La Jiribilla 07/02/2014

La Jiribilla 07/02/2014

UNO: Stuaz: “Y sigue la mata dando”.

DOS: En la UAZ, “paristas activos” critican a “paristas pasivos”.

TRES: Biblioteca Mauricio Magdaleno, lejos de la gente.

UNO: “Haces mal, espera otro tal”

¿Creían que la historia había terminado?

El Stuaz tiene todavía muchas cartas guardadas.

En efecto, no solamente va por las cabezas de técnicos académicos de Comunicación Social, Deportes, Preparatoria, entre otros.

También se ha propuesto el cierre definitivo de centros como el Peida, del cual se argumenta que no ha sido aprobado por el Consejo Universitario. Aunque los chicos con pruebas en la mano ya refutaron esa versión.

Queda una semana… En ese tiempo se verá de qué lado masca el Rector.

A favor del despido de los técnicos académicos o a favor del Spauaz.

De todos modos, desde cualquier frente le harán la vida de cuadritos.

Y quien sale perdiendo es la institución.

DOS: “El molino… andando gana”

Mientras tanto, en el Spauaz…

De buena fuente se sabe que muchos agremiados ya le echan el caballo encima a su secretario general, Antonio Guzmán.

No se vale, le dicen, que sólo unos cuantos se asolean custodiando las banderas rojinegras durante los paros… pero los aumentos de sueldo son también para los profes que se quedan tomando café en su casa… o en alguna céntrica cafetería.

Hacen grilla de otro modo.

Después de quejas y quejas, dicen que Guzmán accedió a dar “trato preferencial” de reparto de conquistas a quienes sí asisten a cubrir los paros.

Valdría la pena que en vez de esas luchas intestinas se dedicaran a buscar la simpatía del alumnado.

TRES: “Persiguiendo sombras no hay sustancia”

Estudiantes y profesores universitarios lamentan que la biblioteca más grande del estado, la Mauricio Magdaleno, ya no esté frente al céntrico Jardín Independencia.
Lástima.

Durante casi dos décadas, desde su fundación en 1986, esa biblioteca sirvió demasiado a generaciones que acudían bien a realizar tareas, bien a leer o incluso a preparar sus tesis.

El actual edificio, ubicado en las inmediaciones de la calle Quebradilla, comprende cinco pisos aislados entre sí.

Muy distinto a cuando, en el edificio donde hoy opera una Casa de Cultura municipal, el centro estaba ocupado por las mesas, alrededor los estantes y en cada cuarto un espacio especializado.

Hay cambios que no favorecen, sino todo lo contrario.

[email protected]
twitter: @ElRefranero_ljz

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ