Las elecciones del SPAUAZ y el menoscabo del Contrato Colectivo de Trabajo

Las elecciones del SPAUAZ y el menoscabo del Contrato Colectivo de Trabajo

Los universitarios debemos estar muy conscientes de que ahora, la Universidad Autónoma de Zacatecas se encuentra en un momento crucial en su historia; los retos políticos, académicos y económicos van a exigir de nosotros importantes acciones y encomiendas que deben ejecutarse para sacar de los graves problemas a nuestra querida institución y, sobre todo, defender su autonomía. Hoy más que nunca, la contienda electoral para Secretario General del Sindicato del Personal Académico de la UAZ debe verse no solo con la lupa de la lucha de fuerzas políticas internas, si no como una oportunidad única de fortalecer a nuestra Alma Mater y, proyectarla por el sendero de la renovación institucional, la consolidación académica y la fortaleza gremial pues está visto que en el transcurso de cada revisión contractual, las prestaciones y derechos de los docentes, van a la baja y así seguirán hasta que nuestro Contrato Colectivo de Trabajo se convierta en un ramillete de historias donde se diga que antes se ganaba bien y que con el aguinaldo, podíamos compran un vehículo de agencia para lucirlo a fin de año. La UAZ no tiene tiempo para experimentar con nuevas fórmulas ni para posicionar personajes capaces de heredarnos un conjunto de fatalidades laborales cual judas traidor a nuestros intereses. No se trata ahora de poner tal o cual líder sindical, hoy está en juego el estatus de las cláusulas donde se consagra el resultado de importantes luchas ganadas con sudor y sangre de los universitarios del ayer y del ahora. Este mes de agosto debe ser de una profunda reflexión para no cometer el error de elegir a quienes tal vez, solo vayan a ponerle la cruz a la sepultura del SPAUAZ. Llegó la hora de unificar los intereses divergentes en una sola bandera: la autonomía universitaria. Es el momento de la unión, de la solidaridad y de la conexión de nuestras neuronas a sabiendas que somos la materia gris del estado, el gran ser pensante de la comunidad universitaria y, mantener y mejorar nuestra condición como docentes universitarios. En los hechos ya hemos perdido hasta la posibilidad de comprar a crédito los productos de la posta de la Escuela Veterinaria que nos sacaban de apuros cuando se nos complicaba la quincena, ahora ni madres a comprar en efectivo ante la concesión de esta posibilidad. El cúmulo de prestaciones que hemos perdido son muchas y se relacionan entre otras cosas con el aguinaldo, los servicios médico; ahora peligran tiempos determinados y las jubilaciones dinámicas; qué decir de las primas de antigüedad y todo aquello que el gobierno quiera de nuestro contrato colectivo, para eso estamos, para que no solo se le niegue a la UAZ el incremento de su presupuesto para facilitar el acceso de más jóvenes a las distintas unidades académicas y arrancarlos de los brazos de la delincuencia, por el contrario, quieren apretar el cincho como faja de mujer gorda aunque las lonjas se esparzan por doquier. Si elegimos mal, ya nos fregamos, por lo pronto hasta octubre hay lana en la UAZ. ¿Qué pasará con la nómina? ¿El Gobierno nos prestará nuevamente a cambio de qué?, o llegará otro héroe como Luis Videgaray Caso (Aquel que nuca aprendió), mismo que iba a ser el salvador de la institución y su crisis financiera; recordemos que algunos ilusos universitarios hasta le querían poner su estatua en lugar de mi pariente Panchito García. Sin duda que la UAZ está en riesgo, el Contrato Colectivo también y el futuro de muchos jóvenes zacatecanos de igual manera, así que pongámonos a trabajar y que cada quien haga lo mejor de sí para para enfrentar los embates a nuestros derechos sindicales, vayamos por mejores prestaciones, exijamos mayores presupuestos, ni madres que el país está pobre, la pobreza radica en las fallidas estrategias para fomentar el crecimiento económico y el desarrollo sostenible pues somos una Nación inconmensurablemente rica y, su mejor inversión debe ser en la educación. Yo estaré atento al devenir del proceso electoral y ojalá propongan el regreso de la venta de los productos de Veterinaria, que piensen en la creación de nuevas prestaciones, tiendas de autoservicio, más bibliotecas y todo aquello que beneficie a los que hemos hecho de la docencia nuestro proyecto de vida o, ya cuando menos, alcanzar en beneficios a nuestro sindicato hermano del STUAZ, que en muchas cosas supera lo que nosotros tenemos. Ojalá.

*Docente-investigador de la Unidad
Académica de Derecho de la UAZ
[email protected]

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ