Diario de un mal año

Diario de un mal año
Estudio de Beto, el abuelo. Foto de Rebeca Mejía.

La Gualdra 461 / Río de palabras

 

 

Enero

El mes más largo. En Twitter la gente pide que enero termine para poder arrancar sus planes del 2020. Viaje al posgrado en CDMX. Este año me he propuesto leer autoras pendientes en mi librero.

 

Febrero

Viento y más viento. En las noticias advierten sobre el Covid-19 que al parecer avanza de manera acelerada hacia todos los países…

 

Marzo

Sergio murió anoche. Mi cuñado nos envió un meme sobre la pandemia, era tarde y nadie respondió. Al día siguiente ya no estaba con nosotros. Su tipo de cáncer era atípico y agresivo, nos explicaron. Tuvimos un funeral mientras las autoridades comenzaban las acciones de la cuarentena.

 

Abril

Con las calles vacías y el silencio en la ciudad, parece que Zacatecas está de luto con nosotros. Mi cumpleaños lo celebramos en casa, habíamos pensado ir al cine y a cenar, ya será después. Algunas llamadas de felicitación estuvieron acompañadas de un tono condescendiente: “Qué pena que te tocara celebrar tu cumpleaños así…”. Mi esposo y mi perro son mi celebración diaria, pensé.

 

Mayo

Felicitaciones virtuales a mi mamá…

 

Junio

La disyuntiva entre lo económico y la salud se está resintiendo en un país en donde la gran mayoría vive al día. El home office que permite el posgrado es un verdadero privilegio.

 

Julio

La retórica de “acostumbrarnos a la pandemia” y aceptar “la nueva normalidad” ha traído efectos diversos y hasta contradictorios. Es una hidra global.

 

Agosto

Las medidas de seguridad por la pandemia tienen excepciones para unos cuantos, pero eso no incluye el trabajo académico ni a las escuelas en general. Las fronteras entre países están cerradas hasta nuevo aviso sin posibilidades de ningún intercambio.

 

Septiembre

“¡Feliz aniversario de bodas! ¿Te acuerdas cuando vino mi familia y les tocó ver las Morismas de Bracho? Estaban fascinados”.

 

Octubre

El otoño ha llegado… tantos meses de encierro han tenido sus efectos positivos en la tesis y en lecturas pendientes desde hace años en mi librero (estoy preocupada porque mi mamá me llamó para decirme que Beto está enfermo).

 

Noviembre

Mi abuelito tiene COVID. Lo ingresaron al hospital un día después de su cumpleaños. Mi mamá también está enferma… Beto falleció, no hubo funeral.

 

Diciembre

Mi mamá se recuperó, debe cuidarse mucho. Pasado mañana será un mes que mi abuelito nos dejó. Trato de aferrarme a sus palabras: “Mientras haya vida, hay esperanza”.

 

 

https://issuu.com/lajornadazacatecas.com.mx/docs/la_gualdra_461_

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ