acciones que revalore al primero como símbolo de identidad en Zacatecas, por lo que deberá fortalecerse la instrumentación de su preservación y difusión, sin exclusión alguna y con dignidad en su presupuesto. La segunda, deberá reconocer el carácter dinámico de los procesos culturales, buscar el equilibrio entre tradición y modernidad; profesionalización, inversión con carácter social y humanista.

El Partido Morena (Juntos haremos historia) divulgó un decálogo basado en el fortalecimiento de la educación artística, la difusión del patrimonio y la democratización de la cultura, con énfasis en convertir a Zacatecas, en la Capital Latinoamericana de la Cultura. Destaca por su importancia, el interés del colectivo que se formó dentro de este partido, el recorrido que realizó por los municipios del Estado para darles voz y recoger sus demandas que están vertidas en el documento mencionado.

Aun cuando se necesita de mayor participación de la población y luchar porque se involucre con más interés en la contienda,  en lo que respecta a cultura no ha estado mal lo que se ha visto tres meses atrás; han sorprendido, claro, los inusuales pronunciamientos, vídeos, corridos y canciones a favor de un candidato o candidata… en cultura es casi una prohibición por  su intrínseca dignidad y la idea de que está por encima de la política y sus protagonistas.

 Decir que se está favor, es un riesgo para la democratización que se planea instrumentar, porque ningún artista, creador o gestor cultural debiera estar obligado políticamente a pronunciarse, debido a que hay una múltiple interpretación, que más que valiente puede llegar a ser desafortunada, porque no debe ser un boleto de pase para conseguir un trabajo.

La o el que gane en esta jornada electoral, deberá reflexionar con calma, que  necesitará cabeza fría e imparcialidad para elegir al mejor perfil para cultura, dado que será su proyectista, será parte fundamental de su mente humanista y creativa; deberá mirar lejos,  con visión del presente en perspectiva al porvenir; ser una persona experta  en gestión de recursos, en resolución de conflictos, conciliación de intereses, no influenciable, empática y sensible a la otredad, con experiencia y conocimientos en las necesidades del Estado, y en la diplomacia necesaria para fortalecer al gobierno del que formará parte, en rigor, deberá tener liderazgo.

En esta cuestión, hay varios liderazgos en Zacatecas, todos valiosos, hombres y mujeres, experimentados y conscientes en su corazón de verdadera izquierda, que como aliados de la cultura deberán luchar sin tregua por la educación y la libertad, para los niños, los jóvenes, los viejos, por la familia en general.

Por ello, al modo inspirador de Stéphane Hessel y su llamado a la insurrección pacifista, habrá que indignarnos todos por lograr que su andadura en este próximo gobierno, incite con veracidad a construir ciudadanía y comunidad, a través de un proyecto plural, legal, transparente, humilde,  justo, generoso e inclusivo, con respuesta para todos.

La sombra negra de la pandemia sigue… y el desafío es enorme, requerirá fuerza, talento y tenacidad para salir adelante. Tras ganar, habrá que ocuparse en trabajar para Zacatecas, con objetividad y sin regresiones.

A la posteridad el maestro Guillermo Bonfil Batalla “La querella por la cultura no puede ser más la ocupación onanista y desvelada de unos cuantos, ni tema tan inevitable como intranscendente de la charla de salón o de café. En la opción del proyecto cultural que modele el México de mañana se decide nuestro ser y nuestra manera de estar. Es asunto vital para todos: vamos tomándolo en serio”. ν

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ