Peñasquito consume al año en agua lo que Mazapil en 50 años

Peñasquito consume  al año en agua lo que Mazapil en 50 años
El clima en la región varía de seco a muy seco; las lluvias ocurren con baja frecuencia, mientras que los escurrimientos son intermitentes. En la imagen, el semidesierto de Mazapil ■ FOTO: LA JORNADA ZACATECAS

■ Esa minera está considerada como el tajo de oro más grande de México

■ El yacimiento minero pertenece a la empresa canadiense Goldcorp Inc

■ En 7 años ha generado 7 mil 300 millones de dólares en ingresos netos

■ Como presidente, Felipe Calderón aseguró que ayudaría a la entidad

El volumen de agua que anualmente explota la mina a cielo abierto de Peñasquito equivale a medio siglo de uso doméstico para los habitantes de Mazapil, municipio donde opera esta industria.

Peñasquito, considerado el tajo de oro más grande del territorio mexicano, extrae 49.9 millones de metros cúbicos por año, acaparando 11 por ciento del agua de la industria minera en el país.

De acuerdo con la Comisión Nacional del Agua (Conagua), en Zacatecas las personas requieren de 150 litros diarios para consumo humano, lo cual comprende desde lavar alimentos hasta la higiene personal.

Esto significa que los 17 mil 813 habitantes de Mazapil anualmente deben recibir 0.97 millones de metros cúbicos para sus labores de aseo. Es decir, un año de explotación acuífera en Peñasquito equivale a cubrir el servicio de agua potable en la región durante 51 años.

El tajo pertenece a la empresa canadiense Goldcorp Inc, que hizo del desierto una mina de oro: en siete años de vida, Peñasquito ha generado 7 mil 300 millones de dólares en ingresos netos, gracias a la extracción de 2.6 millones de onzas doradas, 149.3 millones de onzas de plata y 2.9 millones de onzas de plomo y zinc, indican sus reportes anuales.

“Si sigue como va Goldcorp, en sus planes de producción, será un orgullo, no sólo para Zacatecas, sino también una oportunidad extraordinaria para reactivar el desarrollo del estado”, comentó el entonces presidente de la República, Felipe Calderón Hinojosa, durante la inauguración del tajo en marzo de 2010.

El Manifiesto de Impacto Ambiental de Peñasquito afirma que su periodo de vida será de 17.5 años, dejando al país una remuneración económica de 923 millones de dólares.

Esta cifra equivale a 4.3 por ciento de los 21 mil 300 millones de dólares que podrá ganar la minera si continúa con su promedio de ingresos, que es de mil 200 millones de dólares anuales.

 

Mazapil, la perla del semidesierto

Ubicado bajo el Trópico de Cáncer, Mazapil es un valle semidesértico al norte de México y colindante con la ciudad de Saltillo, Coahuila, a 112 kilómetros de distancia. El clima en la región varía de seco a muy seco;  las lluvias ocurren con baja frecuencia, mientras que los escurrimientos son intermitentes.

Se estima que seis de cada 10 habitantes viven en un alto grado de marginación, 45 por ciento de las viviendas no cuenta con una red de suministro de agua potable y 37 por ciento no dispone de drenaje sanitario, detalla el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

El principal abastecimiento de agua proviene del manto acuífero Cedros, vedado desde 1988; en consecuencia, sólo se permiten extracciones limitadas para uso doméstico, industrial y agrícola.

Sin embargo Peñasquito sustrae 40.3 millones de metros cúbicos tan sólo de Cedros, esto es igual a 74 por ciento de la recarga anual del acuífero.

El fenómeno provocó el abatimiento de las norias aledañas al complejo industrial, revelan investigaciones de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y elaboradas por los académicos Claudio Garibay, Andrés Boni, Francesco Panico y Pedro Urquijo.

Unos meses después de la inauguración de Peñasquito, en 2010, se terminó el agua de los pozos en las comunidades de Cedros, Las Mesas y Las Palmas, habitadas por más de 30 familias, precisa el documento de la UNAM.

Para octubre de 2012, los pozos agrícolas de los pueblos El Vergel, salvo dos, se agotaron por completo, de tal manera que los campesinos sólo regaron 40 hectáreas de cultivos, de un universo de 650.

“Algunos expertos afirman que el abatimiento del nivel freático en zonas áridas, como la del presente caso, puede tardar siglos en restablecerse luego de suspender la extracción (…) Para los campesinos del valle de Mazapil el abatimiento del manto freático ha hecho del agua un bien inaccesible primero en sus norias y manantiales, y luego en sus pozos profundos”, refiere la investigación.

En total, Goldcorp dispone de 10 títulos de concesiones que le permite explotar mil 585 litros por segundo, colocando a Peñasquito como la segunda mina más voraz de México, solamente rebasada por Buenavista del Cobre, en Sonora, con una capacidad de mil 652 litros por segundo.

Además de Cedros, Peñasquito se abastece del acuífero Guadalupe Garzarón, explotando 9.6 millones de metros cúbicos, de modo que la cifra total de sustracción en la mina asciende a 49.9 millones; esto es 81 por ciento de todo el recurso hídrico utilizado por la industria minera en el estado de Zacatecas.

A este ritmo, Peñasquito consumirá el agua disponible de cinco siglos para consumo humano en tan sólo 10 años, reduciendo el abasto para las futuras generaciones del pueblo de Mazapil, antiguamente conocido como “la perla del semidesierto”.

 

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ