Maliyel Beverido

Maliyel Beverido
Maliyel Beverido, poeta y directora de La Casa del Lago en Xalapa, Ver.

La Gualdra 469 / 8M2021 / Mujeres en la cultura

  

En la Casa del Lago de la Universidad Veracruzana no hay un “Mes de la mujer”, es nuestra casa todo el año. Dirijo un Centro Cultural Universitario cuyo objetivo es la promoción y difusión de disciplinas artísticas. Bajo el techo a mi cargo hay un teatro, un foro al aire libre, un auditorio pequeño, un patio de conciertos, dos terrazas multiusos y una galería. Eso que suena tan importante, tan solemne y tan excitante es un reto con muchas aristas burocráticas y administrativas nada glamorosas. Cuento con un equipo de colaboradores entusiastas e imaginativos, pero para un espacio de 2500 m2 con diversas funciones somos solo 5 operativos, tres intendentes y dos guardias.

Mis dificultades tienen que ver más con una comprensión deficiente de las dinámicas culturales que con cuestiones de género, aunque también se dan. Aunque podría pensarse que en el medio cultural una mujer en una posición directiva sería mejor aceptada que en otros ámbitos (finalmente, estamos entre gente culta, inteligente y sensible ¿no?), no siempre es el caso. Con mis colaboradores directos nunca he tenido problemas por ser mujer. Siendo un equipo tan pequeño, aunque cada uno conoce sus tareas y responsabilidades, todos le entramos a todo cuando hace falta (y es seguido que haga falta), y eso incluye trepar, trapear, cargar, clavar, lavar…

Con otros interlocutores la cosa puede no ser tan fácil. Como yo contesto mi teléfono directo, algunos de los que llaman -proveedores, funcionarios y directores de otras dependencias- piden de inmediato hablar “con el administrador o el encargado”, asumiendo que soy la secretaria, y tengo que explicarles que probablemente con quien quieren hablar es conmigo, que hay un administrador, pero es mi subalterno, y que la que toma las decisiones finales soy yo. Hay casos en los que, a pesar de esta explicación, insisten en dialogar con un hombre.

En la programación de nuestras actividades el género, por supuesto, es un factor que tomo en cuenta, y no siempre como se espera. En enero organicé un ciclo de lecturas dramatizadas de obras escritas por mujeres: cinco talentosas jóvenes que cruzaron por las aulas de nuestra universidad y que han sido reconocidas y premiadas en diversos certámenes de dramaturgia. Muchas personas (hombres y mujeres) me preguntaron entonces “¿por qué no te esperaste a marzo, para hacerlo en el ‘mes de la mujer’?”, ¡pues precisamente porque pienso no debe haber un ‘mes de la mujer’!; porque me parece que estas son mujeres talentosas que merecen atención en cualquier momento del año; y porque no quiero constreñir en una ventana de tiempo a las creadoras para cumplir con una agenda que solo es de apariencia. Todavía queda mucho por desbrozar para la normalización del liderazgo femenino.

 

 

https://issuu.com/lajornadazacatecas.com.mx/docs/la_gualdra_469

 

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ