Lograr la paz, tarea de todos

Lograr la paz, tarea de todos

La vorágine de la violencia homicida no cede en México, y en Zacatecas, que ahora es arena de combate entre cárteles de drogas, se ha agravado en los últimos días.

La multiplicación de muertes violentas en todo el país, los 10 feminicidios diarios y el creciente número de niñas víctimas de asesinos han motivado la protesta e indignación popular, porque lejos de disminuir los casos, aumentan en número y en crueldad.

La furia de las mujeres, feministas o no, está más que justificada. No solo ellas, toda la sociedad se indigna porque la barbarie no parece tener fin.

La indignación, convertida en ira, no es solo contra asesinos y narcocarteles, sino contra el gobierno de Andrés Manuel López Obrador, de quien se esperarían acciones contundentes y efectivas, no la aparente pasividad con que responde. Es de suponerse que algunas de sus políticas sociales darán buenos resultados a largo plazo, pero ya se precisan operaciones de gran envergadura.

Sin embargo, es necesario ver que esta sangría no proviene exclusivamente del hampa. La corrupción y la perversidad son características ya muy arraigadas en el talante de algunos sectores. A estos flagelos súmele un exacerbado machismo, que por los niveles alcanzados ya podría tipificarse como conducta delictiva.

En Zacatecas, como en todo el país, las voces que exigen el retorno de la paz son cada vez más fuertes y el gobierno estatal no es de oídos sordos. Por lo contrario, desde que Alejandro Tello Cristerna comenzó a gobernar, una de sus mayores ocupaciones fue la de revisar continuamente las estrategias con las que se reducirán los índices de criminalidad.

Los resultados no serán inmediatos como todos desearíamos, pero llegarán si las estrategias sociales puestas en práctica se conservan, quizás con variantes, durante el próximo sexenio.

Se trata de programas dirigidos a la recomposición del tejido social. De fortalecer a la familia, rescatar los valores morales, restaurar la convivencia en las comunidades, cambiar la conducta y hábitos perniciosos de infantes y adolescentes, y en los hombres, desde la niñez hasta la vejez, erradicar el machismo, siempre tan nocivo.

Los programas, accionados por los gobiernos estatal, municipales y por la Secretaría de la Defensa Nacional han tenido el beneplácito de una comunidad capaz de entender que la transformación social no puede darse por decreto ni de un día para otro.

Una de esas acciones fue el Sexto Parlamento Joven, cuya meta radica en promover y comprometer a personas de 16 a 29 años a interactuar en la construcción y difusión de políticas públicas. El Parlamento incluyó a jóvenes de distintos municipios, que en la Legislatura local presentaron iniciativas de ley y lograron puntos de acuerdo que habrán de incidir en la vida política.

El próximo domingo 1 de marzo se efectuará la Ruta Dominical. Será un recorrido sobre el bulevar José López Portillo, que será cerrado a la circulación automotriz en un tramo de tres kilómetros, para que las familias, hasta con mascotas, puedan caminar, trotar correr, andar en bicicleta, patines o patinetas, con plena seguridad y en plena convivencia.

El ayuntamiento de Zacatecas desarrollará, a partir del 14 de marzo, la Olimpiada Comunitaria, que incluirá 22 comunidades con equipos de béisbol, atletismo, básquetbol, futbol, volibol y rebote, en categorías infantiles desde los seis hasta los 15 años. También habrá un torneo de box, que comenzará el 20 de marzo. Será para niños y jóvenes de 8 a 18 años. No serán competencias, sino simple y amistosa convivencia, sin rivalidades. También tendrán su espacio juegos tradicionales que casi se han olvidado, como bebeleche, trompo, balero, yoyo, cuerda, changais, elástico y otros.

Juguemos sin violencia se llama el programa con el que la Secretaría de la Defensa Nacional participa en la construcción de nuevos paradigmas lúdicos en la niñez: nada de juguetes que simulen armas o tengan connotaciones de violencia. Niños o niñas entregan ese tipo de juguetes y a cambio reciben juguetes didácticos.

También está la Operación Familia, que promueve el diálogo familiar, con el objetivo de crear ambientes de desarrollo intelectual, emocional y de salud, para crear una cultura de la paz mediante un esquema participativo en el hogar y las escuelas.

Hay más, otras muchas acciones para reencauzar a la niñez y la juventud para que aprendan a convivir en paz. Estas son tareas en las que todos, cualquiera que sea nuestra edad o posición social, debemos involucrarnos, porque en la batalla por la paz todos debemos ser soldados. ■

*Director general del ISSTEZAC

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ